×
hace 1 año
Natalia Vitela

Asocian embarazo infantil con violencia

Agencia Reforma

El embarazo en menores de 10 a 14 años va en aumento y la causa principal es la violencia estructural, advierte reporte de IPAS México.

Imprimir
El embarazo en menores de 10 a 14 años va en aumento y la causa principal es la violencia, alerta un reporte presentado este lunes por la organización IPAS México.

En 2016, se registraron 11 mil 800 partos de menores entre 10 y 14 años, según el estudio "La violencia sexual y embarazo infantil en México: Un problema de salud pública y derechos humanos".

"Los embarazos en menores de 15 no se trata de adolescentes teniendo relaciones sexuales con otros adolescentes sino de niñas siendo obligadas por adultos a tener relaciones mediante el uso de fuerza, el chantaje, la manipulación, las amenazas y todo este entorno de violencia estructural que se ejerce en contra de las niñas en un marco de normalización cultural de la violencia y de muy poca efectividad en materia de procuración de justicia", advirtió Fernanda Díaz de León, asesora senior en política y abogacía de IPAS México.

La experta indicó que un 49 por ciento de los varones responsables de estos embarazos tienen más de 15 años; casi un 23 por ciento, de 20 a 24 años; y cerca del 5 por ciento, de 25 a 29 años.

"Detrás del embarazo infantil existen situaciones de violencia estructural que tendrían que implicar que en todos los casos de embarazos de niñas y adolescentes menores de 15 años, cuando son atendidos en los diferentes servicios de salud o educativos, deben ser tamizados por violación.

"Cada que llegue una menor de 15 años a un servicio de salud deberían de prenderse todas las alarmas del aparato de salud para atender y entender en qué circunstancias, con quién se dio este embarazo y entonces ofertar la gama de servicios que se tienen de acuerdo con el marco jurídico en México", urgió durante la presentación del estudio.

De acuerdo con esta organización, las menores de 10 a 14 años que se embarazan tienen 1.3 por ciento del total de los años de vida saludables perdidos, así como más riesgos de parto prematuro y de que sus bebés presenten bajo peso al nacer.

Además, retrasan la búsqueda de aborto, por lo que es más frecuente que acudan a procedimientos inseguros.

Eliana Olaizola, directora de IPAS México, precisó que se ha dado un ligera disminución del embarazo entre mujeres de 15 a 19 años, pero aseguró que no es significativa ni tiene un impacto real en el problema.