×
Otto Schober
Otto Schober
ver +
Otto Schober. Profesor y Licenciado en Educación Primaria; Comentarista radifónico con cápsulas en Núcleo Radio Zócalo; Funcionario de la Secretaría de Educación Pública nivel Primarias en Piedras Negras, Coahuila, Mex.; Historiador de Piedras Negras, Coahuila, México

" Comentar Imprimir
16 Agosto 2017 04:00:00
Incidentes en la frontera
La Comisión Pesquisidora creada por instrucciones de Sebastián Lerdo de Tejada para estudiar ampliamente la situación de la frontera y el comportamiento del indio del noreste de la república desde 1848, informó de 10 casos de disparos de armas de fuego hechos a México desde Estados Unidos, que fueron origen de desgracias y algunas veces de conflicto que fueron sucintamente documentados. Uno de los casos ocurrió el 14 de septiembre de 1855, a las 9 de la noche, donde 3 norteamericanos se aproximaron al vado de Piedras Negras por el lado de Texas y pidieron el envío de un esquife, que estaban en el lado mexicano.

La guardia se negó a enviarlo, informándoles que se había dado la prohibición de hacer este servicio en horas avanzadas de la noche por los amagos de invasiones filibusteras, por lo que los tres norteamericanos abrieron fuego sobre la fuerza mexicana y las viviendas vecinas durante hora y media. Al día siguiente el jefe de la fuerza mexicana acudió ante el capitán S. Burbank, comandante del fuerte Duncan, quien respondió que los culpables eran paisanos sobre los que no tenía autoridad, sin embargo, se esforzaría en evitar estas situaciones, que de comprobarse, la autoridad civil procedería a castigar a los culpables con prisión.

El comandante mexicano al informar al gobierno de Nuevo León, expresó haber ordenado que no se contestara el fuego a menos que los agresores estuvieran a la mitad del Río para no agraviar a los Estados Unidos. Conducta que fue aprobada por el alto mando mexicano. Lo sorprendente es que las autoridades civiles y militares de Tejas fueron indiferentes ante una balacera de una hora y media de duración que no investigaron. El 2 de abril de 1862, unos americanos pasaron a Piedras Negras, hubo una riña entre ellos y unos mexicanos, violentamente regresaron a Eagle Pass y desde allí dispararon sobre la garita, que fueron contestados por dos empleados del resguardo.

En agosto de 1863, durante la confederación, estando en esta orilla del río por el vado de Paredes un niño de nombre Nicanor Góngora, recibió una herida de bala disparada de la orilla americana por un individuo que salía de una tienda de campaña. El agresor, un soldado, que al parecer procedió con premeditación, porque se acercó al río, sacó su pistola, como en ademán de registrarla y disparó. El niño Góngora murió al día siguiente, lamentablemente el culpable se mantuvo por un tiempo en prisión.

En diciembre de 1868, unos soldados norteamericanos que se cree perseguían a unos ladrones, se acercaron al río frente al rancho La Burrita, vieron un bote que se aproximaba al lado mexicano y dispararon dos tiros sobre él, donde venían dos señoras y unos niños. La Sra. Francisca Hinojosa fue gravemente herida. La Comisión Pesquisidora concluyó que estos hechos demuestran el menosprecio de los derechos de México y a la tolerancia de las autoridades Texanas que en algunos casos llegaron a la complicidad, sin embargo, estos hechos, por graves que sean, no señalan en toda su extensión el espíritu invasor que ha dominado en la orilla izquierda del Bravo. (Informe de la frontera norte al Ejecutivo de la Unión por la Comisión Pesquisidora. 1872)
15 Agosto 2017 04:00:00
Obelisco a la Colonia Militar
Para conmemorar las fiestas del centenario de la creación de la Colonia Militar de Guerrero en Piedras Negras, creada en 1850, cien años después, en el año de 1950 se construyó en la parte sur de la hoy Plaza de los Héroes, un monumento elaborado a base de mármol, bellamente tallado e inscrito en su cara principal el motivo de la creación del monumento y los nombres de quienes crearon la colonia militar, el texto íntegro del grabado decía: “Piedras Negras a sus fundadores: Sub-Inspector Coronel, Juan Manuel Maldonado; Capitán, José María Andrade; Alférez primero, Ignacio Perea; Capitán segundo, José María Sáenz; Teniente, Julio Cenea; Alférez segundo, Domingo San Miguel; Pagador, José María Luna y 42 individuos de tropa. 1850-1950”.

El monumento era un obelisco de autor desconocido, que mide 2.90 metros de altura en una base rectangular de 0.85 x 0.65 metros. Fue construido bajo el patrocinio del comité pro-centenario de la fundación de la ciudad. Tenía la inscripción 1850-1950, cuando se desempeñaba como presidente municipal, el Sr. Gabriel Rentería Díaz. Su inauguración representó para la ciudad un gran acontecimiento dentro de la serie de festividades que se programaron para celebrar el centenario, como la develación del escudo de armas de la ciudad, la colocación de la primera piedra de las torres del santuario de Guadalupe, eventos culturales, etc.

Desde su creación, fue el centro de las ceremonias de la fundación de la Colonia Militar en la ciudad hasta 1983, al año siguiente, ahí se desarrolló la ceremonia, pero ya no el 14 de agosto, sino el 15 de junio, para recordar la primera fundación con la Villa de Herrera. Ocasionalmente la ceremonia del aniversario de la fundación de la ciudad regresó a este lugar. Por cierto, en los años noventa, alguien con mucha “creatividad”, ordenó que pintaran el monumento de color blanco, cubriendo de pintura todo el obelisco del bello mármol, ocultando así las características inconfundibles de esta singular piedra, como también las letras doradas originales que portaban las inscripciones, que, como consecuencia, el monumento se veía más claro, dificultándose la lectura de los detalles de la inscripción.

En el mes de mayo de 2010, el obelisco tuvo que ser retirado para dar paso al proyecto denominado “La Gran Plaza” y se supone que sus partes de mármol fueron retiradas por profesionales del manejo del mármol y concentradas en el taller de Obras Públicas en la colonia San Joaquín, junto con otras esculturas que también se retiraron de la plaza de los Héroes en espera de una nueva sede. Ojalá que las piezas de este obelisco de 67 años se puedan conservar íntegras en las bodegas del taller, ya que las esculturas ahí concentradas no la pasan muy bien y su deterioro está garantizado.
14 Agosto 2017 04:00:00
La Colonia Militar
Dos meses después de la fundación de la Villa de Herrera, la Comandancia General de las Colonias Militares de Oriente, a cargo del general José María de Jáuregui, decidieron el establecimiento de una colonia militar en el Paso de Piedras Negras, la cual fue denominada, Colonia Militar de Guerrero en Piedras Negras, dado que la nueva colonia dependía de la aún Villa de Guerrero, facultando al sub-inspector de las colonias militares, coronel Juan Manuel Maldonado para el cumplimiento de esta disposición, girándoles un presupuesto de 500 pesos para la compra de carretas, bueyes y herramienta, la construcción de la fortificación, las casas y abrir la brecha.

Previo a la fundación, ya con la disposición de crearla, el 7 de agosto de ese año se midieron los terrenos en los ocho sitios de ganado mayor, de acuerdo a la ley correspondiente, levantando el croquis el comisionado del Gobierno del Estado, don Marcial Borrego y el día 14 de ese mes, se estableció oficialmente, según lo reportó el coronel Juan Manuel Maldonado, dando fe de la terminación de las primeras construcciones, dejando así a la Villa de Herrera totalmente fusionada a la nueva Colonia Militar.

Los primeros militares que formaron esta guarnición fueron el coronel Juan Manuel Maldonado, que fungió como testigo, el capitán lº José María Andrade como la máxima autoridad de la Colonia, estuvieron también, el alférez lº Ignacio Perea, el capitán 2º José María Sáenz, el teniente Julio Cenea, el alférez 2º Domingo San Miguel, el pagador José María Luna y 168 soldados más. En el mes de diciembre de ese año, el capitán Andrade solicitó permiso para contraer nupcias con la Srita. Josefa Liendo y después de la boda muere el militar, dejando acéfalo su puesto hasta el mes de marzo de 1851, en que la Comandancia de las Colonias nombra al capitán primero José Antonio Arredondo, quien se desempeñaba como capitán segundo en la Colonia Militar de Camargo, como el nuevo titular.

Fue corta la duración de la Colonia Militar, en agosto de 1855. Durante esa época, en mayo de 1852, se registraron dos grandes tormentas a las que el capitán Arredondo llamó “huracanes”, que dejaron grandes daños a la incipiente población y a las instalaciones militares. Dados los abusos que generaban los militares del Fuerte Duncan en el hoy Eagle Pass, se analizó la posibilidad de reubicar la Colonia al sur, en la margen derecha del Río Escondido, donde hoy esta Villa de Fuente, lo que se hizo en 1855, pero no se reubicó la Colonia.

El capitán José Antonio Arredondo tuvo que entregar el control de la población a las autoridades civiles en agosto de 1855, al conformarse la Villa de Piedras Negras, retomando el nombre del sitio original en donde se creó la Villa de Herrera en el conocido Vado de Piedras Negras, consolidándose el poder civil en la persona del Sr. Teodoro Herrera como presidente municipal, al que al año siguiente sustituyó Eleuterio Flores Bejarano, que se mantuvo hasta el año de 1861.
13 Agosto 2017 04:00:00
Agosto en la historia de Piedras Negras
El 13 de agosto de 1955, se coloca la primera piedra de lo que sería el monumento a Venustiano Carranza sobre la avenida Emilio Carranza, que finalmente se construyó en el kilómetro 4 de la carretera federal 57.

El 13 de agosto de 1989, Se funda el Seminario Auxiliar de Piedras Negras.

El 14 de agosto de 1850, se establece oficialmente la “Colonia Militar de Guerrero en Piedras Negras” en la hoy ciudad de Piedras Negras (Segundo nombre que tuvo la ciudad).

El 14 de agosto de 1950, se inauguró el monumento a los Fundadores de la Colonia Militar de Guerrero en Piedras Negras, en la que fue Plaza de los Héroes y el Escudo de Armas de la ciudad, que fue colocado en la fachada principal del edificio de la Presidencia Municipal, por la calle de Juárez, frente a la plaza anterior.

El 14 de agosto de 1980, el presidente de la República, Lic. José López Portillo, inaugura una nueva planta de resortes en la empresa Rassini Rheem, S. A. de C. V. (San Luis Rassini).

El 15 de agosto de 1974, el Club de Leones de Piedras Negras, A. C., aporta cincuenta mil pesos, para la construcción de la “Escuela Primaria Federal Club de Leones-2”.

El 15 de agosto de 1985, la Feri-Expo de Piedras Negras cambia de nombre por el de “Feria del Sol”.

El 15 de agosto de 2000, el Cabildo otorgó licencia para la creación del fraccionamiento La Hacienda.
Toman posesión como comandantes de la Guarnición militar de Piedras Negras, en 1932, el general brigadier Porfirio Cadena Riojas, sustituyendo al general brigadier Ignacio Elizondo Menchaca, y en 1947, el general de brigada Neftalí González Cantú, sustituyendo al general de brigada Jesús Fuentes del Bosque.

El 16 de agosto de 1994, se publica en el Periódico Oficial del Estado el Reglamento sobre la Venta y Consumo de Bebidas Alcohólicas.

El 18 de agosto de 1961, el equipo de béisbol de Piedras Negras, categoría Pony Colt, gana el Campeonato Panamericano en Houston, Texas.

El 18 de agosto de 2004, El gobernador del estado, Lic. Enrique Martínez y Martínez, junto con el presidente municipal Claudio Bres Garza y Jorge Viesca, colocaron la primera piedra de lo que sería la “Plaza de las Tres Culturas”, que a partir del día 21 de este mismo mes y año, el nombre se recortó a “Plaza de las Culturas”, y posteriormente colocaron la primera piedra de lo que hoy es el Palacio de Justicia del Poder Estatal.

El 18 de agosto de 2008, el gobernador de Coahuila, Humberto Moreira Valdés y su esposa, Vanessa Guerrero de Moreira, inauguraron la escuela primaria (Ejército Mexicano) ubicada en el fraccionamiento Los Pinos, construida con los fondos recaudados en su boda.

El 19 de agosto de 1915, nace en Piedras Negras el licenciado César Augusto Valdez Hernández, que fue prestigiado abogado, presidente municipal de Piedras Negras y del municipio de San Juan de Sabinas, presidente y magistrado del Tribunal Superior de Justicia del Estado y magistrado del Tribunal Estatal Electoral de Coahuila.

El 19 de agosto de 1952, el Profr. Fausto Z. Martínez, funda la Escuela de Enfermería y Obstetricia.

El 19 de agosto de 1963, el ProNaF inicia la construcción de la nueva Presidencia Municipal en la esquina de las calles de Abasolo y Zaragoza en el centro de la ciudad, bajo la responsabilidad del Arq. Leoncio Armijo Romo.
12 Agosto 2017 04:00:00
Los cinco vados de Guerrero –I parte-
Se llamó cruce de San Antonio a los cinco vados en que el camino real cruzaba el río Bravo, cerca del presidio de San Juan Bautista en la hoy villa de Guerrero. El más conocido fue el Paso de Francia, situado a seis millas al sureste del presidio, justo debajo de la desembocadura del arroyo Castaño en el lado mexicano, una serie de islas separan el río Grande en el que comienza a doblarse de sur a sudeste.

El camino real entraba en el lado texano al final de una cadena de altos acantilados y por encima de una serie de rápidos. Se cree que el nombre le fue dado después de la tercera “entrada” a Texas en 1689 de Alonso De León, en busca de la colonia de René Robert Cavelier, señor de La Salle. Esta fue la primera travesía en que se manera precisa se le llamó Paso de Francia, aunque la expedición del Bosque-Larios pudo haber utilizado este vado en 1675.

Otro factor que pudo haber influido en el nombre fue la inesperada llegada en 1714 de Louis de Saint-Denis Juchereau junto con tres franceses y cuatro indios al presidio de San Juan Bautista. Después del establecimiento de la misión de San Juan Bautista en 1700, este paso se convirtió en el principal punto de entrada para la exploración y colonización en Texas. El primer norteamericano en documentar su cruce por este vado fue el teniente Zebulon M. Pike, tras ser capturado en Nuevo México en 1807.

El último gran cruce se produjo en 1836, cuando Antonio López de Santa Anna cruzó con su ejército para sofocar la insurrección de Texas. Después de la secularización de las misiones en el siglo XVIII, el nombre de Paso de Francia dejó de usarse, reemplazándolo el Paso de las Islas, ubicado a una milla río abajo del anterior, en un punto en que el río se extiende en ramas superficiales entre varias islas. Este vado es confundido con el Paso de Francia, pero se considera un vado diferente, es el más alejado de los cinco aguas abajo.

Durante la exploración anglo, el cruce fue identificado como Rápidos de Kingsbury y las caídas del Presidio de río Grande, marcando el límite superior de la navegabilidad del río Grande. En 1918, las hijas de la revolución americana y el estado de Texas colocaron un monumento de mármol en este sitio, en la orilla oriental para conmemorar el camino real. Durante los primeros años del Presidio de San Juan Bautista, se utilizó el Paso de Diego Ramón, que fue el comandante de presidio de San Juan Bautista y gobernador de la provincia de Coahuila y Texas, quien utilizó este vado en 1707.

Este vado estaba entre el Paso de Nogal y el Paso de Francia. Mañana, la continuación de esta historia.
11 Agosto 2017 04:00:00
Los cinco vados de Guerrero -I parte-
Se llamó cruce de San Antonio a los cinco vados en que el camino real cruzaba el río Bravo, cerca del presidio de San Juan Bautista en la hoy villa de Guerrero. El más conocido fue el Paso de Francia, situado a seis millas al sureste del presidio, justo debajo de la desembocadura del arroyo Castaño en el lado mexicano, una serie de islas separan el río Grande en el que comienza a doblarse de sur a sudeste. El camino real entraba en el lado texano al final de una cadena de altos acantilados y por encima de una serie de rápidos.

Se cree que el nombre le fue dado después de la tercera “entrada” a Texas en 1689 de Alonso De León, en busca de la colonia de René Robert Cavelier, señor de La Salle. Ésta fue la primera travesía en que se manera precisa se le llamó Paso de Francia, aunque la expedición del Bosque-Larios pudo haber utilizado este vado en 1675. Otro factor que pudo haber influido en el nombre fue la inesperada llegada en 1714 de Louis de Saint-Denis Juchereau junto con tres franceses y cuatro indios al presidio de San Juan Bautista.

Después del establecimiento de la misión de San Juan Bautista en 1700, este paso se convirtió en el principal punto de entrada para la exploración y colonización en Texas. El primer norteamericano en documentar su cruce por este vado fue el teniente Zebulon M. Pike, tras ser capturado en Nuevo México en 1807. El último gran cruce se produjo en 1836, cuando Antonio López de Santa Anna cruzó con su ejército para sofocar la insurrección de Texas.

Después de la secularización de las misiones en el siglo XVIII, el nombre de Paso de Francia dejó de usarse, reemplazándolo el Paso de las Islas, ubicado a una milla río abajo del anterior, en un punto en que el río se extiende en ramas superficiales entre varias islas. Este vado es confundido con el Paso de Francia, pero se considera un vado diferente, es el más alejado de los cinco aguas abajo.

Durante la exploración anglo, el cruce fue identificado como Rápidos de Kingsbury y las caídas del Presidio de Río Grande, marcando el límite superior de la navegabilidad del Río Grande. En 1918, las hijas de la revolución americana y el estado de Texas colocaron un monumento de mármol en este sitio, en la orilla oriental para conmemorar el camino real.

Durante los primeros años del Presidio de San Juan Bautista, se utilizó el Paso de Diego Ramón, que fue el comandante de presidio de San Juan Bautista y gobernador de la provincia de Coahuila y Texas, quien utilizó este vado en 1707. Este vado estaba entre el Paso de Nogal y el Paso de Francia. Mañana, la continuación de esta historia.
10 Agosto 2017 04:00:00
Sara, la kikapú madre del Indio Fernández –II parte-
En cuanto a la controversia del origen Kikapú de la madre del Indio Fernández, los investigadores genealógicos, teniente coronel Ricardo Raúl Palmerín Cordero y su esposa Gloria Martha Pérez Tijerina, encontraron el acta de bautismo de María Sara Romo Bustamante en la parroquia de Laredo, México, fechada el 17 de marzo de 1883, donde se afirma que nació el 25 de febrero de ese año, que es hija de Jesús Romo y de Josefa Bustamante, que sus abuelos paternos son Tomás Romo y Luciana Espinoza (F) y los maternos Marcelo Bustamante (F) y Juana Castañeda.

En Bexar, Texas, se menciona en 1900, que los padres de Sara Romo emigraron a Estados Unidos en 1889, que eran de raza blanca y les acompañaron sus hijos: Tomás de 27 años, Gregorio de 19, Sara de 16, Juana de 14, Amalia de 11, Guadalupe de 7 y Josefa de 3. El historiador Álvaro Canales Santos afirma que sus abuelos conocieron a la madre del Indio, y sostenían que Sara Romo era una mujer blanca de ojos azules. Se localizó en la parroquia de San Buenaventura, Coahuila el acta de bautismo del abuelo materno del Indio, José de Jesús Guadalupe Romo Espinoza, fechada el 16 de mayo de 1853, donde se le bautizó a los 5 días de nacido, hijo de Tomás Romo y Luciana Espinoza.

El acta de bautismo de su abuela materna María Josefa Bustamante estaba en la parroquia de Lampazos, N. L., fechada el 14 de febrero de 1857 y bautizada a los 8 días de nacida, hija de Marcelo Bustamante y de María Juana Castañeda, que sus abuelos paternos eran Rafael Bustamante y María del Carmen Sánchez y los maternos Miguel Castañeda y Josefa Hill. Sus abuelos maternos se casaron en la parroquia de Lampazos. N. L., el 16 de agosto de 1872, él de 18 años, originario de San Buenaventura, Coahuila, hijo de Tomás Romo y de Luciana Espinoza (F), ella, de 15 años de edad, hija de José Marcelo Bustamante (F) y de Juana Castañeda (F).

Estos últimos, bisabuelos maternos del Indio, se casaron en la villa de San Juan Bautista de Lampazos, N. L., el 18 de mayo de 1840, él se desempeñaba como Cabo de la compañía presidial de la Junta de Lampazos. Su nombre está en la lista nominal de los Señores Jefes y Oficiales de tropa pertenecientes al Departamento de Nuevo León, que estuvieron en la campaña contra los rebeles texanos. María Juana Castañeda era familiar del teniente coronel Francisco de Castañeda, comandante de la compañía presidial de La babia y de la colonia Militar de San Vicente.

María Sara Romo Bustamante no murió ni se perdió como se menciona en el libro de Adela Fernández, murió de un ataque cardíaco en el San Antonio Hospital de San Antonio, Texas, el 7 de septiembre de 1978 y sepultada en el cementerio de San Fernando el 11 de dicho mes y año. El certificado de defunción dice: “Sara Medrano (Apellido de casada), de raza blanca, fecha de nacimiento: 25 de febrero de 1886, de 95 años de edad, su país: México. Nombre de sus padres: Jesús Romo y María Josefa Bustamante. Número de registro de seguridad social: 455036911”.

Por lo que se concluye que María Sara Romo Bustamante, madre del Indio, no la asesinaron ni desapareció y que ella ni sus padres ni abuelos, eran de origen Kikapú. Sin duda, fruto de la impresionante imaginación de Emilio El Indio Fernández. (Conferencia Emilio Indio Fernández de Ricardo Palmerín, Múzquiz, Coahuila. 14 de marzo de 2015)
09 Agosto 2017 04:00:00
Sara, la kikapú madre del Indio Fernández –I parte-
Adela Fernández y Fernández, la primogénita de Emilio Fernández Romo, mejor conocido como El Indio, director, actor y productor de cine, protagonista de la llamada Era de Oro del Cine Mexicano, escribió un libro sobre la vida de su padre El Indio Fernández, Vida y Mito, en donde el Indio reconoce que su mote, le viene por su sangre materna (Kikapú), que reconoce que su padre Emilio Fernández Garza tuvo autorización de los Kikapú para casarse con su madre Sara Romo, gracias al trato estrecho que (estos) han tenido con el régimen mexicano, decía, que los Kikapú son poco sociables, que no permiten con facilidad que personas ajenas a su grupo entren a sus reservaciones, no permiten enlaces con personas ajenas a su pueblo con el propósito de conservar la pureza de la etnia.

Decía: “Prácticamente se la robó, aunque formalizaron el casamiento por las leyes mexicanas”. Al Indio no le gustaba hablar de su madre porque con ella se vincula la traición y el crimen. Sobre esto dijo: “Tenía yo 9 años cuando encontré a mi madre con otro hombre, mientras mi padre estaba peleando por la causa revolucionaria, agarré la carabina y maté aquel hombre y me fui a vivir a la bola y a partir de entonces, todo fue puro balazo y pura muerte”. En otra ocasión dijo: “El tipo que estaba con mi madre y al que maté, era un terrateniente, el amigo de este, en venganza, mató a mi madre”.

Adela Fernández dice en su libro: “Lo cierto es, que Sara Romo también salió huyendo, de haberse quedado, le hubieran hecho juicio a mi padre, no pudo regresar con los Kikapú porque estaba excluida de la comunidad”. Se supone que estos acontecimientos ocurrieron en 1913, cundo el Indio tenía 9 años de edad y decía que peleó con Felipe Ángeles, que participó en la batalla de Torreón, San Pedro, Paredón y Zacatecas. Que ingresó al Colegio Militar donde obtuvo el grado de coronel en 1919. En los libros de historia del Colegio Militar, fundado en 1823, están los listados de quienes han formado parte del Colegio desde su fundación y en ninguno aparece el nombre de Emilio Fernández Romo, solo el de Jorge Negrete.

Lo único que se puede comprobar de su mencionada vida militar es que estudió en la escuela militar de aeronáutica, pero no en el Colegio ni el grado de coronel. Sobre el origen Kikapú de su madre, los investigadores genealógicos, teniente coronel Ricardo Raúl Palmerín Cordero y su esposa Gloria Martha Pérez Tijerina, encontraron evidencias en los libros del Registro Civil de Hondo, Coahuila, que el 16 de marzo de 1904 nació Emilio Fernández Romo, que sus padres fueron Emilio Fernández Garza y Sara Romo, en cuanto a sus abuelos paternos, solo aparece Emilio Fernández Martínez, y los maternos, Jesús Romo y Josefa Bustamante.

Mientras Adela Fernández afirma en su libro que sus abuelos se casaron en Hondo, Coahuila, Ricardo Palmerín no encontró ninguna evidencia en ese lugar, solo del matrimonio de la Ana Fernández Garza, hermana de su padre, fechada el 5 de marzo de 1904, cuando contrajo nupcias con Eduardo Castañeda, pero sí de que los padres del Indio se casaron en San Antonio, Texas el 12 de junio de 1903. (Conferencia Emilio Indio Fernández de Ricardo Palmerín, Múzquiz, Coahuila. 14 de marzo de 2015)
07 Agosto 2017 04:00:00
La Villa de Guerrero
Después de soportar las vicisitudes de las fundaciones, los continuos ataques de los indígenas, las intensas sequías, la incomprensión de las autoridades y la lejanía del centro político, las misiones y el presidio de San Juan Bautista de Río Grande inician una época de relativa calma y para el año de 1778 reciben la visita de inspección del comandante de las provincias internas de la Nueva España, el caballero Teodoro de Croix, en su viaje a Texas, con el mismo objetivo. Le acompañaba el ilustre franciscano y cronista Juan Agustín de Morfi, el que realizó un interesante relato del estado que guardan las misiones y el presidio de Río Grande.

Así lo describe: “La misión y el presidio se encuentran en posición ventajosa con tierras buenas y agua abundante”, hace referencia a la situación geográfica, señalando que los dos sitios se encuentran en una depresión en donde circula poco aire y muy cerca una insana zanja. Tomando en cuanta las dos misiones (San Juan Bautista y San Bernardo) y el presidio, Morfi les asigna el tercer lugar en importancia entre las poblaciones de Coahuila, las otras dos eran Santiago de la Monclova y de Santa Rosa, la actual Múzquiz.

Morfi consigna también la construcción del templo de la misión de San Bernardo, que era una obra sumamente ambiciosa y que hubo de quedarse inconclusa por haberse agotado la mano de obra y el dinero para su construcción. La obra la inició fray Diego Jiménez en el año de 1762, desconociéndose el año en que se suspendió la obra. En la actualidad se contempla lo magnífico de la construcción, pues se planeó un enorme templo para la época, con enormes muros, una gran cúpula, la del bautisterio y el inicio de una arquería en el lado derecho.

Al pasar el tiempo y durante la época de independencia, el presidio de San Juan Bautista de Río Grande es refugio del tesorero de las provincias internas de oriente, don Manuel Royela, el que es hecho preso por los insurgentes en enero de 1811, al inicio de la contra revolución de independencia en el presidio de Rio Grande, salen los principales realistas que luego efectuarían la aprehensión de los caudillos de la independencia en Baján el 21 de marzo de 1811.

Por medio del decreto número 4 del Congreso del estado de Coahuila, del 7 de agosto de 1827, en el cual, al presidio de Río Grande se le da la denominación de Villa de Guerrero, en honor del héroe de independencia, general Vicente Guerrero. Hoy en día, la población de Guerrero tiene 959 habitantes y el municipio 2,091, ya tiene la categoría de pueblo mágico y tiene ya 190 años de tener la categoría de villa y más de 300 de existencia.
06 Agosto 2017 04:00:00
AGOSTO EN LA HISTORIA DE PIEDRAS NEGRAS
El 6 de agosto de 2009, se agregan cuatro esculturas del artista Gustavo González, al acervo de la Plaza de las Culturas.

El 6 de agosto de 2010, sale a las 22:30 horas de la Central de Autobuses del Norte de la Cd. de México con rumbo a Piedras Negras y Ciudad Acuña, la primera unidad de Autobuses Anáhuac, ahora propiedad del Grupo Estrella Blanca, marcando así su regreso a las carreteras del país.

El 7 de agosto de 1850, se miden los terrenos de lo que sería siete días después, la colonia Militar de Guerrero en Piedras Negras, por el comisionado del Gobierno del Estado, Marcial Borrego.

El 7 de agosto de 1963, el Ayuntamiento anuncia lo que será la primera gran Planta Potabilizadora.

El 8 de agosto de 1968, el Cabildo obtuvo permiso de la Secretaría de Educación Pública, para que la ETIC 112 (“Esc. Sec. Técnica No. 5 Pedro Ferriz Santacruz”), funcione provisionalmente en el nuevo jardín de niños (Severino Calderón) situado en la esquina de las calles de Anáhuac y Adolfo López Mateos.
El 9 de agosto de 1994, el Cabildo acuerda ceder una superficie de 5,139.20 m2 en el Fracc. Cumbres, para que la Asociación Mexicana de Distribuidores Ford construya una escuela primaria (“escuela primaria Profr. Heriberto Salas Flores”).

El 10 de agosto de 1961, el ProNaF evalúa las instalaciones de la ciudad y presenta los primeros detalles del proyecto denominado “Puerta de México”.
el 11 de agosto de 1927, Toma posesión como comandante de la Guarnición Militar de Piedras Negras el teniente coronel Gabriel González Monroy.

El 12 de agosto de 1989, se inician las labores del Seminario Auxiliar de Piedras Negras con la bienvenida a los primeros 14 seminaristas, cuya sede provisional fue la Casa de Evangelización anexa a la parroquia del Sagrado Corazón de Jesús en Villa de Fuente.

El 12 de agosto de 1990, se entrega en la Casa de la Cultura la presea “Piedras Negras 140” a personalidades distinguidas de la comunidad: Al Profr. Melchor Sánchez Jiménez (historiador), Profra. Julia Elizondo Vda. de Merla (educadora), Luis Parra Patiño (cartero), Alfonso de la Cerda (promotor deportivo), Óscar González Ramos (promotor de charrería), Profra. Rosita Cano Flores (maestra de corte y confección), Gregorio Ruiz Gutiérrez (coleccionista de fotos antiguas), Antonia Morales Martínez (enfermera) y Félix Zavala López (líder campesino).
Más tarde, se inaugura la remodelación de la Sala de Cabildos y de la nueva Galería de Ex-Presidentes Municipales, en el edificio de la Presidencia en la calle Monterrey del fraccionamiento Valle San José.

Esta última, con la colaboración del cronista de la ciudad Julio Santoscoy Cobo, Joaquín Villarreal Peña, Lic. Eduardo L. Barrientos Castillo, Lic. Juan Manuel Camarillo Amaya y el Profr. Humberto Sánchez Cortez.

El 12 de agosto de 2005, se inaugura en la ciudad de Eagle Pass el servicio de transporte urbano internacional que comunica esa ciudad con Piedras Negras, con modernas unidades de la empresa ABC Charters, que en Piedras Negras quedó registrada como Transportes Internacionales de Pasaje, S. A.

El 12 de agosto de 2005, el Cabildo acuerda actualizar la donación de un terreno de 1,627.76 m2 en beneficio de la Diócesis de Piedras Negras para que se construya el Obispado.
05 Agosto 2017 04:00:00
Emilio “Indio” Fernández –II Parte-
Continuando con la semblanza de Emilio El Indio Fernández Romo, realizó las películas Bugambilia, Las Abandonadas y Pepita Jiménez en 1944. En 1945 rodó La Perla, considerada por la crítica como una obra de arte. Después vinieron películas que consolidaron su éxito: Enamorada, con María Félix; El Fugitivo; Río Escondido; Pueblerina, y Maclovia. En 1948, con Salón México, protagonizada por Marga López, ganó el premio a mejor fotografía en el festival de Bruselas, Bélgica. Dos años después filmó Víctimas del Pecado y Cuando Levanta la Niebla.

En Cuba, el también guionista y argumentista realizó La Rosa Blanca y La Red en 1953, esta resultó un fracaso en taquilla, a pesar de la belleza de sus imágenes; sin embargo, ganó un premio especial por la historia mejor narrada en imágenes, en el festival de Cannes, Francia. En 1961 hizo Pueblito, que ganó el premio Las Perlas del Cantábrico, en el festival de cine de San Sebastián.

En el ámbito de la actuación, El Indio realizó un gran trabajo en la década de los 60: La Bandida, de Roberto Rodríguez en 1962; Yo, El Valiente, de Alfonso Corona Blake en 1964 y La Noche de la Iguana, de John Huston, filmada en Estados Unidos en 1964 y en la cual compartió créditos con Richard Burton y Ava Gardner. También apareció en Los Hermanos Muerte, de Rafael Baledón, en 1964; Duelo de Pistoleros, de Miguel M. Delgado, en 1965; El Regreso de los Siete Magníficos, de Burt Kennedy, filmada en Estados Unidos en 1966 y The Appaloosa, de Sydney J. Furie, también filmada en Estados Unidos en 1966, protagonizada por Marlon Brando.

En 1973 filmó La Choca, película con la que ganó el Ariel de Plata por mejor dirección, actuación femenina, coactuación femenina, fotografía y edición, así como el premio a la mejor dirección en el festival de Karlovy Vary, en Checoslovaquia. Se cuenta, que en 1928, el director de arte de la Metro Goldwin Meyer, Cedric Gibbons, fue el encargado de diseñar la hoy famosa estatuilla llamada El Oscar, a sugerencia de su esposa, la famosa actriz mexicana Dolores del Río, dibujo a Emilio Fernández desnudo, sosteniendo una larga espada, que reposa en un riel de película con cinco agujeros, uno por cada rama original de la academia: actores, escritores, directores, productores y técnicos, para que sirviera de modelo para la estatuilla, que cada año se entrega a lo mejor del cine internacional.

Emilio El Indio Fernández murió a causa de las complicaciones que tuvo por una fractura en la clavícula el 6 de agosto de 1986, en su casa de Coyoacán, acompañado por su hija Adela y Columba Domínguez, quien fue una de sus cuatro esposas. El 26 de marzo de 2004, con motivo del centenario de su natalicio, sus restos mortales fueron trasladados al mineral de El Hondo, municipio de Sabinas, con la autorización de su hija, la cuentista Adela Fernández. Emilio El Indio Fernández, es hoy por hoy, uno de los máximos exponentes de la cinematografía nacional e internacional, orgullosamente nacido en Coahuila.
04 Agosto 2017 04:00:00
Emilio “Indio” Fernández –I parte-
Emilio El Indio Fernández Romo, fue uno de los directores más importantes de la época de oro del cine mexicano y conocido internacionalmente como actor internacionalmente por sus papeles de hombre rebelde o macho seductor, que en el fondo esconde su ternura, con 129 películas en su haber, murió el 6 de agosto de 1986. Nació en el mineral de Hondo, Coahuila, el 26 de marzo de 1904, hijo de Emilio Fernández Garza y de María Sara Romo Bustamante, una auténtica indígena kikapú, según versión del Indio, pero las investigaciones del Tte. Cnel. Ricardo Palmerín Cordero, señala que la madre del Indio, era una persona de tez blanca y ojos azules, nacida el 25 de febrero de 1883 en Laredo, México; fue la 3ª hija de José de Jesús Guadalupe Romo Espinosa y María Josefa Bustamante, el 1º nativo de San Buenaventura, Coah., y la 2ª de Lampazos, N. L.

En 1889 emigraron a San Antonio, Texas, en donde Sara se casó con el padre del Indio el 12 de junio de 1903 y ninguno de ellos era de origen kikapú. El Indio afirmaba que Siendo adolescente en 1923, se enroló en las filas revolucionarias de Adolfo de la Huerta en contra de Obregón y al fracasar fue hecho prisionero, luego se fugó, exiliándose en Estados Unidos. Vivió en Chicago y en Los Ángeles, donde trabajó como albañil en Hollywood, sitio en donde laboró como extra, doble, actor secundario y bailarín en películas como Volando a Río en 1933, en donde Dolores del Río era la estrella.

La llegada a Estados Unidos del mítico director del cine ruso, Sergei Eisenstein, marcó un hito para Emilio Fernández, que se impresionó del estilo del cineasta en la película ¡Qué Viva México!, que resalta la belleza del país, que sirvió para que Emilio desarrollara su propio estilo, en el que destacó su patriotismo, lo naturalmente mexicano y la estética de la revolución. Regresó a México en 1933 y se empleó como boxeador, clavadista en Acapulco, panadero, maestro de tiro, camaronero y aviador, antes de iniciar su carrera en el séptimo arte.

Esto se dio con la película Cruz Diablo, de Fernando de Fuentes, a la que siguieron Janitzio, de Carlos Navarro en 1934; Celos, del ruso Arcady Boytler en 1935, y Allá en el Rancho Grande, de Fernando de Fuentes en 1936. En 1937 como actor y guionista hizo Adiós Nicanor, de Rafael E. Porras; Juan Sin Miedo, de Juan José Segura en 1938; Los de Abajo y La División del Norte, de Chano Ureta en 1939, entre otras.

Con el impulso económico del general Juan F. Azcárate y de su amigo David Silva, Emilio debutó en 1941 como director en la película La Isla de la Pasión: Clipperton. En ese año conoció en Cuba a su primera esposa, Gladis Fernández, con quien procreó a su hija Adela. En 1943, filmó María Candelaria, una de sus obras más importantes, que ganó la Palma de Oro por mejor fotografía en el festival de Cannes, Francia, al tiempo que hizo que el cine mexicano traspasara las fronteras y se colocara entre los mejores del mundo.
Mañana, la conclusión de esta semblanza. (Conferencia Emilio Indio Fernández de Ricardo Palmerín, Múzquiz, Coahuila, 14 de marzo de 2015).
03 Agosto 2017 04:00:00
Coronel Ildefonso Fuentes
Al cumplirse un aniversario más del deceso del distinguido militar Ildefonso Fuentes, entresacamos algunas ideas de Apuntes para la Historia de Monclova, de Daniel Menchaca Hernández, donde da a conocer, que Ildefonso Fuentes de Hoyos nació el 24 de enero de 1829, en la antigua Hacienda de Castaño, hijo de Manuel Fuentes y Catarina de Hoyos, quienes procrearon 10 hijos. Cursó las primeras letras con el maestro Jesús Silva.

Participó en la defensa de los pueblos contra los continuos ataques de los indios bárbaros. Su familia sufrió un doloroso golpe en uno de estos ataques en 1838, en el que murió su hermano Pedro y se llevaron cautivos a la esposa de éste, doña María Arciniegas, quien nunca volvió y se sabe que fue la madre del indio Victorio, jefe comanche famoso por su valor e inteligencia, y a su hermano Abelino de 7 años de edad, quien volvió al seno de la familia después de 15 años de permanecer entre los indios.

Causó alta en el regimiento de rifleros de Monclova, el 15 de mayo de 1855, con el grado de alférez, al mando del coronel Miguel Blanco. Recibió su bautismo de sangre el 22 de julio de 1855, al resultar herido en el fortín de Huizache. Se reincorporó al regimiento de rifleros de Monclova al mando de Blanco al iniciarse la guerra de tres años.

Al inicio de la intervención francesa, es ascendido a capitán, haciéndose cargo de su regimiento y partió a combatir al ejército invasor y a los traidores. Participó en forma sobresaliente en la batalla de Santa Isabel el 1 de marzo de 1866, donde capturó una bandera enemiga. Participó en infinidad de acciones de armas; fue herido varias veces, siempre al frente de sus rifleros de Monclova, combatió en Saltillo con Victoriano Cepeda y en la toma de Matamoros, figuró prominentemente en el sitio de Querétaro como jefe de la línea de San Sebastián.

Al consumarse el derrumbamiento del imperio regresó a su solar nativo, a restañar sus 12 heridas y a cultivar la tierra en su predio de Castaños, llamado Las Delicias. El presidente Juárez le extendió en 1867, la condecoración de segunda clase. Volvió a empuñar la espada brevemente en las revueltas del plan de la Noria y de Tuxtepec, retirándose con el grado de teniente coronel. Murió repentinamente, de un síncope cardiaco, en su casa de Castaños, el 2 de agosto de 1874, a los 45 años de edad. Su casa en Castaños ostenta una placa conmemorativa y en Monclova existen una calle y una plaza que llevan el nombre de Ildefonso Fuentes.
01 Agosto 2017 04:00:00
Candela
El nombre de Candela se originó porque en una de las montañas cercanas a la población remata un picacho que al parecer de los primeros pobladores, parecía una vela o candela, y así se llamó en referencia a la actual cabecera municipal, ubicada al este de la ciudad de Monclova, donde después de recorrer 90 kilómetros esta el Paso de la Carroza y al descender se descubre la blanca torre del campanario de la parroquia de San Carlos Borromeo.

Al fundarse en 1674, se llamó Misión de la Caldera y la funda el sacerdote Francisco Esteban Martínez, por encargo de Fray Juan Larios y del primer gobernador de la provincia de Coahuila, don Antonio Balcárcel. El padre Martínez congregó a los indígenas del rumbo, que era indios pacíficos, pero por el abandono en que las autoridades tenían a la misión se despobló y hacia 1690, el capitán Alonso de León, gobernador de Coahuila, ordena fundar una misión cercana a La Caldera y dispone que Fray Francisco Peñasco, funde la misión de San Bernardino de la Candela.

Cerca de esta misión se funda también la Misión de San Felipe Valladares, con habitantes indígenas llevadas de Boca de Leones, la actual Villa Aldama en el estado de Nuevo León. El deslinde de tierras de las misiones se efectuó en diciembre de 1718 y los realizó el sargento mayor Pedro del Bosque.

El historiador Esteban López Portillo, dice sin citar sus fuentes, que el 30 de julio de 1774, Joaquín Sánchez Navarro, fue comisionado por don Jacobo Ugarte y Loyola, gobernador de la provincia de Coahuila, con sede en Monclova, para que estableciera la población de San Carlos de la Candela, con 44 familias españolas, en las tierras y aguas pertenecientes a los indios de San Bernardino y cita los nombres de estos fundadores.

Antes de estas fundaciones, en 1669, ocurrió una de las más grandes rebeliones de indios en el Norte de México y cerca de Candela, en la Mesa de Cartujanos estaba su campamento, que es sitiado ese año por el alcalde de Saltillo, don Juan Antonio Sarri, obligándolos a rendirse y tomando prisionero a su jefe, ejecutándolo en Saltillo.

En 1836, Candela es testigo del paso de los militares que marchan a la guerra con Texas, encabezados por el general Martín Perfecto de Coss, en enero pasa la columna procedente de Laredo con rumbo a Monclova. Durante el porfiriato la villa de Candela es elevada a la categoría de ciudad con el nombre Romero Rubio, el 6 de julio de 1890 y la perdió a la caída de la dictadura en 1911.

Candela tiene un año más de existencia, 1,808 habitantes en el municipio, 1492 en la cabecera según el censo del INEGI de 2010 y con la categoría de ciudad recuperada en 1990.
31 Julio 2017 04:00:00
La cultura tlaxcalteca
La religión de los tlaxcaltecas era muy semejante a la de los aztecas. Tenían un Dios principal: Camaxti, equivalente a Huitzilopochtili y era el Dios de la guerra y la caza. Su culto no era tan cruel como el de los aztecas, ya que los sacrificios se realizaban en voluntarios o con prisioneros de guerra y con mucha frecuencia los inmolados eran animales.

Su idioma era el náhuatl, que hablaban con más corrección que ningún otro grupo nahaloide. La familia se formaba por el padre, la madre y la prole. Normalmente el individuo era monógamo y sólo los señores podían tener una esposa y varias concubinas, aunque a los hijos de todas se les consideraba legales. Las reglas morales eran muy estrictas, el hombre debía casarse antes de los 22 años o era rapado y expuesto al escarnio público.

El robo, el adulterio y la mentira, al igual que la embriaguez y las faltas a la moral, eran castigados severamente. Los hijos a partir de los 5 y 6 años eran educados en el hogar con estricto apego a la moral. Una vez pasada la infancia eran enviados a colegios para ser educados por asesores y sacerdotes en distintas disciplinas.

A los hijos de los nobles se les enviaba al Calmecac y a los plebeyos al Tepochcalli. Había colegios para mujeres en donde se les enseñaba la educación moral, las artes, la cocina, el tejido, etc., tratando siempre que fueran agradables y útiles a sus esposos. La base de su alimentación era el maíz, complementada con el frijol, el chile, la calabaza, algunas legumbres, tubérculos, flores, frutos y semillas.

El maguey le proporcionaba el agua miel y el pulque. Sus pencas cocidas en barbacoa le proporcionaba el mezcale, que al fermentarse producía el mezcal. La tuna del nopal se comía seca y cruda durante la temporada, la baya del mezquite les servía para fabricar el mexquitamal o panes de gran poder nutricional.

Consumían carne producto de la cacería y de animales domésticos como el pavo o perrillos, que eran criados para servir de alimentos, engordados y sacrificados para las grandes ocasiones. La cocina típica del noreste conserva en sus principales platillos la herencia tlaxcalteca: Las tortillas, las chalupas y las gorditas pellizcadas nos recuerdan la palabra tlaxcalteca, significa comedor de maíz o de pan de maíz.

Los chicales, el atole de masa, los tamales tienen el mismo origen; el mole, el pipián, el pan de pulque, el esquite, la calabaza con elote y el pulque, no pueden negar que son herencia de la colonización tlaxcalteca.
30 Julio 2017 04:00:00
Agosto en la historia de Piedras Negras
En un día no determinado del mes de agosto de 1855, se crea la villa de Piedras Negras, tercer nombre que tuvo nuestra ciudad.

En un día no determinado de agosto del año 1863, el niño Nicanor Góngora fue muerto en el lado mexicano, por un soldado norteamericano que disparó premeditadamente desde su territorio.

En un día no determinado del mes de agosto de 1958, Se inició la construcción de una nueva estación de ferrocarril, en el mismo sitio en donde estuvo la edificada en 1884.

Toman posesión como comandantes de la Guarnición Militar de Piedras Negras: el 1 de agosto de 1957, el general de brigada I. C. D. E. M. Luis Rivas López; el 1 de agosto de 1984, el general brigadier Luis Ángel Fuentes Álvarez y el 1 de agosto de 1987, el general brigadier D. E. M. Mario Joaquín Vega y López.

El 1 de agosto de 1980, inicia transmisiones la primera estación de televisión con programación local: XHPN, Canal 3.

El 1 de agosto de 1982, el Cabildo cede un terreno de 2,147 m2 al Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), Sección 38, para la construcción de su clínica por la calle de Buenavista en la Col. Ampliación San Felipe.

El 1 de agosto de 2011, el Ayuntamiento nombra al Lic. Rodolfo Briseño Hermosillo, como consejero presidente del Consejo de Investigación, Conservación y Promoción de la Cultura, Historia y Tradiciones de Piedras Negras.

El 2 de agosto de 1969, inicia transmisiones la estación de radio XEVM, propiedad del Sr. Tomás García Jiménez, transmitiendo en el 1240 del cuadrante.

Fue vendida el 6 de octubre de 1991 al Sr. Manuel Camacho Hernández, quien también las vendió el 3 de mayo de 1996 al Grupo Radio Zócalo del Sr. Francisco Juaristi Septién.

En 2012 cambió a frecuencia modulada como XHVM.

El 2 de agosto de 1977, se constituyó la empresa Minera Carbonífera de Río Escondido, conocida por sus siglas de MICARE.

Su sede principal se instaló inicialmente en Piedras Negras, ahora se ubica por la carretera federal 57, casi frente a la Termoeléctrica José López Portillo, en el municipio de Nava.

El 3 de agosto de 1964, el Sr. Joaquín G. Peña, dona un terreno de 2,000 m2 en la Col. Altamira, para la construcción de la Esc. Prim. Juan Antonio de la Fuente.

El 3 de agosto de 1993, el Cabildo acuerda donar una superficie en la Col. Ampliación Tierra y Esperanza, por la calle de María Anita de los Santos para construir la hoy “Esc. Sec. Téc. No. 84 Julia de León de Merla” y un terreno para construir la capilla de la Purísima Concepción en la Col. Doña Pura por el bulevar Fidel Villarreal.

El 3 de agosto de 2012, inicia el Campeonato Nacional de Béisbol Infantil, categoría 5-6 años.

El 4 de agosto de 1898, nace en Cd. Porfirio Díaz (Piedras Negras) el general de división Miguel Henríquez Guzmán, formó parte de la escolta que acompañó a Madero del Castillo de Chapultepec al Palacio Nacional, constitucionalista, comandante de operaciones en San Luis Potosí en 1938 y candidato a la Presidencia de la República.

El 5 de agosto de 1963, se inicia la demolición del edificio que ocupó el cuerpo de Bomberos en la esquina de las calles de Abasolo y Zaragoza, para que se construya la nueva Presidencia Municipal por parte del Pronaf.

(Programa Nacional Fronterizo).
29 Julio 2017 04:00:00
ILDEFONSO VILLARELLO
Ildefonso Villarello Vélez fue periodista, fecundo historiador, traductor de griego, latín y hebreo, escritor, poeta y maestro. Nació en Puebla en 1905, pero por decreto del Congreso de Coahuila se le declaró por sus grandes méritos coahuilense por nacimiento en 1943. Sus estudios primarios los realizó en las escuelas poblanas Juan N. Méndez y en la Moderna, secundaria en el Colegio de Puebla; la preparatoria y la Normal en Saltillo. Los superiores en Forth Worth, Texas, en la Superior Obrera de México y en la Universidad Vasco de Quiroga de Michoacán.

Fue maestro fundador y subdirector de la Normal Superior de Coahuila; secretario y luego rector de la Universidad Autónoma de Coahuila; maestro del Ateneo Fuente; maestro huésped de la Universidad de Nuevo León; presidente de la Sociedad Coahuilense de Estudios Históricos; miembro del Seminario de Cultura Mexicana; miembro de la Sociedad Mexicana de Geografía y Estadística y de la Academia Nacional de Historia y Geografía. Se le honró con las Palmas Académicas otorgada por la Academia Nacional de Historia y la Universidad Nacional Autónoma de México en 1968; La medalla “Capitán Alonso de León” por la Sociedad de Geografía y Estadística de la Universidad de Nuevo León en 1972 y el premio Saltillo 1988, entregado post-mortem.

De entre sus publicaciones destacan: Historia de Coahuila; Historia de la Revolución en Coahuila; Constituciones del Estado de Coahuila, en 1972; El Habla de Coahuila, en 1970; Vito Alessio Robles, el historiador de Coahuila, en 1972; en la revista Vanguardia de Saltillo publicó datos sobre los fundadores de Monclova, apuntes sobre la historia de Arteaga y General Cepeda; en la revista de la Escuela Normal del Estado, publicó los datos de las fundaciones de Piedras Negras, Zaragoza, Sabinas, entre otras producciones. Junto con Javier Guerra Escandón descubrieron el acta de fundación de la “Villa de Herrera”.

Fue siempre profesor, aunque para muchos fue un maestro, era pequeño de estatura pero era un gigante en la cátedra, padecía de estrabismo, pero su visión humana alcanzaba mas allá del horizonte, fue dueño de una fuerte voz, pero manejaba nuestro idioma con impresionante propiedad y dicción perfecta; de limpia conducta, extraordinario talento y vocación. En Puebla inició su vuelo y en Coahuila encontró el ambiente propicio para fraguar con luz propia un hermoso destino. Su jubilación nunca la pudo asimilar, porque le faltaron los estímulos compensatorios del reconocimiento público que se le negaron en vida y aún después de muerto.

Hizo de Coahuila la razón de su estudio y de su existencia. Desde los tiempos del reconocido historiador, don Vito Alessio Robles, nadie se había preocupado por la historia de Coahuila como lo hizo él. Murió en la Ciudad de México el 29 de julio de 1973 y sus restos descansan en la tierra que tanto estudió y tanto amó, en Coahuila y en Saltillo.
28 Julio 2017 04:00:00
Rendición de Francisco Villa
Al empezar la decadencia de Francisco Villa, el guerrillero, ya cansado, buscó pactar con el gobierno y vivir en paz. Hubo varios intentos, pero el definitivo se realizó cuando llega a la presidencia de la república don Adolfo de la Huerta, quien nombró como su representante al Ing. Elías Torres, para que gestionara con Villa sobre su rendición saliendo en su busca.

Villa sale de Parral, asalta el tren que iba a Ciudad Juárez, cruza a caballo el bolsón de Mapimí sin rumbo fijo, haciendo marchas forzadas en pleno verano y faltándole el agua, hasta que el 27 de julio de 1920, cae de improviso en Sabinas, Coahuila, a las 5 de la mañana, llegó por el camino viejo que conducía al mineral de Las Esperanzas, cruzó el río Sabinas a la altura de la avenida 5 de Mayo, continuó por la margen izquierda hasta el puente de ferrocarril y tomó por sorpresa el cuartel militar, envía un telegrama al presidente De la Huerta, invitándolo a una conferencia.

El presidente envió al general Eugenio Martínez a Sabinas y juntos levantaron un acta el día 28, donde se pactó que Villa deponía las armas para retirarse a la vida privada, El gobierno federal le cedía en propiedad con los requisitos legales, la hacienda de Canutillo. Se le autorizó una escolta de 50 hombres que Villa designaría y que dependerían de la secretaría de guerra y marina, quienes pagarían sus haberes. Esta escolta no podría ser removida ni podría distraérsele de su único objetivo que es la seguridad personal del general.

El resto de las personas a su mando, se les pagaría el importe de un año de haberes según el grado que ostentaran y se daría en propiedad algunas tierras que ellos indicaran para que se dediquen a trabajar. A quienes desearan continuar la carrera de las armas se les incorporaría al ejército nacional. El general Villa declaró bajo protesta no tomar las armas en contra del gobierno, ni contra sus compatriotas y el general Martínez velaría por el cumplimiento de estas garantías. Documento que es firmado en la casa ubicada en avenida Reforma número 60, esquina con Gómez Farías, hoy Emilio Carranza y la vía férrea a Nueva Rosita, propiedad del señor Lamar, en donde se instaló, junto con una extensión telegráfica.

Al momento de firmar, se rindió un general de división, en este caso Francisco Villa, un general de brigada, don Lorenzo Avalos, 7 brigadieres, 23 capitanes primeros, 33 capitanes segundos, 34 tenientes, 41 subtenientes, 31 sargentos primeros, 33 sargentos segundos, 14 cabos y 480 soldados. El gobierno le ofreció un tren hasta Parral, que Villa no aceptó, regresando a caballo. En Sabinas, permaneció 3 días, siendo atendido por el alcalde don José María Treviño.

Cuando partió su contingente se formó en columna de cuatro por la calle de Ocampo, frente a la acequia, desde la avenida Puebla, hoy Epifanio Ramos, hasta la de Reforma, hoy Emilio Carranza, salió por la avenida 5 de Mayo. Todo el pueblo salió a despedirlo y es un deleite que el municipio de Sabinas, recuerde este evento, que ya es parte de la historia (Historia Gráfica de la Revolución Mexicana, Archivo Casasola).
27 Julio 2017 04:00:00
Monseñor José Jáuregui –parte III–
La periodista Blanca Esthela Treviño de Jáuregui, que conocía muy bien a monseñor José Jáuregui, por ser esposa del Lic. Mario Jáuregui, sobrino del eclesiástico, lo describía. “Como todos los genios, oscilaba entre lo divino y lo humano: En sus cursos de introducción a la teología y filosofía para adolescentes, después de elaborar un punto clave nos deleitaba con un cuento o un chiste. Era dueño de una admirable elocuencia y un profundo conocimiento de la condición humana.

Su enorme creatividad le permitía comunicar la profundidad de la palabra a niños, a jóvenes y a mayores. Dotado de extraordinario inteligencia y sonora voz, sus sermones hicieron época tanto por su exposición como por su fuerte contenido. La variación de estímulos verbales y no verbales en el púlpito -antes de la utilización de equipos electrónicos en los templos-, tocaba las fibras profundas de la mente y del corazón.

Llegaba ahí donde se forjan los ideales, los sueños y el compromiso a trabajar por un mundo mejor. Creó la Acción Católica, la sección infantil, el catecismo, preparó catequistas que acudían para dar a conocer el contenido de la Biblia a las colonias”. “Ofrecía consuelo y ayuda a sus feligreses de una manera peculiar: Prestaba oídos sin enjuiciar las debilidades humanas. Era un hombre estricto y a la vez compasivo. En ocasiones el acostumbrado coscorrón, una amonestación y un ¡qué bárbaro!, acompañado de su inimitable risa eran suficientes para arrancar a las personas de las garras del sufrimiento y de la culpa.

En otras analizaba la situación a profundidad y rescataba a la persona de la maraña de las formas y la ponía en presencia del contenido. No se doctoró en diplomacia: era franco, llamaba a las cosas por su nombre. No era persona de dobleces ni vacilaba en encarar a la gente con su responsabilidad”. “Tal vez hubiera podido ser obispo, pero era hombre de contenido y a veces descuidaba las formas”.

Con el paso de los años tuvo vicarios que le apoyaron en su labor evangelizadora, ya que la ciudad presentaba un gran crecimiento y él no se daba abasto para atender a sus feligreses de la ciudad. Fue incansable, siempre servicial y lo demostró hasta el final de su vida, cuando enfermó, se dedicaba a la venta de pajaritos para reunir fondos para la compra del reloj de las torres. Llegó solo al hospital y su agonía fue corta, falleció víctima de una insuficiencia cardiaca, el 27 de julio de 1973, vistiendo de luto a la grey católica de Piedras Negras, que no solo perdieron a su estimadísimo monseñor, sino a un gran amigo.

Fue sepultado en el panteón Santo Cristo, en una capilla especialmente construida para él. En julio de 2013, el Consejo para la Investigación, Conservación y promoción de la Historia, la Cultura y las Tradiciones de Piedras Negras, propuso nombres para las calles del área conocida como Sector Seminario, donde se ubica esta institución y la calle que lleva a este lugar se propuso se llame monseñor José Jáuregui, lo que fue aprobado. Su legado espiritual está a la vista y el material forma ya parte del patrimonio cultural y espiritual de la ciudad.

De su obra material aún no nos pasan la factura y cuando esto suceda, no tenemos con qué pagarla, ni con el recuerdo. (Archivos del Santuario de Guadalupe)
26 Julio 2017 04:00:00
Monseñor José Jáuregui –II parte-
Continuando con la semblanza de monseñor José Jáuregui Yáñez, considerado como el más grande guía espiritual que ha tenido Piedras Negras en su historia. Con su muy singular estilo de motivación, recabó los fondos para poder construir los altares de mármol del hoy Santuario de Nuestra Señora de Guadalupe: El de la Virgen de Guadalupe; la de la Virgen de la Inmaculada Concepción, y la del Sagrado Corazón de Jesús, además de sus respectivas imágenes con bellos cuadros en 1947, los ángeles, con su antorcha de focos y el Sagrario.

Nunca hizo distinción de clases, se llevaba igual con el desposeído que con el que le sobraba, con tal de que la gente se interesara en la vida de la iglesia. Para él, la Iglesia católica lo fue todo y se entregó completamente a su servicio. Le tocó vivir y sufrir la terrible inundación del 28 de junio de 1954, el agua llegó hasta los escalones del altar mayor, dañando su mobiliario y junto con el sacerdote Cristóbal Yáñez, resguardaron los archivos, ornamentos y lo que se pudo, en el espacio que utilizaba el coro.

La Casa Parroquial fue destruida en su totalidad y tuvo que buscar alojamiento con su vecino. Buscando los fondos suficientes logró crear la capilla de Nuestra Señora de la Luz, en la colonia Roma, en 1947, que con el tiempo se transformó en la parroquia de Nuestra Señora de San Juan de los Lagos, con la donación del terreno, la construcción del edificio, altares, coro y bancas.

Volvió a la vida la capilla de San José, en el sector conocido como Mundo Nuevo, que ya más o menos funcionaba desde 1929; consiguió el terreno para la construcción de la capilla del Sagrado Corazón de Jesús en la colonia Bravo, aunque la primera piedra se colocó hasta 1967; también obtuvo la donación del terreno para la construcción de la capilla de San Martín de Porres en la colonia Harold R. Pape y la capilla de la Santa Cruz en la colonia del mismo nombre; reconstruyó el hoy Santuario de Guadalupe después de la inundación de 1954, agregándole paredes de mármol y reconstruyó el salón Don Bosco ubicado al lado del Santuario, y el Cristo que se encuentra dentro del Santuario de Guadalupe, forma parte de su legado.

Con mucho esfuerzo, consiguió uno de sus máximos logros: La creación del Colegio México; él solicitó el terreno en donde actualmente se encuentra, consiguió donaciones y ya concluido, pudo traer el personal de religiosas que se hicieran cargo del colegio. Fue el iniciador del proyecto educativo conocido como Instituto de Las Américas y de la escuela de Artes y Oficios. Formó la agrupación de Los Caballeros de la Corte de Honor de la Virgen de Guadalupe. Impartía personalmente la doctrina a los niños, pero lo hacía hablando su lenguaje, enseñando la doctrina a base de historias, que aquellos niños, ahora personas mayores, aún tienen presentes en sus memorias. Siempre le dio importancia a los niños, como también, ellos a él y esperaban con agrado el día de la doctrina para escuchar sus interesantes historias que les dejaba boquiabiertos.

Les decía: “Abran bien las entendederas, porque esto que les digo tendrán que enseñarlo un día en las colonias y en las rancherías”. Mañana, el final de esta semblanza. (Archivos del Santuario de Guadalupe)
25 Julio 2017 04:00:00
Monseñor José Jáuregui –I parte-
La prestigiada periodista Blanca Esthela Treviño de Jáuregui narraba: “Por aquellos años de malas y peligrosas carreteras era todo un acontecimiento tener la visita pastoral del Excelentísimo Señor Obispo de Saltillo. Un grupo de jóvenes de la Acción Católica esperábamos para saludarlo mientras tenía una importante reunión con los sacerdotes de la región. Monseñor José Jáuregui abrió la puerta y nos obligó a entrar a coscorrones para que pudiésemos saludarlo. Al ver nuestra consternación por haber interrumpido la reunión del Obispo nos dijo: ‘Que no les intimiden los rangos y las jerarquías de los mortales”.

José Jáuregui Yáñez es considerado como el más grande guía espiritual que ha tenido la ciudad en su historia, antes de la creación de la Diócesis de Piedras Negras y durante la misma hasta la fecha. Nació en el estado de Michoacán, era un hombre recio, dinámico, alegre, carismático, amoroso, bromista, dadivoso, incansable, con el seño hendido, con voz estentórea y bien modulada, y casi invencible. Como los diamantes tenía sus puntos agudos y lacerantes. Se ordenó como sacerdote el 25 de mayo de 1930, en Comillas, España, obtuvo un doctorado en Teología en Presillas, Italia.

Al regresar a México se desempeñó como vicario en la catedral de Guadalajara, Jalisco, donde fue encarcelado durante la persecución religiosa. Al ser liberado fue nombrado prefecto de disciplinas en el seminario de Saltillo de 1932 a 1934, fue párroco en el municipio de General Cepeda, de Arteaga y de Ramos Arizpe dentro de la diócesis de Saltillo, que recorría a caballo bajo las inclemencias del tiempo. El 16 de diciembre de 1941, recibió la orden del obispo, Jesús María de Echevarría, de ocupar la parroquia de Nuestra Señora de Guadalupe en Piedras Negras, Coahuila, para sustituir al sacerdote José Salvador Flores, a donde llegó el sólo, con el objetivo de trabajar y conquistar.

Aquí se enfrentó a la ignorancia religiosa, a la hechicería, supersticiones, y la maledicencia. Difícil fue su ministerio: enseñar a amar a Dios en vez de temerle, tener fe para convertir la noche del alma en día y la incertidumbre en certeza. Para la mayoría de los nigropetenses, la Biblia no era un libro que leían por lo complicado de sus palabras y solo las personas intelectuales, que no eran muchos, sí la comprendían. Sostuvo una lucha por reparar la parroquia, que estaba en pésimas condiciones y con filtraciones de agua.

Con la realización de actividades logró restaurar su iglesia y motivó a los feligreses para que depositaran sus ofrendas. En agosto de 1950 se colocó la primera piedra de lo que serían las hermosas torres del hoy Santuario de Guadalupe. Aquí sobresale una de sus muchas anécdotas, la del “Domingo del Peso”. Monseñor propuso que en las misas del primer domingo de cada mes, los fieles cooperaran con un peso para poder costear la construcción de las torres de la iglesia, decía. “El que esté de acuerdo, favor de ponerse de pie”.

Entonces dio una señal al coro dirigido por la Srita. Lily Gutiérrez del Campo, para que interpretara el Himno Nacional Mexicano. Todos los presentes se pusieron de pie y las dos torres fueron una realidad. Mañana, la continuación de esta semblanza. (Archivos del Santuario de
Guadalupe)
24 Julio 2017 04:00:00
Saltillo –III parte–
En octubre de 1810 los arrieros que llegaron a la famosa feria de Saltillo informaron a los vecinos del levantamiento de armas del cura Hidalgo contra el gobierno español. España reaccionó al movimiento de independencia y creó las Cortes de Cádiz para permitir la participación de sus colonias en asuntos legales y administrativos. Saltillo envió al padre Miguel Ramos Arizpe como representante de su distrito.

En 1821, tres meses antes que se hiciera el acto oficial de independencia en la Ciudad de México, el Cabildo de Saltillo declaró la independencia, ovacionada con gritos del pueblo en la plaza de armas. Después de la independencia, la villa de Santiago del Saltillo fue bautizada como Leona Vicario con la categoría de ciudad, y el pueblo de San Esteban cambió su nombre por el de Villalongín, en honor a un insurgente michoacano. Sin embargo los nombres no prevalecieron y en 1827 se integraron como una sola población con el nombre de Saltillo.

En ese año la Capital de Coahuila se trasladó de Monclova a Saltillo y desde entonces tienen aquí su sede, los poderes: ejecutivo, legislativo y el judicial. En 1835 Texas se levantó en armas para independizarse de México. El general Antonio López de Santa Anna, al frente del ejército nacional pasó por Saltillo rumbo a San Antonio. Durante su estancia en Saltillo decretó la creación de la hoy famosísima Alameda.

En 1867 se creó el Ateneo Fuente una de las primeras instituciones de educación superior en el norte del país. Años después, se creó la Escuela Normal del Estado para maestros. La vida de la ciudad cambió bruscamente al arribar el ferrocarril en 1880, después la electricidad, el telégrafo, el teléfono y el automóvil. Hacia 1930 se fundó la actual Universidad Agraria Antonio Narro.

En los años cincuenta se creó el Instituto Tecnológico de Saltillo y la Universidad Autónoma de Coahuila. Y dos décadas más tarde, la Universidad Autónoma del Noreste y el campus Saltillo del Tecnológico de Monterrey. La vida agrícola de Saltillo en la segunda mitad del siglo 20 se fue transformando rápidamente hacia la actividad industrial; las enormes huertas desaparecieron y las industrias dominan el paisaje de hoy.

Saltillo tiene ya 440 años de existencia, pero Saltillo es hoy por hoy, una de las mejores ciudades de México, conocida por su bella arquitectura y la calidad de sus instituciones educativas como la Atenas del Norte o la Atenas de México.
23 Julio 2017 04:00:00
Julio en la historia de Piedras Negras
El 23 de julio de 2010, el Cabildo acuerda no celebrar la Feria Regional, por la muerte del que fue presidente municipal, Lic. José Manuel Maldonado Maldonado.

El 23 de julio de 2016, finaliza el XII Campeonato Nacional de Béisbol Infantil categoría 5-6 años con el triunfo de la delegación de Nuevo León.

El 24 de julio de 1969, el Sr. Tomás García Jiménez adquiere concesión de radio para explotar comercialmente en Piedras Negras la estación XEVM y transmitir en el 1240 del cuadrante.

El 24 de julio de 2003, son colocadas en una glorieta oval, en el entronque de las carreteras federales 57 y ribereña a Nuevo Laredo, una pareja de venados de bronce en tamaño natural, de la especie cola blanca, típica de la región, por el escultor, Ing. Jorge Zertuche Valdés.

El 24 de julio de 2010, se inaugura el Campeonato Nacional de Béisbol Infantil, categoría de pre-iniciación (5 y 6 años), con la participación de 15 equipos.

El 25 de julio de 1974, se corona a la Srita. Silvia Lucila Acosta como reina de la Feria Nacional Expo-74 de Piedras Negras.

El 25 de julio de 2015, finalizó el X Campeonato Nacional de Béisbol Infantil, categoría 5-6 años.

El 26 de julio de 1888, el Ayuntamiento de Cd. Porfirio Díaz (Piedras Negras), dona el terreno para la construcción del nuevo edificio de la Aduana.

El 26 de julio de 1974, se develó el busto de Felipe Carrillo Puerto (ex-gobernador de Yucatán), en la plaza de la colonia 28 de Junio, donada por el ejecutivo estatal de aquella entidad, Carlos Loret de Mola, por la noche, se inauguró la Feria Nacional Expo-74 de Piedras Negras, junto con las nuevas instalaciones.

Fue la única ocasión que la Feria tuvo la categoría Nacional. El 26 de julio de 2014, finalizó el VIII Campeonato Nacional de Béisbol Infantil, categoría 5-6 años.

El 27 de julio de 1929, las autoridades permiten la reapertura de la iglesia de Nuestra Señora de Guadalupe, tras un poco más de dos años de inactividad.

La reapertura la realizó el sacerdote don Martiniano Ruiz.

El 27 de julio de 1961, por acuerdo del Cabildo se le cambia el nombre a la calle 11 de Diciembre por el de Dr. Pedro Martínez Pérez.

El 27 de julio de 1973, muere en la ciudad, monseñor José Jáuregui, quien se mantuvo como jefe de la grey católica en Piedras Negras por casi 32 años.

Logró la construcción de las torres de la iglesia de Nuestra Señora de Guadalupe, que durante muchos años han sido uno de los símbolos de la ciudad. Es el sacerdote más notable en la historia de la ciudad.

El 27 de julio de 2001, la empresa textil Dimmit Industries, anunció después de 28 años de vigencia, la cancelación de sus operaciones en sus cinco plantas y despedir a sus 2 mil trabajadores.

El 28 de julio de 1972, el Ing. Álvaro Villarreal González dona al Ayuntamiento, un terreno frente a la unidad habitacional Venustiano Carranza (100 Casas), para la construcción del CECyT (CBTis 34).

El 28 de julio de 1999, el Cabildo acuerda por colocar una estatua del gobernador Rogelio Montemayor Seguy, como reconocimiento público a su labor en beneficio de Piedras Negras y el estado.
22 Julio 2017 04:00:00
SALTILLO –II parte, Los Tlaxcaltecas-
Debido al lento avance de la villa y al temor de que los indios comenzaran a causar molestias a los pobladores españoles, se decidió traer a la comunidad un grupo de tlaxcaltecas para que cultivaran las tierras del valle y sirvieran de ejemplo a los nómadas de la región.

El 2 de septiembre de 1591 llegaron a la villa de Santiago de Saltillo, 245 personas que formaban 71 familias procedentes de Tlaxcala, entre ellas 102 hombres y 85 mujeres, 38 niños y 20 niñas.

Fueron asentados en un área separada de los españoles, para lo cual se fundó el pueblo de San Esteban de la Nueva Tlaxcala. Recibieron tierra, ganado e instrumentos de labranza y permiso de portar armas.

Sembraron trigo y maíz, huertos de manzanos, duraznos, membrillo y nogales.

Introdujeron la cría de borregos y con su lana fabricaron frazadas y nacieron los famosos sarapes.

En 1592, edificaron la iglesia más antigua que existe en la ciudad, la de San Esteban.

La villa de Santiago del Saltillo y el pueblo de San Esteban estaban separados por una acequia que corría por donde ahora existe la calle de Allende y eran independientes en sus autoridades civiles y en las religiosas, aunque estaban unidas en la defensa contra los nómadas, la comercialización de sus productos y las fiestas importantes.

El crecimiento fue acelerado y hubo frecuentes conflictos por las tierras y agostaderos entre los españoles y los tlaxcaltecas. Muchos de ellos, tlaxcaltecas y españoles, salieron de Saltillo para fundar y consolidar otras poblaciones como Parras, Viesca, Monclova, Nava, Nadadores y Candela en Coahuila; Monterrey, Guadalupe, Bustamante y Villa Aldama en Nuevo León e incluso San Antonio en Texas.

La riqueza de la región propició la feria del Saltillo, una de las más famosas de la Nueva España durante la época colonial que se celebraba en octubre de cada año.

En el último cuarto del siglo XVIII se construyó la actual Catedral y la capilla del Santo Cristo con piedra sedimentaria y cantera blanca.

Este monumento integra corrientes del barroco, el salomónico, el estípite y el anástilo y fue concluida en 1800. Su torre, de estilo neoclásico, fue terminada en 1897.

A finales del siglo XVIII, casi simultáneamente a la catedral, se edificaron los templos San Francisco, una capilla anterior a la actual San Juan y una ermita donde ahora se ubica el Santuario de Guadalupe; además de la Capilla de Landín y el templo El Calvario.

Mañana la conclusión de la historia de la ciudad de Saltillo.
21 Julio 2017 04:00:00
Saltillo –I parte, su fundación-
Desde el reino de la Nueva Vizcaya llegó un grupo de españoles encabezados por el joven capitán Alberto del Canto. Según un informe que hizo el cosmógrafo real a Felipe II, aparece el nombre de Saltillo al final de una lista de poblaciones fundadas antes de 1574.

Por otra parte, muchos aceptan el año de 1577, como el de la fundación de la Villa de Santiago del Saltillo del Ojo de Agua, por ser el año en que llegó Alberto del Canto y como el 25 de Julio, es el día de Santiago Apóstol, el santo más venerado en España, donde se asegura que en el momento de la fundación don Francisco de Urdiñola mandó plantar una cruz en el sitio que juzgó idóneo para crear la villa, una costumbre que tenían los españoles al establecer un poblado.

No se especifica el día ni el mes en que llegó Alberto del Canto a la villa de Santiago, solo que fue en 1577.

Lo que si se sabe es que el grupo estaba constituido por 16 familias, que llegaron con sus hijos, sus sirvientes y sus esclavos, aunque algunos estiman que eran un centenar de personas.

En 1951, el historiador W. Jiménez Moreno halló en el archivo del Parral, Chihuahua, que fue también capital de la Nueva Vizcaya, el expediente relativo a un pleito sobre límites entre aquella provincia y el Nuevo Reino de León, promovido en 1643.

En este litigio, conocido como “documento del Parral”, se dice que el capitán Alberto del Canto, comisionado por el gobernador Martín López de Ibarra fundó, en 1577, la villa de Santiago del Saltillo.

Se expresa también que el mismo Capitán avanzó hacia el noreste descubriendo el Valle de la Extremadura, donde hoy está Monterrey y que estableció, en el mismo año, un lugar que llamó Santa Lucía.

Como de este suceso existe sólo la referencia habría que considerar esa fundación sólo como un asentamiento.

En 1976, el gobernador Oscar Flores Tapia pidió a un grupo de historiadores estudiar el documento de Parral, quienes establecieron que los datos eran fidedignos, entonces se determina como oficial el 25 de julio de 1577, como el de la fundación de Saltillo.

Los primeros pobladores de Saltillo se dedicaban a la agricultura y a la ganadería menor.

Durante varias décadas Saltillo se constituyó como la puerta del avance español al noreste.

Sin embargo, los nuevos pobladores fueron atacados por los indios que habitaban en los alrededores y la villa estuvo a punto de desaparecer; en 1581 varias familias se refugiaron en Mazapil y en Durango. Mañana la continuación de esta historia.
20 Julio 2017 04:00:00
La muerte de Francisco Villa
Francisco Villa después de haberse rendido al gobierno, se había convertido en hombre de negocios, había cambiado el caballo por el automóvil que él mismo manejaba, hacía frecuentes viajes a la ciudad de Parral, Chihuahua, hasta que fue asesinado la mañana del 20 de julio de 1923. Tenía muchos enemigos; unos porque les había matado a sus familiares, otros por ideas políticas, etc., entre éstos se encontraban Melitón Lozoya, Jesús Salas Barraza, que fue diputado a la Legislatura de Durango, Juan López Sáenz Pardo, Librado Martínez, José y Román Guerra, Ruperto Vara, José Sánchez Pardo, José Barraza y otros más, los que con toda premeditación formaron un complot para asesinar al Centauro del Norte, alquilando una casa en las calles de Guanajuato y de Gabino Barreda frente a la plaza Juárez de la ciudad de Parral. Durante varios días estuvieron acechando a su víctima.

El 8 de julio se disponía el ex guerrillero a salir de Parral con rumbo a la hacienda de Canutillo, coincidiendo que en esos momentos los niños del Colegio Progreso salían de sus clases y por el temor de herir o matar a los escolares, falló ese intento para matarlo. Pasaron los días, Villa volvió a Parral y al regresar otra vez a su hacienda de Canutillo, los complotistas esperaban la señal que les diera Juan López, quien sacando de su bolsillo un pañuelo rojo como limpiándose el sudor, fue el aviso para que en los momentos en que pasara el automóvil manejado por el propio Villa, quien llevaba a su derecha al coronel Miguel Trillo y en los asientos traseros a los coroneles Román Contreras y Medrano, “El Dorado” Claro Hurtado y el chofer, se escucharon más de 150 disparos, muriendo instantáneamente Francisco Villa, Trillo, Claro Hurtado y el chofer, resultando herido el coronel Contreras y Medrano, quien murió en el hospital ocho días después.

El destacamento federal se encontraba tomando instrucción militar en un lugar llamado “La Maturana”, acontecimiento que favoreció a los complotistas. Jesús Salas Barraza fue aprehendido en Nuevo Laredo por el general Paulino Navarro y conducido a la capital de la República, echándose a cuestas toda la responsabilidad sin mencionar al resto de sus compañeros, internado en la penitenciaría del estado. Al estallar la revolución delahuertista, la legislatura de Chihuahua decretó su absoluta libertad y se incorporó al Ejército con el grado de coronel, posteriormente fue diputado al Congreso de la Unión. ¿Ordenó matar el gobierno a Francisco Villa? ¿Por qué fue liberado y premiado su asesino?
19 Julio 2017 04:00:00
Los tlaxcaltecas de saltillo
El capitán don Francisco de Urdiñola dio posesión el 13 de septiembre de 1591, a los tlaxcaltecas que se decían nietos y descendientes de Xicoténcatl “el viejo”, de los terrenos que los españoles habían cedido para ellos y fundaran San Esteban de la Nueva Tlaxcala, a un costado de la villa de Santiago del Saltillo. Fueron testigos de elegir el sitio más adecuado para edificar la nueva población: El jefe tlaxcalteca don Buenaventura de Paz, el gobernador de los colonos tlaxcaltecas don Joaquín de Velasco, el instructor religioso fray Juan Terrones y su compañero fray Cristóbal de Espinoza, jefes de los colonos tlaxcaltecas y las autoridades de la villa del Saltillo.

Acordaron que la fundación se hiciese al poniente de esta última villa, calle de por medio, señalando lugar para plaza, casas reales, iglesia, convento, huertas y anexos en el terreno comprendido entre las calles de Victoria al sur, Manuel Pérez Treviño al norte, Allende al oriente y Manuel Acuña al poniente. En el acto de fundación se echaron al vuelo las campanas, único rastro que quedaba del destruido convento del padre Gavira y se plantó la cruz de la fundación del lugar, que después se conoció como laza de la cruz, que hoy ocupa un conocido Banco.

El día 17, Urdiñola dio posesión a los religiosos del terreno de la fundación y a 71 indios casados y 16 solteros, de terrenos para casa y huertas; tres leguas de tierra con sus aguas y 20 caballerías, de tierra de labor. Sus nuevas autoridades fueron nombradas, recayendo los nombramientos en don Buenaventura de la Paz como jefe principal; don Joaquín de Velasco como gobernador; don Antonio de Naveda como alcalde; regidor, Gaspar Cleofas; alguacil mayor, Lorenzo de Aquino; y como fiscal de la iglesia y regimiento, Tomás de Aquino.

La llegada de los tlaxcaltecas, expertos agricultores y hábiles artesanos, tuvo una gran influencia en la villa del Saltillo; los montes y pastizales se convirtieron en laboríos y huertas, apaciguando a los grupos chichimecas de la región que se dedicaban a la guerra y el pillaje. Los colonos tlaxcaltecas fueron muy bien recibidos por los españoles de Saltillo, quienes habían cedido espontáneamente sus mejores tierras y suficientes aguas, convirtiéndolas en un emporio de producción.

Fray Agustín de Morfi, en su obra Crónica de Nuevo México y Viaje de Indios, dice que al llegar a Saltillo se dio cuenta de que “gracias a la actividad de los tlaxcaltecas, no existía un palmo de tierra improductiva sin cultivo. Las frutas, las legumbres, la leche, los huevos que se consumían en la villa, eran productos de la colonia tlaxcalteca”. (Las Cosas de Coahuila, columna periodística de Álvaro Canales Santos)
18 Julio 2017 04:00:00
La muerte de juárez
Una tarde Juárez visitó junto con varias de sus hijas la tumba de su esposa Margarita y ahí les platicó una anécdota, tenía que recibir a un grupo de empresarios norteamericanos y no se le acomodaba el cabello, le pidió a Margarita un limón que era lo único que se lo controlaba, ella se lo puso y lo peinó. Luego le hizo el nudo de la corbata pues Juárez estaba nervioso y no le salía. Margarita le dijo “¡Que inútil eres!”. Juárez les dijo a sus hijas que ella tenía razón, ¡Sin Margarita se sentía un inútil! En ese mismo lugar Juárez tuvo un mareo que lo hizo sentarse debido a un dolor en el pecho, luego otro episodio de dolor en el pecho que le hizo doblarse mientras su secretario particular, Balandrano, le leía las noticias importantes.

El 17 de julio de 1872 por la tarde, Juárez decide no dar su acostumbrado paseo de su carruaje y se va a dormir en su alcoba de Palacio Nacional acompañado de Benito, su hijo menor. Esa noche leyó un libro en francés, en la página 232 que describía la entrada del emperador Trajano a Roma y el inicio de su gobierno de 20 años, Juárez escribió en un pequeño papel: “Cuando la sociedad está amenazada por la guerra; la dictadura o la centralización del poder pueden ser un remedio para aquellos que atentan contra las instituciones, la libertad o la paz”.

Esa noche sólo tomó atole, tuvo náuseas que no lo dejaron dormir, por lo que despertó a su hijo Benito. El día 18 a las 9 horas tuvo que llamar a su médico Ignacio Alvarado quien llegó cerca de las 10. A las 11 tuvo calambres muy dolorosos que lo llevaron a la cama. Tenía el pulso bajo y sus latidos débiles. El tratamiento aplicado, típico de la época, fue arrojarle agua hirviendo en el pecho, cosa que se le hizo luego de colocarle la olla hirviendo en el pecho, con el cual reaccionó. La familia pasó al comedor y se quedó en la recámara con el médico. Benito platicó al médico historias de su niñez y aprovechó para preguntarle si lo suyo era mortal, contestando el médico: “Sr. presidente: ¡Como lo siento!”.

Juárez siguió mal. Su familia estaba reunida, hijas, hijo, yernos y amigos que fueron llegando a la sala. Juárez tuvo la insistencia de los ministros de relaciones exteriores José María Lafragua y el de la Guerra, Gral. Alatorre, en esa tarde ambos pidieron ver al Presidente para recibir instrucciones. Juárez en ambos casos tuvo que vestirse y hablar con ellos, escucharlos y darles instrucciones. Los médicos mexicanos Gabino Barreda y Rafael Lucio, que eran los más prestigiados acudieron a Palacio Nacional, pero nada pudieron hacer. Juárez se tendió de lado izquierdo poniendo una mano bajo su cabeza.

Muy fatigado, con evidente falta de oxígeno sonrió e inmediatamente murió. Eran las 23:35 del 18 de julio de 1872 cuando los tres médicos reunidos declararon muerto al presidente.
17 Julio 2017 04:00:00
El santo cristo del ojo de agua
La fundación de Saltillo está relacionada con el ojo de agua, donde hoy esta la iglesia del Santo Cristo, del barrio más tradicional y antiguo llamado Ojo de Agua. Se afirma que existen fuentes fidedignas y documentos muy verosímiles de que la fundación de la ciudad de Saltillo fue en el ojo de agua”. El párroco de la iglesia, José Luis Del Río y Santiago, afirma: “Tengo en mi poder documentos que fueron sacados del Archivo General de la Nación (AGN), donde se consta que un 25 de julio de 1555, Urdiñola fundó lo que él llamó presidio de Santiago del Saltillo del Ojo de Agua”.

Sigue: “Urdiñola había recibido la orden del virrey de España de fundar presidios y colonias en esta zona norte de la república porque había mucha inseguridad para el paso de las expediciones hacia el norte, ya que eran atacados por los indios. Por lo que ordenó pacificar esa zona con la fundación de presidios y colonias”. La construcción de la parroquia se inició por 1894 y aunque se le han hecho algunas restauraciones, ha adquirido en más de cien años una gran notoriedad, se ha convertido en un espacio histórico.

La iglesia del Santo Cristo del Ojo de Agua se remodeló en 1947, en 1957 y en el 2000, en este último año con un gran arco conmemorativo para festejar el año santo milenario y la fundación de Saltillo, desafiando la polémica del año de fundación, luciendo 1555, en lugar de 1577, además, una gran cruz atrial que mide 12 metros de altura, así como la restauración del templo totalmente tanto en lo exterior como el interior y el mismo campanario, desde entonces ya no se le ha hecho nada.

El padre Del Río y Santiago afirma que el templo del Ojo de Agua está registrado como monumento nacional, por razón de la fundación de la ciudad en el manantial del ojo de agua, que yace ahí perfectamente cuidado y que está dentro del atrio de la parroquia, manantial que se bendice dos veces al año.

El agua brota del interior de la tierra proveniente de la sierra y es agua potable”. En 1926 dos feligreses de la parroquia, viajaron a Roma y en una casa de artículos religiosos de Rosa Caucarelli, hicieron el pedido por escrito de un Cristo de tamaño natural, muerto, artísticamente esculpido y con maderas finas de Los Alpes. El costo fue de unas tres mil liras. Fue recibido en el puerto de Veracruz en el navío “Vilorio Benetto”, y un 25 de septiembre de 1927 lo trajeron al Ojo de Agua.

Quien llega a subir al templo del Ojo de Agua sabe que su cansancio no es en balde.
16 Julio 2017 04:00:00
Julio en la historia de Piedras Negras
Toman posesión como comandantes de la Guarnición militar de Piedras Negras: El 16 de julio de 1977, el general de brigada D.E.M., E. Castro y Castro y el 16 de julio de 2008, el general de brigada D.E.M. Víctor Jesús Delgado Barahona.

El 16 de julio de 1988, entran en servicio los cines identificados como Gemelos, el I y el II, propiedad de la familia Villarreal, ubicados por la Ave. Lázaro Cárdenas.

El 16 de julio de 1993, se ponen en servicio las modernas instalaciones de la clínica familiar No. 79 del IMSS, a un costado del bulevar Heroico Colegio Militar en la Col. Roma.

El 16 de julio de 2011, finalizó el Campeonato Nacional de Béisbol Infantil, categoría 7-8 años, con el triunfo de la delegación de Sonora.

El 18 de julio de 1908, nace en Piedras Negras el que fue subsecretario de Trabajo y Previsión social de la República en el sexenio del Lic. Adolfo López Mateos y en el del Lic. Gustavo Díaz Ordaz: El Sr. Julio Santoscoy Perea.

El 20 de julio de 1988, el Cabildo acuerda donar dos terrenos para que se construyan dos jardines de niños, uno en el Fracc. Campo Verde y el otro en el Fracc. Presidentes, sector 3; y se autorizó la permuta de un terreno propiedad de la Federación Regional de Trabajadores del Norte del Estado en la Col. El Mirador que servirá para ampliar la Clínica del Magisterio, recibiendo a cambio una superficie que colinda con el Fracc. Lomas del Norte para que se construya el recinto de esa organización.

El 20 de julio de 1989, el obispo de Saltillo, Francisco Villalobos Padilla, firma el decreto de erección del Seminario Auxiliar en Piedras Negras, bajo la atención del presbítero Rodolfo Ruiz López.

El 20 de julio de 1999, la empresa Aerolitoral inaugura su vuelo internacional Torreón, Piedras Negras, Dallas-Forth Worth.

El 21 de julio de 1964, el Congreso del Estado deroga el decreto número 268, que permitía que la Asociación Fomento Deportivo Municipal, A.C., el usufructo gratuito del gimnasio municipal (Beto Estrada), pasando el edificio a poder del Ayuntamiento.

El 21 de julio de 2014, se inauguró el VIII Campeonato Nacional de Béisbol Infantil, categoría 5-6 años con 17 delegaciones.

El 22 de julio de 1944, se funda en la ciudad el Club de Leones de Piedras Negras, A.C. El 22 de julio de 1950, el subsecretario de bienes nacionales, Lic. Hugo Rangel Canto, inaugura oficialmente el mercado municipal.

El 22 de julio de 1973, se inaugura el servicio telegráfico-telefónico en los ejidos San Isidro y Piedras Negras, servicio telegráfico que se intercomunicaba con la central de Teléfonos de México, S.A., para el servicio de larga distancia.

El 22 de julio de 1974, se inauguró el Centro Deportivo Francisco I. Madero, construido adjunto a las instalaciones de la feria por la Junta Federal de Mejoras Materiales.

Dispone de alberca semi-olímpica, chapoteadero, canchas deportivas y pista de patinaje.

El 22 de julio de 1996, el Cabildo cede una superficie en beneficio de la capilla de La Sagrada Familia del Fracc. Campo Verde para ampliar sus instalaciones
15 Julio 2017 04:00:00
Monumento a Miguel Hidalgo
Es uno de dos monumentos que data de la época en que la ciudad ostentaba el nombre de Ciudad Porfirio Díaz, el otro es el conmemorativo de Benito Juárez, que se inauguró el 21 de marzo de 1908, en ocasión del centenario de su natalicio.

El que nos ocupa, fue el segundo de esa época y fue dedicado al padre de la patria, Miguel Hidalgo y Costilla; es una escultura de cuerpo entero del caudillo iniciador del movimiento independentista, representado con su vestimenta típica, con su brazo izquierdo pegado al cuerpo y el derecho en actitud marcial, de 1.17 metros de altura, de autor desconocido, que fue construido a iniciativa de la junta local pro-fiestas del centenario de la independencia y ya terminado fue inaugurado el 16 de septiembre de 1910, cuando ejercía el cargo de gobernador del estado el Lic. Jesús del Valle y se desempeñaba como presidente municipal, el Dr. Lorenzo Cantú.

Esta hermosa escultura fue colocada originalmente en una pequeña glorieta en el cruce de las calles de Zaragoza y de Fuente, sostenida en un pedestal de mármol, dando la espalda hacia el edifico de la Aduana fronteriza, en la parte inferior, cuatro pilotes de concreto sostenían igual número de rejas, muy parecidas a las de la aduana, que custodiaban el monumento.

La escultura original, que fue retirada después de averiarse por una caída, se diferenciaba por lo posición de los brazos: el derecho erguido y el izquierdo doblado y muy cerca del tórax.

Pero en virtud de representar un obstáculo para la cada vez más creciente vialidad en ese lugar y la avería que presentó la primera escultura el cabildo acordó el 20 de junio de 1963, reubicarlo a la plaza “Hidalgo” de la colonia Roma, frente a la iglesia de Nuestra Señora de San Juan de los Lagos, empezando a construir su pedestal un poco después e inaugurado en ese lugar, el 15 de julio de ese año, muy cerca del kiosco y de frente a la iglesia.

En el nuevo sitio, aún se conservan las placas originales que datan de 1910, las que ya demuestran su antigüedad y por supuesto, las que motivaron su traslado.

Una de las primeras dice: “A los héroes y mártires de nuestra independencia nacional. Vox Pópuli”.

Otras dicen: “Este monumento se erigió con el óbolo patriótico popular, siendo Presidente de los Estados Unidos Mexicanos, el C. General de División, Porfirio Díaz; y Gobernador Constitucional del Estado, el C. Lic. Jesús del Valle. La Junta Local del Centenario”. “A Hidalgo, inmortal entre los inmortales. 1810. Al excelso Padre de la Patria Mexicana. 1910.

En su apoteosis. Primer centenario de nuestra gloriosa independencia. Ciudad Porfirio Díaz. Septiembre 16 de 1910”. “¡Ave México! ¡Alma Parens! Plaudite Cives”.

Su base de mármol en forma de pedestal, muy parecida en forma y tamaño a la original, aunque la primera tenía forma de paralelogramo rectangular, el actual es una pirámide de cuatro lados, tiene 5.20 metros de alto y no tiene la magnificencia de la primera.

Este monumento tiene ya 54 años de haberse reubicado y 109 de haber sido creado.
14 Julio 2017 04:00:00
Hospital General del IMSS No.1 –II parte
Continuando con el recorrido del edificio del Hospital General de Zona del IMSS número 11, que ya tiene 51 años de servir a la comunidad derechohabiente, tiene dentro de sus instalaciones: Departamento de rayos X y ultrasonido, departamento de enseñanza, laboratorios, sala de hidratación oral y el centro de personal del hospital.

También se ubican en el primer piso, la central de enfermeras, la sala para mujeres y la de hombres, las oficinas administrativas con la dirección del hospital, la jefatura de enfermeras y la administración general.

En el segundo piso destacan el área de quirófanos, donde se ubican dos, considerados los mejores y equipados de la ciudad, con área alterna de recuperación, dos salas de toco, o también llamadas de partos y destaca sobre todo, la sala de recuperación, que es la única en su género en Piedras Negras y la región.

Los consultorios de especialidades se encuentran distribuidos en varios pisos del edificio, pero dispone de las especialidades básicas: Medicina interna, gineco-obstetricia, pediatría y cirugía general, apoyadas por anestesiología, además de los servicios de traumatología, urología, alergología, psiquiatría, un especialista en medicina física y oncología, entre otros.

A 49 años de distancia, el Hospital General número 11 a cambiado, sus instalaciones se han remodelado y ampliado en varias ocasiones, producto del aumento de derechohabientes, tiene un importante número de empleados médicos, enfermeras, administrativos e intendencia.

Su área de servicio abarcaba los municipios de Acuña, Jiménez, Guerrero, Hidalgo, Allende, Zaragoza, Villa Unión, Morelos, Nava y por supuesto, Piedras Negras, esta área se ha recortado al separarse los municipios de Acuña y el de Jiménez, pero dispone de puestos periféricos en el municipio de Allende, el más grande de la región de los 5 Manantiales, dos puestos en el de Nava, uno en el de Zaragoza, uno en el de Morelos, y otro en el de Villa Unión.

Las quejas llueven sobre la calidad del servicio, sobre la falta de medicamentos, sobre la falta de personal, negligencia médica o de enfermería y en menor grado, la falta de vigilancia a las áreas restringidas, etc.

La crisis económica que sigue afectando al IMSS limita la resolución de sus problemas, producto de añejos vicios y canonjías que siguen amenazando seriamente su permanencia.

Definitivamente el servicio que nos brinda en forma gratuita el IMSS no se compara, es cierto que existen fallas y deficiencias, nada es perfecto, pero es mejor tenerlo a no tenerlo, A 51 años de servir en ese sitio a los derechohabientes de Piedras Negras y la región y 59 años de brindar el servicio en la ciudad, esperamos otros tantos años de servicio aún, aunque tenemos que reconocer que es nuestra obligación exigir lo que realmente merecemos.
13 Julio 2017 04:00:00
Hospital General del IMSS No.11 –I parte
En la década de los cincuentas llegó a Piedras Negras el Instituto Mexicano del Seguro Social.

Su primer edificio utilizado estuvo ubicado en la esquina que conforman las calles de Hidalgo y de Matamoros, donde ahora se erige la Infoteca, edificio de dos plantas, que entró en servicio el 11 de noviembre de 1958.

En la planta baja se ubicaba la farmacia, rayos X, el almacén y las oficinas subdelegacionales; en la alta, los consultorios y el archivo cínico.

La hospitalización se subrogaba a la Clínica y Maternidad Delfina, con 12 camas reservadas para los derechohabientes. Posteriormente, el 14 de julio de 1966, hace ya 50 años, se inauguró el moderno y funcional edificio del hoy Hospital General número 11, por la entonces carretera federal 57, ahora bulevar Eliseo Mendoza Berrueto, sector norte, cuya construcción se inició en 1963, complejo que encierra las modernas instalaciones del edificio de cuatro pisos del hospital, otro edificio de dos pisos que forma parte del complejo, utilizado para el sector administrativo que alberga a la sub-delegación, que se ocupó dos meses antes de su inauguración; otro de cuatro pisos para el centro de bienestar social, donde sobresalen el excelente y cómodo teatro, el único de la ciudad, la sala audiovisual, talleres, salas de baile, oficinas administrativas, sala de máquinas, y el complejo deportivo en el exterior, con amplios jardines, canchas de básquet y voleibol e instalaciones para practicar frontenis.

Otro edificio, también de dos pisos, ubicado al fondo, que se construyó años después, esta destinado para almacén y lavandería, aunque un sector de su primera planta, se dedica a consultorios especializados, al norte se ubica un edificio de dos pisos para las delegaciones sindicales y la representación sindical seccional, además su área de estacionamiento en el frente del mismo y una gran plaza con el símbolo clásico e inconfundible del IMSS.

La obra se logró gracias al financiamiento federal ordenada por el presidente de México, Lic. Gustavo Díaz Ordaz.

La Unidad médica inició bajo la responsabilidad del Dr. Rodrigo Andalón Castillo y del Dr. Gilberto Farías de los Santos como secretario.

En el edificio principal funcionaron desde su inauguración y por espacio de 27 años, los consultorios de medicina familiar, que, se trasladaron a la nueva Clínica Familiar número 79, el 16 de julio de 1993, fecha en que entró en servicio esta segunda unidad.

En la actualidad funcionan en la unidad del hospital general, sólo los consultorios de especialidades.

El edificio que alberga al hospital, es de cuatro pisos, en el sótano está ubicada su sala de máquinas, el comedor y cocina además el depósito provisional de cadáveres.

En el primer piso esta el área de trabajo social, archivo, farmacia y el módulo de información.

Medio piso más arriba esta la sala de urgencias que dispone de cuatro consultorios exclusivos, en su acceso al exterior esta la entrada, salida y estacionamiento de ambulancias, la mayor parte de reciente modelo, una de ellas catalogada como de alta tecnología, por el sofisticado equipo que porta para casos especiales.

Mañana, la continuación de esta semblanza.
12 Julio 2017 04:00:00
Óscar Flores Tapia -II parte-
Continuando con la vida de Óscar Flores Tapia, siendo gobernador del estado, se le consideró el mejor presidente municipal que ha tenido Saltillo y sin serlo, sus nuevas edificaciones hicieron que a Saltillo se le conociera como la Atenas del Norte.

Pasaron 17 años de su renuncia, el tiempo hizo madurar a los seres humanos, aliviando desgracias, otorgando valor a sus triunfos, es recuerdo y es olvido, en su discurrir del tiempo, Flores Tapia pudo disfrutar muy pronto el reconocimiento popular a su intensa labor como gobernador del estado.

Fue un político singular, ajeno a los cánones y las costumbres, heterodoxo por naturaleza, impredecible en las reacciones de su genio volcánico, impuso a su gobierno un ritmo dinámico que a veces parecía opuesto a la más elemental sensatez, no había mañana, todo era para hoy y para hoy, su rápida inteligencia de matices brillantes parecía carecer de lógica, pero acertaba en los fines.

óscar Flores Tapia fue el personaje más relevante de la vida coahuilense en la segunda mitad del siglo 20, poeta, novelista, historiador, ensayista literario, periodista y político de excepción, su obra intelectual llega a más de 25 volúmenes editados, pero su obra política y humana rebasa todo antecedente válido.

En julio de 2005, en ocasión del séptimo aniversario de su fallecimiento, se le rindió homenaje por sus acciones y obras, tanto en la política como en la literatura dejó una honda huella que al paso de los años se convirtió en ejemplo y leyenda. Se develó una estatua con su figura elaborada en bronce en la explanada del teatro de la ciudad Fernando Soler, una de sus grandes obras; la estatua de Flores Tapia, con la mirada hacia el Cerro del Pueblo, su querido barrio.

También se inauguró el Centro de las Letras Óscar Flores Tapia que cuenta con cientos de libros, escritos y ensayos que fueran de su propiedad.

En este recinto yace la biblioteca, un acervo bibliográfico de más de 7 mil volúmenes con temas generales, pero con especialidad en literatura, historia y ciencias políticas. Dispone de un auditorio para 70 personas.

óscar Flores Tapia fue prepotente con los poderosos y “generoso y humilde con los pobres”.

Fue autodidacta, pero con una gran visión y una pasión: Coahuila, su Saltillo de sus sueños y sus amores.

Durante su gobierno cristalizaron en Piedras Negras el auditorio municipal Santiago V. González, la unidad deportiva del mismo nombre, la hermosa estatua del Águila de los Fundadores, hoy por hoy una de las marcas de Piedras Negras y un sinnúmero de obras viales de gran trascendencia.

Durante la administración de Humberto Uribe Flores, el cabildo autorizó el retiro de su nombre de una importante vialidad que él construyó, rebautizándola como Dr. Armando Treviño Flores, una gran injusticia que nos dejó como desleales y desagradecidos, contrastando con el homenaje que en vida le rindió Rosendo Villarreal cuando fue alcalde de Saltillo, a pesar de pertenecer a un partido político diferente, lo que deja al descubierto la brillante trayectoria política y obra de Óscar Flores Tapia.
11 Julio 2017 04:00:00
Óscar Flores Tapia -parte I-
Óscar Flores Tapia nació el 5 de febrero de 1913 en Saltillo, en una casa de la colonia Cerro del Pueblo, ubicada en una calle que fue bautizada con su nombre durante la administración municipal del panista Rosendo Villarreal en 1992, Flores Tapia fue huérfano de padre y su madre era invidente, ambos revolucionarios, tuvo una humilde infancia, en la que debió desempeñar múltiples oficios: bolero, lava carros, agente de tránsito y aseador de tumbas.

Su primer paso en la vida pública fue ponerse a las órdenes del ex alcalde saltillense Delfín Cepeda, después fue secretario de ex gobernador López Sánchez, luego director de la imprenta del gobierno del estado, viajó a la ciudad de México, para trabajar al lado del Lic. Luis Echeverría Álvarez.

En 1949 y 1950, fue presidente estatal del PRI y luego dirigente nacional de la CNOP, posteriormente senador de la república por su estado natal y gobernador constitucional de Coahuila en 1975, iniciando su período el 1 de diciembre de ese año, cargo que abandonó cuatro meses antes de finalizar su período, el 11 de agosto de 1981, por diferencias políticas con el entonces presidente de la república, José López Portillo, en una época en donde imperaba el presidencialismo.

La cuadragésima octava legislatura aprobó su licencia y pasó a la vida privada. Murió al mediodía en el Hospital Muguerza, víctima de un paro cardíaco que le sobrevino por una insuficiencia respiratoria, el 11 de julio de 1998.

Tenía 85 años de edad. Le sobrevivieron su esposa Isabel Amalia Dávila de Flores Tapia y cuatro hijos.

Su sepelio fue espectacular, que contó con la presencia del ex presidente de la república, Luis Echeverría, fue velado en la sala de gobernadores del palacio de gobierno, posteriormente lo trasladaron al recinto de Juárez, sede del Colegio de Investigaciones Históricas de Coahuila, del que fue miembro y fundador; estuvo en la catedral de Santiago y en la logia masónica del que era miembro y finalmente sepultado en la rotonda de los hombres ilustres. Su obra es impresionante, su administración pasó a la historia por los beneficios para Saltillo y para Coahuila.

En Saltillo transformó lo que eran terrenos baldíos en instalaciones deportivas, abrió las puertas de Coahuila a la inversión extranjera, patrocinó la llegada de las tiendas de auto servicio que generaron fuentes de empleo y el despegue económico de Coahuila en el campo industrial, que a él se le debe; su apoyo al magisterio fue incondicional, en aquellos momentos difíciles de su renuncia, desdeñó los riesgos y afrontó las consecuencias, se negó a enjuagar sus lágrimas de quienes, mas débiles ante el infortunio, lloraban su partida del gobierno estatal, sobre su cabeza revoloteaban las negras aves del centralismo, de la ambición, de la envidia, de la pequeñez humana, del escándalo y de la infidencia, bajo los truenos de la tormenta nunca estuvo solo, el pueblo de Coahuila estuvo de su parte y también el juicio del tiempo.

Mañana presentaremos la conclusión de esta historia.
10 Julio 2017 04:00:00
El Indio, Texas
Según Rubén Ochoa, la población texana de El Indio, que se ubica a dos millas al este del Río Grande y diecisiete millas al sureste de Eagle Pass, en el suroeste del condado de Maverick, cuyo nombre probablemente se deriva del arroyo

El Indio, muy cercano al poblado, se creó a principios de la década de 1850, cuando William L. Cazneau estableció la sede de su rancho en la parte norte de la subvención Antonio Rivas, donde luego se construyó más tarde el pueblo.

En 1880 el rancho Cazneau se había convertido en el rancho El Indio, tenía una oficina de correos del mismo nombre a 10 millas al sur del actual emplazamiento.

En esa época se le conocía también como presidio El Indio. Charles S. Murphy fue el jefe de correos de la población que se interrumpió en 1884, año en que la comunidad tenía alrededor de treinta residentes, correo semanal, y un almacén de ramos generales propiedad de Humphries y Walker.

En 1902 la empresa Goldfrank y Frank promovió la colonización y la irrigación para cultivar la alfalfa y el algodón en el entonces rancho. Francisco I. Madero estuvo en El Indio la víspera del 20 de noviembre de 1910 donde pernoctó con un pequeño grupo de seguidores; los incidentes de robo de ganado, contrabando de armas, y las operaciones militares tuvieron lugar en sus alrededores a lo largo de la revolución mexicana.

En 1928 la compañía ganadera El Indio, ofreció comprar a los propietarios del rancho las 20,000 hectáreas que lo conformaban.

Se promociona el potencial de su agricultura que se apoyaría por el sistema de riego del canal del condado de Maverick, que permitió el paso de sus aguas en marzo de 1938.

El camino que la conecta con Eagle Pass, que data de 1930, fue pavimentado en 1989, dividiendo el distrito agrícola de la finca y abrió el camino para el desarrollo de El Indio.

Por el otro lado, este camino se extiende hasta Laredo.

En 1939, se restableció la oficina de correos, teniendo a Joseph Henry Ulery como administrador.

En 1941 la comunidad tenía una población estimada de setenta y cinco personas y funcionaban tres empresas.

La población de la comunidad se mantuvo estable a lo largo de la década de 1940 y principios de 1950, se elevó a 370 en 1956 y 380 en 1964.

En 1968 fue de 148, misma cifra registrada en 1990, cuando ya la comunidad de un hotel, una escuela, un centro comunitario, una fábrica y dos empresas.

En 2000, la población reportó 263 habitantes y disponían de dos empresas. En 2010 la población reportó una total de 190 personas y el 88.95 % es de origen hispano.
09 Julio 2017 04:00:00
Julio en la historia de Piedras Negras
El 8 de julio de 1913, se utilizan por primera ocasión en una acción bélica en la segunda y exitosa batalla de Candela, los famosos cañones fabricados en Piedras Negras por los constitucionalistas.

El 8 de julio de 1987, Miguel de la Madrid, presidente de la república, visita Piedras Negras.

El 8 de julio de 1996, llega a su fin la huelga del Sindicato de maestros del Instituto Dr. Andrés Osuna, después de 14 años, al indemnizarlos con lo recaudado por la venta del edificio.

El 9 de julio de 1964, el Sindicato de Trabajadores de la Industria Metalúrgica, Minera y Similares de la República Mexicana, el STIMMSRM, Sección 123, dona al municipio $50,000.00 para acondicionar el antiguo mercado municipal de la Col. Bravo como una escuela primaria (Escuela Sección 123-2).

El 9 de julio de 1999, queda terminado el paso a desnivel construido bajo las líneas férreas cerca del Rancho “El Apenitas” (bautizado posteriormente como el 1850), que permite la comunicación con las colonias del sur, que quedaba detenido con el cruce continuo del tren.

El 9 de julio de 2010, en medio del duelo popular y una fuerte lluvia, es despedido por la ciudadanía el presidente municipal, Lic. José Manuel Maldonado Maldonado, quien pereció en un accidente aéreo el 7 de julio inmediato, cumpliendo con su deber.

El 10 de julio de 1883, quedó terminado el nuevo puente internacional del ferrocarril (llamado popularmente Puente Negro), que unió a la villa de Piedras Negras con Eagle Pass, Texas.

El 10 de julio de 23003, la cuasiparroquia de San Antonio de Padua de la Col. San Joaquín se erige en parroquia.

El 11 de julio de 1968, el Ayuntamiento acuerda vender a la Liga Municipal de Organizaciones Populares (CNOP), un predio en la esquina que forman las calles de Zaragoza y Dr. Mier.

El 12 de julio de 2010, para constatar los daños sufridos en Villa de Fuente por la creciente del Río Escondido, visitó por 50 minutos la ciudad, el presidente de la república, Felipe Calderón Hinojosa.

El 12 de julio de 2016, se realizó un impresionante desfile militar y parada aérea para conmemorar el 166° aniversario de la fundación de “La Casa del Ejército Mexicano”: la ciudad de Piedras Negras, por la Ave. 16 de Septiembre, con la presencia del gobernador del estado Rubén Moreira Valdés, el comandante de la XI Región Militar, general de brigada Uribe Toledo Sibaja, el comandante de la 6° Zona Militar, el general de brigada Jens Pedro Lohan y el presidente municipal, Fernando Purón Johnston.

El 14 de julio de 1966, se inaugura y pone en servicio las nuevas instalaciones del Hospital General No. 11 del IMSS, por la carretera federal 57.

El 15 de julio de 1865, la congregación Fuente es elevada a villa con el nombre de Villa de Fuente.

El 15 de julio de 1913, Piedras Negras deja de ser el Cuartel General del ejército constitucionalista.

El 15 de julio de 1963, el monumento a Miguel Hidalgo, inaugurado el 16 de septiembre de 1910 en el cruce de las calles Fuente y Zaragoza, es reubicado a la plaza Hidalgo de la Col. Roma.

El 15 de julio de 2010, el Congreso local designa al C. P. Oscar Fernando López Elizondo como presidente municipal sustituto, en reemplazo del Lic. José Manuel Maldonado Maldonado, quien pereció en un accidente aéreo.
08 Julio 2017 04:00:00
COLONIA EMILIO CARRANZA
Después de la catastrófica gran inundación del 28 de junio de 1954, para responder a la necesidad de viviendas para los damnificados de esa tragedia, se crearon varias colonias, entre las que destacan la 28 de Junio, la Juárez, Santa Cruz y Emilio Carranza.

Este último conglomerado se situó en uno de los puntos mas altos de la ciudad a un costado de la famosa loma del Consuelo y de la curva conocida antiguamente como “las gringas”, por haber perdido la vida unas norteamericanas en un accidente automovilístico, curva que se encuentra frente a la clínica hospital del ISSSTE. Muy contadas personas conocen que el verdadero nombre de la colonia es Emilio Carranza, la gran mayoría le llaman el mirador, porque en ese lugar se estableció un conocidísimo centro social, que funcionó posteriormente como restaurante, que estuvo muy cerca, en la parte norte del hoy hotel Quality Inn, en lo que actualmente es el estacionamiento de un importante centro comercial, que luego se construyó en uno de sus costados. Este centro social fue vendido y al otro lado de la carretera federal 57, se instalaron una familia de comerciantes que vendían naranjas principalmente, los hermanos Rodríguez Cavazos, que con el paso de los años lo convirtieron en un gran centro comercial que adoptó el nombre que llevó el desaparecido centro social.

La colonia Emilio Carranza limita al norte con la colonia del ISSSTE y lo que fue también su segunda etapa, al este con la carretera federal 57 y la colonia que algún despistado dibujante del departamento de obras públicas le puso V. Carranza, confundiendo la “E” con la “V”, aunque algunos consideran ese sector como parte o segunda parte de la colonia Emilio Carranza, al sur se ubica el fraccionamiento Las Palmas y el sector denominado Palmas II.

La colonia Emilio Carranza fue fundada en el año de 1954, al unirse la Sociedad Progreso y Agricultura de Piedras Negras con la Sociedad de Damnificados Río Bravo. Los terrenos fueron adquiridos por los señores Miguel y Doroteo Hernández; el señor Luis Fuentes fue su primer líder.

La vida en la nueva colonia fue muy difícil en sus inicios, porque cada uno tuvo que sufragar el costo de la introducción de energía eléctrica en la medida de sus posibilidades, la que se consiguió en la década de los 50s, el servicio de agua potable tardó casi 15 años, al instalarse sus líneas en 1971, cuando ya las colonias vecinas, mucho mas jóvenes, ya la disfrutaban, esto se logró gracias a los esfuerzos del entonces presidente municipal, Lic. José Ramírez Mijares; el servicio telefónico y el del cable de televisión privada llegó a partir de 1975; el servicio de drenaje se empezó a instalar en la administración de Rito Valdés Salinas y en la de Ernesto Vela del Campo el cordón cuneta y la pavimentación de muy contadas de sus calles, al igual que el servicio de gas natural que también llegó a finales de los 90s. En el siglo XXI llegó la pavimentación a la mayoría de sus calles, pero aún

existen arterias sin él, situación que contrasta con colonias más jóvenes que ya disfrutan de este beneficio y la colonia Emilio Carranza, con 63 años de existencia, todavía exhibe sus carencias, su abandono, su falta de vigilancia y su atraso.

Aunque la administración de Fernando Purón Johnston, en 2014 le dio una pincelada de cariño, pavimentando la calle Mazatlán. La calle Manuel Doblado aún presume su estancada terracería.
07 Julio 2017 04:00:00
Colonia Bravo
Sus fundadores fueron 20 familias que se instalaron en 1922 en tierras que estaban destinadas al cultivo y en donde el ferrocarril era la principal fuente de trabajo.

Su surgimiento se derivó de la desocupación de una veintena de cuartos que habían operado como salones, en lo que se pretendía ser un cinturón de vicio en la década de los años 20’s.

Algunas de las primeras veinte familias que la fundaron son las del Sr. Jesús Robles, la de Genaro López Rodríguez, la de Onésimo de Luna, de Julio de la Cruz, de Policarpo Álvarez y otros que escapan a la memoria.

Los colonos habitaron las casas sobre la calle Centenario rumbo a la colonia Morelos y al paso de los años y a la explosión demográfica de ese sector, el arribo de nuevas gentes hizo que se poblara rápidamente para llegar a ser lo que es ahora, uno de los sectores con mayor densidad de población de la ciudad.

A lo largo de sus primeros sesenta años, sólo estaba pavimentada parte de la calle Centenario y no aparecían con este beneficio el resto de sus calles, lográndose apenas en la administración 1982-1984.

La calle Centenario siempre ha sido la principal, que era conocida como la 90, porque los solares en ambos lados de la calle se vendían a razón de 90 dólares.

La colonia era prácticamente propiedad del Sr. Fructuoso García Zuazua y después de la inundación de 1932, se procedió a fraccionar en beneficio de nuevos colonos.

Dentro de la colonia existían algunas organizaciones como Obreros Unidos del Norte y la Sociedad Agrícola Progreso de Piedras Negras.

El sector conocido como de Las 7 casas, sector donde estaban siete viviendas de madera, se construyó posteriormente.

Para los colonos, el ferrocarril fue la piedra angular en el desarrollo y tenían talleres en donde se fabricaban coches de ferrocarril, locomotoras, etc. Se ha mantenido el desarrollo armónico y se han generado en forma progresiva los servicios necesarios, pavimentación en sus calles, energía eléctrica, agua potable, drenaje, gas natural, teléfono, cable privado de televisión, etc.

Un puente sobre el arroyo del Tornillo, que está canalizado y en ocasiones es desazolvado.

Tiene dos escuelas primarias y una secundaria, iglesias de diversos cultos, una de ellas, la del Sagrado Corazón, ya convertida en parroquia, varios consultorios médicos privados, centros de diversión, etc.,

La colonia Bravo creció y lo hizo de manera explosiva y con este crecimiento aumentaron sus problemas, la construcción del puerto Coahuila 2000 le ha aislado del centro de la ciudad limitándola a dos salidas, el cierre de la fundidora de AHMSA ha impedido que se limpien los sectores de depósito de estos escombros, siendo un verdadero dolor de cabeza para sus habitantes.

La prolongación de la calle Xicoténcatl que ataño se conectaba con la calle Centenario, quedó bloqueada definitivamente por las nuevas instalaciones portuarias de Coahuila 2000, convirtiéndose en un muro infranqueable, como también el que construyó la empresa ferrocarrilera con el pretexto de proteger sus cargas del vandalismo, dividiendo en ese sitio la ciudad en dos partes.
06 Julio 2017 04:00:00
Emilio Carranza –III parte-
Después de las grandes recepciones que tuvo el capitán Emilio Carranza por su hazaña de volar sin escalas desde la Ciudad de México hasta 300 millas antes de Washington, empezó a preparar su regreso.

Pero antes voló el 17 de junio de 1928 de Washington a Detroit, para visitar a su amigo Charles Lindbergh, acompañándolo en su despegue un escuadrón de aviones militares en señal de despedida y al llegar a Mitchell Field, de Nueva York, lo esperaba otro escuadrón en señal de bienvenida.

Al frente del comité de recepción estaba Jimmy Walker, el alcalde de Nueva York, quien le presentó las llaves de la ciudad.

Emilio gozó su estancia en Nueva York. Fue invitado a pasar lista de los cadetes de West Point, un honor nunca antes concedido a un visitante con el rango de capitán.

Para el viaje de regreso, programado para el 2 de julio, su hermano Sebastián revisó el avión. Pero los reportes del servicio meteorológico de Estados Unidos señalaban sobre el peligro de volar con las malas condiciones que existían.

El avión solo esperaba listo en el hangar con los tanques llenos de combustible.

Después de cenar en su hotel, el Waldorf Astoria, recibió un telegrama y después de leerlo, ordenó por teléfono que tuvieran listo el avión.

No avisó a su familia y partió del aeropuerto Roosevelt de Nueva York el 12 de julio de 1928, a las 7:18 de la tarde, el capitán Carranza ignoró una tremenda tormenta y despegó.

Los sorprendidos mecánicos observaron como desaparecía el “México Excélsior” dentro de la amenazante tormenta.

Los encabezados de los periódicos decían “El capitán Emilio Carranza partió de Nueva York en ruta a México y entró directamente a una furiosa tormenta.”

Nada se supo hasta el día siguiente, a las 15:25 horas del 13 de julio. John Carr, un joven de Sandy Ridge, que con su madre y cuñada andaba recogiendo bayas y encontrando parte de un ala de avión llamó a las autoridades locales, que se movilizaron y confirmaron la muerte del héroe mexicano, que se estrelló en el bosque Pine Barrens de Nueva Jersey.

Cuando se recuperó su cuerpo se encontró un telegrama en su traje de piloto que decía: “Sal inmediatamente, sin excusa ni pretexto o la calidad de tu hombría quedará en duda”. Y como disciplinado militar obedeció las órdenes de su superior, al costo de su propia vida.

El cuerpo fue recuperado por la Legión Americana de Mount Holly. Le sobrevivió su esposa María Luisa Corbalá y su hijo Emilio, que desafortunadamente murió de apendicitis a los seis años de edad.

Cada mes de julio, a las 13 horas del sábado más cercano al aniversario de su accidente, los miembros de la Legión Americana, en compañía de los cónsules mexicanos de Nueva York y Filadelfia, le rinden honores, en el monumento que se construyó en el lugar, donado por estudiantes mexicanos, que representa un águila azteca cayendo.

El héroe mexicano, capitán Aviador, Emilio Carranza, tenía al morir, solo 23 años.
05 Julio 2017 04:00:00
Emilio Carranza –II parte-
Para realizar el vuelo de la ciudad de México hasta Washington, se construyó un avión en San Diego, California, réplica del Spirit of St. Louis, que fue bautizado con el nombre del patrocinador, el periódico “Excélsior” e invitaron el 14 de febrero de 1928 al piloto coahuilense, capitán Emilio Carranza, que estaba asignado en Guadalajara, invitación que aceptó. Dentro de los preparativos alargaron la pista de la ciudad de México para que el avión cargado pudiese elevarse.

Hay evidencia escrita por Emilio Carranza, de que hizo varios viajes a San Diego para revisar y probar el avión y en uno de esos vuelos tuvo que aterrizar de emergencia en el desierto de Arizona, que fue visto por un niño de cinco años de nombre Juan Tapia, que quedó muy impresionado por el valor de Emilio y quiso ser piloto, llegó a ser el oficial de descendencia mexicana más condecorado por el ejército de los Estados Unidos, recibiendo siete medallas “Purple Heart” por valentía.

El 24 de mayo de 1928, a las 15:20 horas, despegó de San Diego con rumbo a la ciudad de México sin etapas, como práctica para su vuelo a Washington, voló sobre Guaymas a las 23:35 horas, sobre Mazatlán a las 4 de la mañana del día siguiente, Guadalajara a las 9 horas y a las 12:06 aterrizó en la Ciudad de México.

En ese momento el capitán Emilio Carranza era un héroe nacional. El 10 de junio de 1928, cenó con su hermano Sebastián, su madre y su esposa.

Al día siguiente despegó tras levantar una nube de polvo cerca de las 7 de la mañana y todos los mexicanos estuvieron pendientes de su viaje sin escalas, el “México Excélsior” pasó sobre Tulancingo a las 9:05 horas, a las 11 de la mañana sobre Tampico, sobre Port Isabel a las 13:10 horas, a las 19:10 sobre New Orleans, después tuvo problemas con la niebla y luego una fuerte lluvia con turbulencia.

Pasó sobre Montgomery Alabama, a las 10:08 horas del día siguiente, sobre Atlanta a las 23:30 horas, el mal tiempo hizo cancelar los vuelos sobre su ruta.

A las 4 de la mañana se informó que Emilio Carranza había aterrizado de emergencia en Mooresville, North Carolina, a las 3:45 y estaba bien, a 300 millas de Washington.

A las 13:50 horas despegó y aterrizó en Bolling Field en Washington, D. C. a las 17:15 horas, ante una gran multitud, donde se congregaron representantes de la prensa mundial con bandas militares tocando música mexicana.

Dos regimientos de la caballería estadounidense presentaron un saludo al héroe de la aviación mexicana.

El presidente de Estados Unidos, Calvin Coolidge felicitó a Emilio Carranza, invitándolo a cenar a la Casa Blanca. México celebró junto con Washington con un gran orgullo nacional.

Los edificios de gobierno estaban abanderados y todos sus ocupantes de fiesta. Pilotos mexicanos se elevaron y dejaron caer flores por toda la ciudad.

Mañana la conclusión de la semblanza de este distinguido coahuilense.
04 Julio 2017 04:00:00
Emilio Carranza -I parte-
Emilio Carranza Rodríguez nació en la villa de Ramos Arizpe, Coahuila, el 9 de diciembre de 1905, fue hijo de Sebastián Carranza y de María Rodríguez.

Era sobrino-nieto de don Venustiano Carranza y sobrino del pionero de la aviación mexicana, general Alberto Salinas Carranza.

A principios de 1911, la familia Carranza abandonó el país y se mudaron a San Antonio, Texas. Al triunfo de la revolución, su familia regresó y se asentó en la Ciudad de México. La Academia Nacional de Aviación y las fábricas de partes para aviones inspiraron a Emilio y a los 12 años acompañaba a diario a su tío, el general Alberto Salinas, al aeropuerto de Balbuena.

Donde aprendió de pilotos, mecánicos, técnicos y de aviones. A la muerte del presidente Carranza, la familia de Emilio emigró otra vez a Estados Unidos, a Eagle Pass, Texas, donde terminó sus estudios superiores.

Al regresar a la ciudad de México aplicó y fue aceptado en la Escuela de Aviación Militar el 2 de julio de 1923, graduándose con honores.

El 14 de enero de 1926, ya es teniente de la fuerza aérea mexicana.

El 20 de junio de 1926, adquirió en Chicago, Illinois, un avión Lincoln Standard con un motor de 180 caballos de fuerza.

Proyectó un viaje desde Chicago hasta la Ciudad de México, siguiendo la ruta de Moline, St. Joseph, Kansas City, Wichita, Oklahoma City, Fort Worth, San Antonio, Laredo, Monterrey, San Luis Potosí y Ciudad de México.

Después de salir de Oklahoma City tuvo que hacer un aterrizaje forzoso por falta de combustible y al tratar de evadir pegarle a una mujer que se atravesó en su camino, se impactó contra unos arboles; él y su hermano se lastimaron seriamente.

Su hermano reparó el avión y llegaron a su destino. Fue asignado a la campaña yaqui en Sonora, donde consiguió el grado de capitán.

Reconstruyó un avión de madera que la fuerza aérea había descartado, bautizándolo como “Coahuila” y anunció su vuelo sin etapas de la Ciudad de México a Ciudad Juárez.

El que inició el 2 de septiembre de 1927 a las 5:50 horas, pasó sobre San Luis Potosí, Torreón, Escalón, Díaz, La Cruz, Chihuahua, Gallegos, Moctezuma, Villa Ahumada, Lucero y a las 16:48 horas, la nave “Coahuila” aterrizó en Ciudad Juárez.

El recibimiento fue triunfal, coincidiendo con la visita que Charles Lindbergh y su nave, Spirit of St. Louis, hizo a El Paso, Texas, ciudad vecina, donde celebraron juntos, iniciando una gran amistad. Cuando Lindbergh visitó México el 14 de diciembre de 1927, Emilio fue su acompañante oficial.

El periódico Excélsior promulgó la idea de que México debería patrocinar un vuelo de buena voluntad hasta Washington, como respuesta al gesto de amistad de Lindbergh, que despertó el interés de los bancos y mucha gente envió sus contribuciones, incluyendo mexicanos que habían emigrado a Estados Unidos, Lindbergh envió un donativo de $2,500.00 dólares. Mañana la continuación de esta semblanza de este coahuilense distinguido.
03 Julio 2017 04:00:00
La primera batalla de candela
La revolución constitucionalista ya estaba en la mayor parte del país en junio de 1913, la actividad bélica de las numerosas partidas revolucionarias amenazaban seriamente al gobierno huertista.

El general Huerta celebró un consejo de ministros para discutir el problema militar, reunión en donde renunció el ministro de guerra, el general Manuel Mondragón, reemplazándolo el general Aureliano Blanquet.

Era una seria preocupación para su gobierno, los focos revolucionarios en la parte norte de Coahuila, Nuevo León y Tamaulipas, que encabezaba Venustiano Carranza y el que operaba en Sonora con el general Álvaro Obregón a la cabeza.

El primero tenía más valor político que militar, no dejaba de ser una seria preocupación para el centro, por los avances que habían logrado. Huerta envió a combatir al general José Joaquín Maas Águila, para que de Saltillo avanzase a Monclova, que en ese entonces era el cuartel de Carranza y también envió al joven brigadier Guillermo Rubio Navarrete, para que de Monterrey avanzara sobre Matamoros, Tamaulipas.

En Coahuila se estaba combatiendo desde marzo de 1913 y los federales fortalecían cada vez más el número de sus soldados.

El 26 de junio, los federales se enteraron que los carrancistas se preparaban para tomar Nuevo Laredo, ya que Jesús Carranza agrupaba en Candela efectivos provenientes de Piedras Negras, Monclova y Cuatro Ciénegas.

El general Rubio Navarrete, salió a hacerles frente desde Monterrey con 450 infantes, 320 jinetes 140 artilleros con 9 piezas de artillería y 4 ametralladoras.

El 1 de julio, Rubio Navarrete estaba seguro que en Candela estaba una columna de 30 hombres, divididos en tres fracciones a mando del coronel Jesús Carranza, con avanzadas en Valladares y Bustamante.

El ataque federal se inició la madrugada del 2 de julio sobre Candela, con una columna de las tres armas, teniendo al frente a Rubio Navarrete y José Alessio Robles, pronto se escuchó el rugir de los cañones federales, coreando el traqueteo de las cóconas, como le decían los constitucionalistas a las ametralladoras, arma de la que carecían.

Jesús Carranza se da cuenta de lo inútil que era resistir y decide dar tiempo a la población de salir del pueblo para evitar las vejaciones y la muerte, ya que Candela era considerada como una de las poblaciones entusiastamente partidaria de la revolución constitucionalista. Mientras la batalla rugía en las afueras de Candela, a las 2 de la tarde las calles de la población habían quedado desiertas.

(“Las Cosas de Coahuila”, columna periodística de Álvaro Canales).
02 Julio 2017 04:00:00
JULIO EN LA HISTORIA DE PIEDRAS NEGRAS
Toman posesión como comandantes de la Guarnición de Piedras Negras: El 1 de julio de 1927, el coronel de infantería Federico Zenteno Medrano; el 1 de julio de 1976, el general de brigada Óscar Archila Moreno; el 1 de julio de 1995, el general de brigada D. E. M. Sergio Dávila Tejadilla, y el 1 de julio de 2007, el general de brigada D. E. M. Juan Ernesto Antonio Bernal Reyes.

El 1 de julio de 1987, el gobernador del estado, José de las Fuentes Rodríguez, inauguró el Centro de Rehabilitación Integral Regional del DIF, al que se le impuso el nombre de su esposa, entonces recién fallecida, Elsa Hernández de las Fuentes.

El 2 de julio de 1894, se ratifica el decreto que segrega parte del municipio de Zaragoza, en donde se incluye la hacienda “La Maroma”, al municipio de Ciudad Porfirio Díaz (Piedras Negras).

El 3 de julio de 1970, el Cabildo acuerda vender a la escuela Normal “Piedras Negras”, un predio para la construcción de su edificio casi frente a los terrenos de la feria regional.

El 3 de julio de 2010, muere en Tuxtla Gutiérrez, Chiapas, el Arq. Armando Jiménez García, nigopetense, autor de “Picardía
Mexicana”.

El 4 de julio de 1963, el Ayuntamiento aprueba los planos del fraccionamiento propiedad de la Sra. Josefina Villarreal de Guillén, contiguo al viejo campo de aviación (Hoy Col. Guillén).

El 4 de julio de 1965, abre sus puertas la plaza de toros Raúl de Luna Fisher, hoy plaza
Monumental Arizpe.

El 4 de julio de 1973, la Comisión Intersecretarial para el Fomento Económico de la Faja Fronteriza Norte, acordó en el puerto de La Paz, Baja California Sur, la construcción de un aeropuerto internacional para Piedras Negras y la carretera Piedras Negras a Guerrero, continuarla hasta Nuevo
Laredo, Tamaulipas.

El 4 de julio de 1974, el Ayuntamiento autoriza el proyecto de Infonavit para construir 104 viviendas a un costado de la Col. Ugarte, hoy llamado, Infonavit Río Grande.

El 5 de julio de 1998, muere en la ciudad, el Prof. José Ma. Saldaña Ortega, prestigiado maestro de matemáticas en la Esc. Sec. “Benito Juárez y en la Escuela Normal Piedras Negras.

El 5 de julio de 2001, el gobernador del estado, Enrique Martínez y Martínez, coloca la primera piedra del hoy moderno Centro Comercial Súper Gutiérrez.

Más tarde, pone en marcha la construcción del bulevar Venustiano Carranza,que une el puente Coahuila 2000 con el bulevar Aeropuerto.

El 6 de julio de 1974, el secretario de Hacienda y Crédito Público, José López Portillo, inaugura la fábrica de muelles Rassini Rheem (hoy San Luis Rassini).

El 6 de julio de 2010, los remanentes del huracán “Alex” provocan una creciente de 13 metros del Río Bravo, que inundaron partes habitadas de sus márgenes y el Río Escondido inundó una vez más a Villa de Fuente provocando daños cuantiosos, pero sin
pérdida de vidas.

El 7 de julio de 2010, muere en un accidente aéreo el presidente municipal, José Manuel Maldonado Maldonado, cuando inspeccionaba el estado que guardaba la presa La Fragua, junto con 7 personas que también fallecieron.

El 7 de julio de 2011, autoridades educativas develaron el nombre de la escuela primaria ubicada en la Col. Hacienda de Luna, imponiéndole el del ex-alcalde “José Manuel Maldonado Maldonado”, ante la presencia de su familia.
01 Julio 2017 04:00:00
EL CENTRO DE REHABILITACIÓN INTEGRAL
El gobierno del Lic. José de las Fuentes Rodríguez, creó el primer centro de rehabilitación en Saltillo, luego el segundo en Torreón, el tercero en Monclova y el cuarto en Piedras Negras, que entró en servicio el 1 de julio de 1987.

Ubicado sobre la avenida 16 de Septiembre, muy cerca del cruce con la calle de Periodistas. Que solo es superado en capacidad, funcionabilidad y equipamiento por el de Saltillo, consolidándose como el segundo en importancia en Coahuila.

Su rango de regional, se instituyó para beneficio de la ciudadanía de los municipios de Acuña, Jiménez, Guerrero, Hidalgo, Zaragoza, Morelos, Allende, Nava, Villa Unión, Sabinas, San Juan de Sabinas, Juárez, Progreso, Múzquiz y Piedras Negras. Su inauguración oficial se efectuó hasta el 13 de agosto de 1987, ceremonia a la que asistió el gobernador De las Fuentes, a quien le acompañaba su hija, la Dra. Lupita de las Fuentes de Marrufo, que ocupaba en ese entonces el lugar de su fallecida madre como presidenta del DIF Coahuila y como un homenaje a la autora y precursora de los centros de rehabilitación en Coahuila, se impuso el nombre de Lic. Elsa Hernández de de las Fuentes al de Piedras Negras.

El CRI inició con un médico físico y rehabilitador, un médico traumatólogo y ortopédico, uno en comunicación humana, un psicólogo, cuatro terapeutas físicos, una trabajadora social, terapeutas ocupacionales, terapeutas de lenguaje, protesista y ortesista, personal administrativo y de enfermería. Para ser atendidos solo se requiere tener problemas físicos o en el sistema neuromuscular esquelético: como parálisis cerebral, defectos congénitos, secuelas de poliomielitis, de meningitis, encefalitis, fracturas, defectos posturales, problemas en la columna, artríticos, reumatoides, osteoartritis, embolias, tromboides, mielomeningeo sele, distrofia muscular, amputaciones traumáticas o congénitas, enfermedades nerviosas periféricas, lesiones cerebrales por accidentes automovilísticos, alteraciones del habla, etc., etc.

Sin importar la nacionalidad, ni la edad, realizar una consulta previa para conocer el tipo de problema y sus limitaciones, y realizar, además, un estudio socioeconómico por la trabajadora social del centro y pagar una cuota de recuperación, que en 1987, variaba de los 620 a los 5 mil viejos pesos, según la situación económica del paciente, que traducido a los pesos de ahora, su equivalencia sería de 62 centavos a los 5 pesos.

En el momento de su inauguración el centro de rehabilitación disponía de hidroterapia, tina de Hubard, remolino, tanque terapéutico, mesa de Helgin, rampa, escalera angular, barras paralelas, colchón terapéutico, lámparas de rayos infrarrojos, ultrasonido, diatérmicas de onda corta, baños de parafina, timón, poleas, etc., Un ejemplar esfuerzo de aquella administración estatal para acercar a los discapacitados con excelentes profesionales de primer nivel a precios simbólicos.
30 Junio 2017 04:00:00
ESCUELA NORMAL “PIEDRAS NEGRAS”
La escuela Normal bautizada como Piedras Negras, fue fundada el 2 de septiembre de 1950, por el que fue su primer director, Profr. Fausto Z. Martínez. Se Instaló en el sitio donde hoy funciona la escuela primaria Francisco P. Estrada, a la que llamaban anexa, por funcionar adjunta a la Escuela Normal, donde los aspirantes a profesores realizaban sus prácticas educativas.

El Lic. Luis Garza Bedia fue el segundo director, cuando la institución ya tenía un nuevo local de dos pisos, aunque arrendado, en la calle de Zaragoza, en los números: 218, 220 y 222, hoy desaparecidos. La Normal fue una institución educativa particular incorporada a la Secretaría de Educación Pública, a través de la Dirección General de Educación Normal y administrada por un patronato que elegía al director y tomaban las medidas necesarias para la mejor conducción de su vida interna.

El clásico uniforme: falda café y blusa blanca las alumnas y los alumnos pantalón café y camisa blanca. La necesidad de un edificio propio y espacio suficiente para albergar todas las actividades, además de buscar la tranquilidad que no distrajese al alumnado, motivó al patronato a adquirir el 3 de julio de 1970, un amplio terreno, casi frente a las que fueron instalaciones de la Feria del Sol, donde muy pronto se construyeron las primeras aulas.

Al tener las primeras tres y el edificio administrativo en 1972, se decidió el cambio. El Lic. Luis Garza Valdés, fue el tercer director a la muerte de su padre. La nueva época cambió el rumbo, mientras el edificio crecía con nuevas aulas, la demanda de maestros disminuía, encontrando los egresados grandes dificultades para colocarse, finalmente la Dirección General de Educación Normal canceló los programas de profesores de educación primaria, egresando la última, el 29 de junio de 1984, sin embargo se generó una oportunidad para quienes desearan estudiar la carrera de profesor en educación preescolar, lo que se logró hasta el 30 de junio de 1986, en que después de formar un poco más de 30 generaciones de profesores en los dos niveles, la Escuela Normal cerró definitivamente sus puertas.

Prestigiados docentes fueron maestros de maestros, algunos ya tomaron el camino sin regreso, como: Fausto Z. Martínez Morantes, Cleotilde Reyes Herrera, Abel Herrera Rodulfo, Pablo de Hoyos Garza, el Lic. Luis Garza Bedía, Andrés Cárdenas Amaro, Ma. del Refugio Terry McDowell, Julia de León de Merla, José Guadalupe González Álvarez, la maestra de maestras y quizás la mejor maestra que ha dado la ciudad: Rosita H. Saucedo Maldonado, su sobrina Concepción Villarreal Saucedo, el Lic. Héctor García Blengio, el Dr. Óscar Rodríguez Treviño, el brillante matemático José María Saldaña Ortega, Enrique Cárdenas González, Higinio Crespo Sánchez, el Lic. Ernesto Galván Treviño, Velia Campos Lerma, Hermelinda Martínez, Pedro Pantaleón Sosa, Rosa María Reyes Herrera, etc.

Sus egresados son y fueron profesionistas prestigiados que han ocupado altos cargos en la jerarquía magisterial, como jefes de sector, inspectores, asesores técnicos y académicos, directores e infinidad de valiosos docentes, además en la jerarquía del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación. Su lamentable cierre data ya de 31 años.
29 Junio 2017 04:00:00
LA GRAN INUNDACIÓN DE 1954 –II parte-
Continuando con la gran inundación de 1954, cuando las aguas bajaron su nivel, empezó la actividad por tratar de volver a la normalidad y el control. Del interior del país llegaron alimentos, ropa y especialmente medicinas. Se vacunó a toda la población sobreviviente para evitar epidemias. A los 4 días justos después de la inundación se tuvo la seguridad de que las aguas no volverían, entonces la ciudad empezó a ser limpiada y a tratar de reparar lo que se podía.

Los daños fueron enormes y las pérdidas sumaron 60 personas, aunque se manejaron oficialmente otras cifras más altas. A 59 años de haber sufrido la peor hecatombe de la historia de la ciudad, ahora Piedras Negras presenta rasgos muy diferentes. La presa de La Amistad cerca de Ciudad Acuña, da tranquilidad a la población de que ese fenómeno natural no vuelva a presentarse y es capaz de retener grandes cantidades de las aguas del Bravo y sus afluentes río arriba. La economía no está mal, pero estuvo muy deteriorada después de la inundación.

Varias colonias nacieron producto de los campamentos de damnificados en aquella ocasión, como las colonias 28 de Junio, Buenavista, Emilio Carranza a la que llamamos Mirador, o Venustiano Carranza, etc. Solo en la colonia 28 de Junio se conmemora esta fecha, porque gracias a la inundación esa singular comunidad nació producto de la solidaridad, cuando aún no se empleaba tanto esta palabra, del grupo de personas que coincidieron en esas lomas para tratar de salvar sus vidas, ahí asentaron sus hogares, que en la ciudad fueron barridos por las embravecidas aguas del río Bravo.

En la placita de esa colonia, se realizan festejos ya tradicionales recordando el desagradable acontecimiento, pero principalmente, conmemorando el nacimiento de su comunidad, festejos que duran varios días. La gran inundación, como se le conoce a la del 28 de junio de 1954, con mayores efectos catastróficos que la del 4 de abril del 2004 y que la sufrida el 15 de junio de 2013 por su extensión, ya que abarcó desde Acuña hasta Nuevo Laredo, por un parte nos destrozó física y moralmente y poco faltó para que nos borraran del mapa, cuando periodísticamente anunciaron que Piedras Negras había muerto y por el otro, Piedras Negras ha vuelto a volar, con tropiezos, pero ha progresado mucho desde entonces.

Tomando en cuenta la forma en que quedó la ciudad después de la inundación, de 31,665 habitantes, estamos, según el conteo censal del 2010, en 152 mil y fracción, la pequeña mancha urbana que apenas tocaba la colonia Buenavista, se ha extendido por todos lados, en los cuatro puntos cardinales, las vialidades son diferentes acorde con los tiempos modernos. La pequeña ciudad desapareció para dar paso a una más pujante y económicamente más fuerte que la de 1954. Con el crecimiento aumentaron los problemas, pero definitivamente, desde cualquier ángulo que se vea, Piedras Negras no es la misma antes de la inundación o como quedó después de esa terrible catástrofe, considerada como la peor en su historia.

La ciudad ya registra 6 grandes tragedias: 5 inundaciones y el paso de un tornado, y como dijo el poeta Ricardo López Méndez. “...Tú hueles a tragedia tierra mía, y sin embargo ríes demasiado, acaso porque sabes que la risa, es la envoltura de un dolor callado...”
28 Junio 2017 04:00:00
LA GRAN INUNDACIóN DE 1954 -I parte-
Esta catástrofe llegó a Piedras Negras 56 años después de la inundación de 1889 y 22 años de la ocurrida en 1932, donde esta última era tan sólo un simple recuerdo. Este nuevo desastre fue de mayores proporciones que las anteriores, sembró el pánico, el dolor y la miseria, pero en esta ocasión se palpó la voluntad de los ciudadanos, el sentido de responsabilidad de las autoridades y la hermandad y generoso rasgo de quienes, guiados sólo por un sentido de humanidad, tendieron su mano amiga a los damnificados en los momentos difíciles.

Dos días antes la población había sido advertida de que un fuerte golpe de agua provocaría una inundación en la ciudad y que en el sitio donde se ubica la iglesia de Nuestra Señora de Guadalupe, el nivel del agua subiría un metro. La población se mostró incrédula hasta que las aguas invadieron la ciudad el 28 de junio. La inundación inició a las 6 de la tarde, las aguas ingresaron por la parte norte en el bordo de contención y por las Adjuntas en el sur, pero los pronósticos se quedaron cortos, pues del metro que se pronosticaba, las furiosas aguas subieron en esa parte de la ciudad casi 5 metros.

De las poblaciones de Del Río, Eagle Pass y Laredo, Texas, de Nuevo Laredo, Tamaulipas y Ciudad Acuña en Coahuila, Piedras Negras fue la más afectada. La totalidad de la mancha urbana fue cubierta por las aguas del río Bravo. Las autoridades tuvieron que luchar desesperadamente para rescatar a familias enteras que no habían querido ponerse a salvo cuando tuvieron tiempo, el agua arrastró río abajo las casas, enseres domésticos, animales y personas. Los troncos de los árboles que fueron derribados se introdujeron a algunas casas causando daños considerables. Hubo infinidad de actos heroicos, en donde varias personas arriesgaron sus vidas para salvar las de otros, pero sólo muy contadas fueron reconocidas y condecoradas por las autoridades.

Al día siguiente, el 29, la ciudad estaba completamente incomunicada y semiarrasada, sin luz ni agua potable y los servicios más indispensables quedaron indemnes, todo cambió de fisonomía, como si en vez de inundación se hubiese registrado un terremoto sobre la ciudad y sus pacíficos ciudadanos.

Cuando el agua bajó, la ciudad había cambiado totalmente, la sólida estructura del puente urbano internacional tuvo que ser dinamitada para evitar que los daños fuesen mayores.

Toneladas de lodo y cieno con un nauseabundo olor provocado por los cadáveres de personas y animales que se encontraban sepultados en él, invadía las viviendas, sus calles y plazas públicas. Los habitantes con la desesperación en los rostros buscaban afanosamente entre las ruinas de sus hogares a sus seres queridos, cientos de personas recorrían las calles entre el lodo y la inmundicia. Mañana la conclusión de esta historia.
27 Junio 2017 04:00:00
LA INUNDACIÓN DEL 28 DE JUNIO EN ACUÑA
La gran inundación del 28 de junio de 1954, afectó una extensa área comprendida entre Acuña y Del Río, hasta Laredo y Nuevo Laredo, Tamaulipas, pasando por Piedras Negras e Eagle Pass. En Acuña se vivió de manera especial, tomando datos del libro Acuña en la historia, de José Juan Medina, recatamos que la ciudadanía había sido advertida desde el día 26 y 27 de junio, que el río Bravo presentaría una fuerte avenida, junto con el arroyo Las Vacas.

El Pecos presentaba una cresta de 21.3 metros, el del Diablo con 4, el Devil con 3, al arroyo Johnson, en Ozona, Texas, con 2 y medio, el de Las Vacas con 10 metros. A la una de la mañana del 28 de junio, se cerró el puente urbano internacional, horas después, las aguas del Bravo lo destrozaron por el lado de Del Río, Texas. A pesar de la alerta, la ciudadanía se resistía a salir de sus hogares por temor a que fueran saqueados, pero minutos antes de las 6 de la mañana, el personal militar los obligó a evacuarlas, llevándolos a las lomas de lo que hoy es la colonia 28 de Junio, al cuartel militar de aquel entonces y a las instalaciones de la escuela secundaria “26 de Junio de 1908”, hoy Secundaria #1, dirigidos y auxiliados con lo disponible por el presidente municipal, Gustavo Valdez Falcón.

A las 6 de la mañana, cuando la crecida del arroyo Las Vacas chocó con la del río Bravo, se empezó a inundar la ciudad, presentándose desbordes por las calles de Aquiles Serdán y Belisario Domínguez. El Bravo lo hizo a la altura de lo que es hoy la colonia Granjas del Valle y el arroyo Las Vacas atacó por la calle de Corregidora. Las embravecidas aguas arrastraban árboles, animales muertos, cajas, tanques con gas, muebles y objetos no identificados que apenas sobresalían de las aguas.

Al bajar las aguas, quedó fango y lagunas fétidas en la población, con metro y medio de altura, como en la hoy calle de Hidalgo, Victoria y Guerrero, de más de dos metros en la calle de Anáhuac y en la de Allende, donde estaba la antigua zona de tolerancia. Los daños que dejó la inundación fueron incuantificables, aunque se mencionó que superaban los 12 millones de pesos, hubo 12 mil damnificados, la crecida arrastró 25 mil metros cúbicos de agua, en cuanto a las víctimas fatales, no existe una fuente confiable para citar un número, quedó sin energía eléctrica, ni agua potable y sin alimentos.

La inundación del 28 de junio se presentó en Acuña hace ya 61 años y desde entonces, la población no es la misma, al convertirse en uno de los municipios de mayor crecimiento en el estado. (“Acuña en la historia” de Juan José Medina
Zapata).
26 Junio 2017 04:00:00
El primer auto de Piedras Negras
En el número 15 de la revista Marte del 1 de enero de 1952, apareció un artículo de Manuel Faz Villarreal, donde narra las aventuras de Fructuoso García Zuazua, propietario del primer automóvil que circuló en Piedras Negras. José Vasconcelos en su obra Ulises Criollo cita a “Tocho”, o sea a Fructuoso, como aquel “niño rico, atrevido y buen mocito”, así que no sorprende que tuviese los recursos para comprar en 1904 el primer auto que circuló por las calles de Piedras Negras, entonces Ciudad Porfirio Díaz. “Era un poderoso Oldsmobile que devoraba las distancias a 18 millas por hora”.

El auto lo compró en la ciudad de México en $2,500.00. En ese entonces Tocho vivía en Eagle Pass y poco después de realizar la compra llegó desde Detroit, Michigan un auto idéntico para el Dr. Andrew Evans. Los autos se enviaron desarmados y como no existían garajes con mecánicos, los propietarios siguieron las instrucciones adjuntas para armarlos.

Evans tardó más de 4 meses y Tocho no tuvo tantos problemas, aunque batalló en aprender el complejo mecanismo de aquel artilugio y animarse a tripularlo. En la frontera no se vendía gasolina y debían encargarla para luego establecer cada uno su propia estación de abastecimiento. Los insólitos medios de transporte despertaron la curiosidad y el susto de los habitantes de las dos ciudades fronterizas, pero era común que los autos se quedaran en el camino por falta de combustible, los choferes no sabían calcular los kilómetros que podían recorrer con un litro de gasolina y tenían que regresar a pie, estudiar los instructivos y regresar en un buggie, que era un vehículos de tracción animal y regresar en él con gasolina y el caballo atados a la defensa trasera después.

García y Evans se prepararon llevando mozos que les acompañaban para que regresaran por combustible si se quedaban sin él, por el manual o por el buggie. Tocho solía contar presuntuosamente, que el doctor Evans le pedía con frecuencia arreglar las descomposturas de su auto, que Tocho resolvía poniendo el crank al frente del motor y le daba vuelta para que el motor funcionara. Con el tiempo detectaron que de tanto mover un fierro aquí y otro allá, el doctor Evans ahogaba el motor, llamaba a su amigo y en lo que éste tardaba en cruzar el puente el motor se desahogaba, así que al dar vuelta al crank, el auto funcionaba al primer intento.

Si Tocho salía en su vehículo por las calles de Ciudad Porfirio Díaz, la población se conmocionaba. Los cocheros le temían más que al granizo, apenas veían que se aproximaba, trataban de ganar las calles transversales aunque en su ansia por escapar rompieran los ejes y las ruedas de sus propios muebles. Si Tocho visitaba al doctor Evans en Eagle Pass, los celadores aduanales de ambas garitas se hacían señas de lado a lado del puente, detenían el tráfico y despejaban el camino, hasta entonces lo dejaban avanzar. Como el auto no podía subir el desnivel que existía entonces entre el piso del puente y el de las dos poblaciones, los celadores tenían que subir en peso al vehículo.

Como dato curioso, la primera dama de Ciudad Porfirio Díaz en confiar su vida al subir con Tocho a su auto, fue la señorita Anita Velasco.
25 Junio 2017 04:00:00
JUNIO EN LA HISTORIA DE PIEDRAS NEGRAS
El 26 de junio de 1954, un grupo de norteamericanos alertó a las autoridades de la ciudad, de un importante golpe de agua, que inundaría la población.

El 26 de junio de 1991, la explosión en un cuarto de pintura en la fábrica T. R.

S. Internacional, en la colonia Francisco I. Madero (Mundo Nuevo), provocó un incendio que acabó totalmente con la fábrica, cobrando la vida de tres trabajadores y dos heridos.

El 26 de junio de 1999, la estatua del general Manuel Pérez Treviño es removida de su pedestal de la glorieta del cruce del bulevar del mismo nombre con el bulevar Eliseo Mendoza Berrueto Norte, a un nuevo lugar que se estaba preparando, en el cruce del bulevar Manuel Pérez Treviño con la calle de Martínez.

El 27 de junio de 1956, Aerolíneas Mexicanas, S.A. inician sus vuelos de la Ciudad de México a Piedras Negras con escala en León, Guanajuato.

El 27 de junio de 1968, el Cabildo acuerda que la escuela primaria que se construye en Villa de Fuente, lleve el nombre de Venustiano Carranza.

El 27 de junio de 1988, el cine Buenavista cerró definitivamente sus puertas después de finalizada la función, acabando así, con el lugar público de mayor aforo en la ciudad.

El 28 de junio de 1954, Piedras Negras sufre la peor inundación de su historia que casi acabó con la ciudad. El meteoro inició a las 6 de la tarde y alcanzó en algunos lugares de 3 a 5 metros de altura. Los daños y pérdida de vidas fueron importantes.

El 28 de junio de 1963 se funda el periódico El Diario, bajo la dirección del periodista Gilberto Guajardo Montemayor.

El 28 de junio de 2013 el gobernador del estado, Rubén Moreira Valdez, devela la placa donde se impone el nombre de Salvador Chavarría Delgado, a la secundaria federal No. 6, en el fraccionamiento Villa Real.

El 29 de junio de 1927 la revolución cristera provoca que las puertas de la iglesia de Nuestra Señora de Guadalupe sean cerradas, cancelando todos los servicios religiosos y persiguiendo a los sacerdotes.

El 29 de junio de 1943, el presidente municipal, Lic. César Valdés Hernández, firmó los primeros nombramientos de los elementos que formaron el primer cuerpo de Bomberos en el municipio.

El 29 de junio de 1999, el obispo Francisco Raúl Villalobos Padilla erige en parroquia la iglesia de la Sagrada Familia del fraccionamiento Campo Verde.

El 30 de junio de 1949 se delimita el perímetro urbano al sur de la ciudad, quedando en la interjección de la carretera federal 57 con la calle de Chihuahua, en la colonia Buenavista.

El 30 de junio de 1966, el Ayuntamiento acuerda fijar el límite urbano en el kilómetro 1310 y el suburbano, del punto anterior hasta el kilómetro 1308, en un sitio conocido como Agua Azul.

El 30 de junio de 1978, el señor León Michel Vega recibe su concesión para explotar comercialmente la estación de radio XEIK y transmitir en el 1360 del cuadrante.

Posteriormente vende su concesión al señor Tomás García Jiménez que la agrega a su grupo radiofónico Señales de Oro.

En 1999 cambia de frecuencia al 830 del cuadrante; el 6 de octubre de 1991 fue vendida al señor Manuel Camacho Hernández; el 3 de mayo de 1996 al Grupo Radio Zócalo, del señor Francisco Juaristi Septién y en 2011 muda a frecuencia modulada como XHIK en el 96.7.

El 30 de junio de 1986, La Escuela Normal Piedras Negras cierra definitivamente sus
puertas.
24 Junio 2017 04:00:00
LA ESTACIÓN DE RÍO ESCONDIDO
El 15 de julio de 1865, se eleva a rango de Villa a la congregación de Fuente, declarándola perteneciente al distrito de Río Grande. Decreto que se ratificó el 17 de febrero de 1868, que reafirmó su categoría de villa, elevándola a municipio. Sus límites fueron demarcados, teniendo al norte el río Escondido, por el oriente al río Bravo o Grande, por el sur, el acordonamiento indicado, desde la desembocadura del arroyo de San Nicolás y de ahí al poniente, por la izquierda del mismo arroyo y las mojoneras ahí establecidas, hasta donde se juntan el Río Escondido y el de San Antonio.

En su época independiente, en 1891, se abrieron a la explotación las minas de carbón de río Escondido, con la participación de la empresa Piedras Negras Coal, dando un auge fugaz a la población y municipio, creando la congregación de Río Escondido en donde hoy está la estación del ferrocarril del mismo nombre, construyendo un edificio de piedra que se mantiene aún en pie en la actualidad.

Se construyó un ramal hasta las minas, para facilitar su transporte.

La estación Río Escondido se empezó a poblar, dedicándose sus habitantes a la minería y laborando en el ferrocarril. El 17 de febrero de 1894 se decretó la desaparición del municipio de Fuente y de su categoría de Villa, para regresar a congregación, incluyendo su territorio, agregándose a Cd. Porfirio Díaz y la parte sur. En 1913, los constitucionalistas probaron en ese lugar los cañones construidos en la Maestranza de Piedras Negras, teniendo como testigo a Venustiano Carranza. En 1934 se construyó la primera escuela primaria, que recibió el nombre de “El Tres”, atendida por el maestro José Julio Morales.

Pronto fue reubicada más al norte.

La carretera 57 pasaba por el centro de la población, calle que hoy es la única pavimentada que lleva el nombre de Braulio Fernández Aguirre. En 1960, la Comisión Federal de Electricidad adquiere los derechos para explotar los yacimientos de carbón en el lote minero de Santo Domingo, donde se localizan las minas de Río Escondido, que abastecen a partir de 1966 y por un periodo de 10 años la planta termoeléctrica de Nava generando electricidad. En 1971 se construyó un nuevo edificio para la escuela que lleva el nombre del héroe de Nacozari, Jesús García, edificio que fue ampliado en 1980.

En 1979 se crea la empresa Minera Carbonífera de Río Escondido, S. A., que luego fue vendida en 1991 al Grupo Acerero del Norte, para abastecer a Comisión Federal de Electricidad con minas subterráneas y a cielo abierto en Río Escondido, que entraron en operación a partir de 1981. En 2010, la estación Río Escondido reporta 220 habitantes, sus patios ferrocarrileros se han ampliado y a un kilómetro de distancia funciona la gigantesca planta de la cervecería Modelo.

El futuro de los habitantes de la estación parece incierto, alguien corrió la versión no confirmada de la posibilidad de comprar sus propiedades y convertirlas en patio de furgones de ferrocarril.
23 Junio 2017 04:00:00
LAS CAMPANAS DE PN -II parte-
La segunda campana, réplica de la de Dolores, fue desmontada de la Presidencia Municipal siniestrada, guardándose en el techo de ese mismo edificio que posteriormente se convirtió en Recaudación de Rentas del Estado, oficinas de Simas y en la actualidad alberga al Museo de la Frontera Norte. El Ayuntamiento de Rito Valdés Salinas convocó a concurso arquitectónico para colocar esta campana, con un premio de un millón de viejos pesos, que correspondieron al Arq. Jesús Carlos Bujanda Rodríguez.

El constructor del proyecto victorioso fue el Ing. René Sandoval García, que lo edificó en la esquina del bulevar 16 de Septiembre y Monterrey frente de la tercera sede de la Presidencia Municipal, que fue inaugurado el 16 de septiembre de 1993. Tenía dos placas colocadas en la parte interior de las dos columnas que le sostenían, en una aparecía la aclaración sobre las 33 campanas y en la otra, textualmente decía: “La Campana de la Independencia es el símbolo nacional del progreso, la libertad, la soberanía, la cultura y la solidaridad nacional.

Sus enseñanzas nacen en el pasado, pero se revitalizan en el presente, en su proyecto político como un proyecto social, de actualidad a las acciones de las entidades federativas y municipales, haciendo de nuestro país un pilar fundamental, ante la cultura internacional, con ciudadanos que saben defender la soberanía nacional y saben hacer realidad la soberanía popular. El Ayuntamiento 1991-1993”. La construcción medía de base 4.50 x 5.13 metros y 0.50 de altura; el monumento arquitectónico: 4.50 x 1.50 metros, con una altura de 8 metros. La campana mide 0.90 metros de alto, pero incluyendo el armazón de sostén y el árbol para el vuelo, mide 1.80 metros; el diámetro en la boca es de 0.5 mts.

Esta campana fue retirada el 9 de diciembre de 2010 al iniciarse la remodelación de la Presidencia, almacenándose en las bodegas de Obras Públicas y la construcción fue totalmente demolida. La tercera réplica que llegó para ser colocada en la tercera sede de la Presidencia Municipal, fue colocada el 14 de noviembre de 1987, durante la administración del Lic. Carlos Juaristi Septién.

Posteriormente, la Secretaría de Gobernación envió nuevas campanas para los puertos marítimos y fronterizos y el Cabildo acordó el 3 de junio de 1992, colocarla dentro de la sala de cabildo, sitio donde actualmente se encuentra, inaugurándose este nuevo sitio el 15 de septiembre de ese mismo año.

La cuarta réplica, fue obsequiada por la Secretaría de Gobernación y colocada en el sitio de honor, inaugurándose el 15 de septiembre de 1992. Bajo ella se colocó el 15 de septiembre de 1996 una escultura de Miguel Hidalgo en actitud de tocar la campana, por lo que parte del cordel con el que se tañe, la sostenía una mano de la escultura. La inscripción original quedó oculta tras la escultura de Hidalgo y luego fue retirada.

La remodelación de la Presidencia Municipal provocó que la campana y la escultura de Hidalgo fuesen retiradas a finales de 2010 y almacenados en el lugar tradicional. En septiembre de 2011, se inauguró un nuevo sitio para albergar la escultura de Hidalgo bajo la segunda campana de Dolores, que volvió a ponerse en servicio.












22 Junio 2017 04:00:00
LAS CAMPANAS DE PN -I parte-
La primera réplica de la campana que Hidalgo tañó en la población de Dolores se construyó en 1889 en una fundición de Baltimore, Estados Unidos, según consta en su inscripción y fue colocada en la torre de la desaparecida Presidencia Municipal de la calle Juárez, edificio que fue inaugurado el 15 de septiembre de 1899, cuando la ciudad ostentaba el nombre de Porfirio Díaz durante la administración municipal de Hilario Delgado, y funcionó hasta que el edificio fue vendido y demolido producto de la modernización con el Programa Nacional de las Fronteras, que proyectó uno nuevo y la campana fue almacenada en las bodegas del Ayuntamiento.

El 22 de abril de 1965, durante la administración de Daniel Hernández Medrano, en vista de que una nueva campana sustituiría a la anterior en la nueve sede del municipio, el cabildo acordó ceder la primera campana al Sr. Raúl de Luna Fisher, para que la colocara en el coso taurino de su propiedad, proyecto que no se cumplió, en cambio fue colgada de un grueso madero en el exterior de un rancho al norte de la ciudad y su tañir servía para llamar al ganado para alimentarse. Fue rescatada de ese lugar por el alcalde Rito Valdés Salinas y colocada en el exterior de lo que fue la segunda sede de la Presidencia Municipal por la calle Abasolo, de 1964 a 1984, cuando fue remodelado con estilo colonial y reinaugurado el 25 de octubre de 1993, colocándose la campana días después.

A principios de 2010, el edificio es despojado de su fachada colonial para transformarlo en la sede del Museo de la Frontera Norte y la campana tiene que pasar una vez más a resguardo a las bodegas del Departamento de Obras Públicas, donde permanece. La segunda campana fue una edición limitada para funcionar en las capitales de los 32 estados de la República en 1960, elaboradas en la Fábrica Nacional de Artillería, bajo la dirección del jefe del departamento de la industria militar, Gral. Tomás Sánchez Hernández.

En su fundición se empleó una liga metálica igual a la tomada de la campana original: 90% de cobre, 9.7% de estaño y 0.3% de plata con huella de oro. El badajo se hizo con una granada de práctica de mortero calibre 81. Lleva grabada la inscripción: “San Joseph. 22 de julio de 1768”, en alusión a la fecha en que se fundió la campana original por el cura Atanasio Sánchez Villela.

El Lic. Julio Santoscoy Perea, subsecretario de Trabajo, le solicitó al presidente de la República, Adolfo López Mateos, facilitara una más para la ciudad y la número 33 fue para Piedras Negras, inaugurándose el 15 de septiembre de 1964 en la entonces nueva Presidencia Municipal de la calle Abasolo, funcionando desde la administración de Daniel Hernández Medrano hasta finalizar la de Humberto Uribe Flores, en que un incendio acabara con el edificio el 29 de diciembre de 1984. La campana se usó en el Auditorio Santiago V. González el 15 de septiembre de 1985, luego regresó al edificio siniestrado y se usó en este sitio abandonado en 1986 y en 1987, siendo el Lic. Carlos Juaristi Septién, el último alcalde que tañó la campana en ceremonia oficial.
21 Junio 2017 04:00:00
LA TORRE DEL RELOJ –II parte–
Continuando con la historia de la Torre del Reloj, ubicada en la macroplaza de los Fundadores, la antigua presidencia municipal de la calle de Juárez, que tanto llamaba la atención por su belleza arquitectónica, resaltaba su relieve entre sacado hacia fuera en sus dos pisos, que correspondían a la torre del reloj que le coronaba, que fue visitado por el presidente de la república, el Gral. Porfirio Díaz, en su viaje a la ciudad el 1 de marzo de 1902. Este edificio soportó las inundaciones de septiembre de 1932 y la del 28 de junio de 1954.

En 1950, fue el centro principal de las ceremonias conmemorativas del centenario de la creación de la Colonia Militar de Guerrero en Piedras Negras, donde se le colocó justo encima del balcón principal y en azulejo, el escudo de armas de la ciudad, creado por don Vito Alessio Robles.

Producto del modernismo y con la idea del afamado arquitecto Mario Pani, de crear un complejo modernista que fuese considerado como la Puerta de México, que fue patrocinado por el Programa Nacional de las Fronteras, el PRONAF, proyecto que destruyó valiosos edificios que hicieron historia, como el casino internacional, la casa en donde vivió el connotado José Vasconcelos, el cuartel Hidalgo, que colindaba con la presidencia municipal, contemplaba también la construcción de una nueva sede de los poderes municipales por la calle de Abasolo, a una cuadra hacia el norte de la entonces presidencia de la época porfiriana, que empezó a construirse en 1963, ocupándose este último, sin ninguna ceremonia para escuchar el informe final de la administración del capitán Ramiro Peña Guerra y la toma de posesión del Sr. Daniel Hernández Medrano, el 31 de diciembre de 1964, dejándose de usar el edificio de la calle de Juárez, iniciándose la demolición de la vieja presidencia municipal, que había sido vendida al PRONAF en $ 1 millón, 39 mil 196 pesos con 25 centavos, con la anuencia del cabildo, el 16 de noviembre de 1962, según consta en actas, para que construyeran un estacionamiento.

Conociendo esta circunstancia histórica, el presidente municipal, Ernesto Vela del Campo, decidió crear un espacio en la macroplaza de los Fundadores, en donde se reprodujera la torre de la vieja presidencia, desde el segundo piso de lo que fue, hacia arriba. Reproducción que se le colocó un reloj de cuatro caras, creado por la compañía poblana Centenario, que tienen experiencia en estos aparatos desde 1919, con carátulas de material acrílico que luce iluminado durante la noche, cuyo mecanismo funciona con engranes, ejes y otras ingeniosas piezas, impulsadas por electricidad y que cuando deja de tener esta energía, entonces funciona mecánicamente mediante contrapesos.

Cada quince minutos da una doble señal que emite el sonido de dos de sus tres campanas, a la media hora y al faltar quince para la hora se escuchan sus dobles tonos y a la hora, se agrega un tañido por cada hora, que se reproduce totalmente dos minutos después. Así tenemos la Torre del Reloj, en recuerdo de la que existió en el antiguo edificio de la presidencia municipal de la época porfirista, que en los últimos años ya no nos deleita con su concierto de campanas y su parte baja alberga un módulo de revisión mecánica.
20 Junio 2017 04:00:00
LA TORRE DEL RELOJ –I parte-
El 22 de noviembre de 1996, el entonces gobernador del estado, Dr. Rogelio Montemayor Seguy, inauguró oficialmente la remodelación de la Macroplaza de los Fundadores y junto con ella, la llamada Torre del Reloj, una estupenda idea arquitectónica, donde son pocos los que conocen lo que realmente representa para la ciudadanía y que aún así, llama la atención de la gente menuda y de la que no lo es, por su tamaño y por el ruido de sus campanas.

El motivo que representa, data de la época en que nuestra ciudad tenía la categoría de villa y un grupo de notables promovieron la idea de que se le elevara a rango de ciudad, lo que consiguieron, contando con el permiso del entonces presidente de la República, el Gral. Porfirio Díaz, para que la población llevara su nombre y para que la pujante población luciera sus mejores galas, se decidió a iniciativa del mismo presidente y del gobierno del estado en turno, que se construyeran nuevos edificios y se crearan nuevos servicios que estuvieran acorde con la obra realizada hasta esos momentos por el general Díaz, donde sobresalió el hermoso e histórico edificio de la aduana fronteriza, la maestranza del ferrocarril o casa redonda, donde se reparaban las máquinas del ferrocarril, la nueva sede del juzgado de distrito, la estación del ferrocarril, una nueva sede para la presidencia municipal, que en ese entonces estaba frente a la plaza de los Héroes, por la calle de Juárez, que en aquella época conectaba de manera directa con el puente urbano internacional hacia Eagle Pass, Texas.

El nuevo edificio construido sobre el anterior, fue inaugurado el 16 de septiembre de 1889, hermosa construcción de estilo francés, construida en parte, con piedra especial traída del estado de Oaxaca, la tierra natal del dictador.

Edificación de dos pisos, uno de sus lados daba hacia la calle de Zaragoza, con una puerta secundaria en el piso inferior y un pequeño balcón en el segundo y la fachada principal daba hacia la calle de Juárez, en este lado estaban tres puertas, dos secundarias en los lados y en el centro la puerta principal, encima de él, un gran balcón que daba de lado a lado, a donde se ingresaba por tres puertas, balcón en donde se realizaban las ceremonias cívicas, como el Grito de Independencia, donde resaltaban sus cuatro ventanas de dos partes y sobre la puerta central del segundo piso, se levantaba una torre de dos pisos, en el primero de ellos, con tres pequeñas ventanas frontales y dos en el resto de sus lados, en el segundo piso de la torre, se destacaba un gran reloj de cuatro caras, con dos pequeñísimas ventanas en sus costados, detalles que se repetían en sus cuatro lados, reloj coronado por un pequeño mástil, colocado en un techo geométrico tipo pirámide, en donde se izaba la enseña patria en ocasiones especiales.

Sobre la azotea del edificio, resaltaban sus rejas en sus pretiles, para dar seguridad a quienes la ocuparan para diferentes eventos. Mañana presentaremos la conclusión de esta historia.
19 Junio 2017 04:00:00
Monumentos a las actividades productivas del municipio
Durante la administración municipal de Claudio Bres Garza, se decidió mostrar en monumentos las actividades productivas más importantes del municipio y el escultor nigropetense, Adán Chío Salinas, diseñó un total de seis, monumentos que fueron colocados en el centro de la parte norte del libramiento general Manuel Pérez Treviño. Mucha de nuestra gente se pregunta qué significan algunas de ellas, explicación que extendemos según la óptica que tuvo su autor. Todas tienen el nombre en dos lados, con letras en relieve en color oro.

El primero de ellos fue el que lleva por nombre: GANADERÍA, escultura que sostiene una base elíptica de 4 por 6.50 metros, su altura es de 4.60 metros, de los cuales 2.30 corresponden a la escultura, que representan la ganadería con un arriero montado que vigila cuatro vaquillas.

AGRICULTURA, tiene una base cuadrangular de 3 metros por lado y una altura de 3 metros, la escultura tiene una altura 2.60 metros, que muestran dos figuras sembrando, un adulto y un menor protegidos por anchos sombreros.

MINERÍA, mide 3 metros de altura sobre una base cuadrangular de 3 metros de lado, se muestra el trabajo de dos mineros en el interior de una mina de carbón, portan su herramienta característica, uno de ellos esta de pie y el otro de rodillas, la escultura presenta una altura de 3.50 metros.

LADRILLERO, escultura que mide 3.50 metros de alto y se muestra la manera en que se rescata el barro en la construcción del ladrillo, son dos figuras, una de rodillas trabajando el barro y el otro de pie, transportando el producto sobre sus hombros. Se exhibe en una base cuadrangular de 3 metros de lado y una altura de 1.60 metros.

METALURGIA, representa a un obrero de pié forjando el metal, en su brazo derecho porta un mazo y con el otro sostiene el metal sobre un yunque. Este monumento representado con material auténtico de las fábricas de la ciudad. Su base cuadrangular tiene tres metros de lado y una altura de 1.60. La escultura tiene una altura de 3.50 metros.

TRANSFORMACIÓN, donde se representan los productos de la industria maquiladora, con dos figuras femeninas, una sentada manejando una máquina de coser y la otra de pie, sosteniendo el producto que sale de la máquina. Es una escultura de 3.50 metros de altura, sostenida en una base cuadrangular de 3 metros de lado y 1.50 de altura. Todos ellos están iluminados. Se terminaron de construir el 7 de agosto de 1999. No hubo inauguración oficial.

A mediados de 2005 pintaron las esculturas de un tono café suave, que hace que las esculturas tengan el color del barro, lo que las proyecta con una imagen diferente a la original. Su iluminación actual no es eficiente si es que funciona y durante la noche difícilmente se pueden apreciar. En la actualidad la mayor parte de sus bases permanecen deterioradas producto de obras de perforación que “tocaron” algunos de sus lados.
18 Junio 2017 04:00:00
JUNIO EN LA HISTORIA DE PIEDRAS NEGRAS
El 16 de junio de 1934, toma posesión por 2ª ocasión como comandante de la Guarnición Militar de Piedras Negras el general brigadier Porfirio Cadena Riojas. La cabalgata “Ruta de los Exploradores, La Grande”, cumple la decimotercera etapa, de Nava a la villa de Guerrero; el día 17 llegan hasta la Unión Ganadera Regional y el día 18 la finalizan en Piedras Negras, frente al Santuario de Guadalupe, completando 430 kilómetros desde Saltillo.

El 16 de junio de 2005, el presidente de la República, Vicente Fox Quesada, develó la placa conmemorativa del monumento ecuestre a Venustiano Carranza.

El 17 de junio de 1934, un incendio destruye la iglesia del Sagrado Corazón de Villa de Fuente. El 17 de junio de 2004, el obispo de Piedras Negras, Alonso Gerardo Garza Treviño, decreta que el seminario auxiliar se llame Seminario Diocesano de Piedras Negras.

El 17 de junio de 2000, como parte de los festejos del 150 aniversario de la fundación de la ciudad, se efectúa una Pamplonada en la calle Zaragoza, desde la de Bravo hasta la Matamoros.

El 18 de junio de 1981, el municipio designa como hijo predilecto al cronista deportivo radiofónico de fama internacional, Agustín Álvarez Briones.

El 19 de junio de 1848, el Gral. José Joaquín de Herrera, presidente de la República, dispone la creación de colonias militares a lo largo de la nueva frontera con los Estados Unidos, entre ellas la de Piedras Negras.

El 20 de junio de 1963, el Cabildo aprueba la construcción del pedestal en la plaza Hidalgo de la colonia Roma, para reubicar el monumento de Miguel Hidalgo que estaba en una glorieta en la esquina de las calles Zaragoza y Fuente.

El 21 de junio de 1906, parte por primera ocasión el tren de Ciudad Porfirio Díaz (Piedras Negras) a Saltillo, aprovechando la terminación de la línea férrea desde Paredón hasta Saltillo.

El 21 de junio de 1950, se publica el decreto número 95 del Congreso del Estado, aprobando el escudo de armas de Piedras Negras, diseñado por el historiador Vito Alessio Robles.

El 21 de junio de 1988, el presidente de la República, Miguel de la Madrid,
inaugura la remodelación del Aeropuerto Internacional de Piedras Negras.

El 22 de junio de 1981, es inaugurada la guardería infantil del IMSS, por la Ave. Industrial.

El 22 de junio de 1982, el Cabildo cambia el nombre al bulevar Profr. Óscar Flores Tapia, por el de Dr. Armando Treviño Flores.

El 22 de junio de 2003, la capilla de San Antonio de Padua del ejido Piedras Negras se erige en rectoría, nombrando como su primer rector al presbítero Romeo Sánchez García.

El 22 de junio de 2005, el presidente municipal, Ing. Mario Rincón Arellano, pone en marcha de manera oficial el nuevo edificio de la empresa maquiladora Littelfuse, inaugurado una semana antes por el presidente Vicente Fox y el vicepresidente del corporativo Howard Witt.

El 23 de junio de 2004, Saltur (Alas de Coahuila), que operaba vuelos diarios entre Piedras Negras y Saltillo en una unidad Metro II, dejó de operar de manera definitiva sin dar razones oficiales, solamente que la unidad iría a mantenimiento.

El 23 de junio de 2013, la Secretaría de Educación en Coahuila impone el nombre de Ejército Mexicano a la escuela primaria que funciona en el fraccionamiento Los Pinos, a la que la gente llamaba Escuela del Amor.
17 Junio 2017 04:00:00
CABALGATA RUTA DE LOS EXPLORADORES –II parte–
A las 10:30 horas del 18 de junio del 2000, el grupo de cabalgantes que participaron en la Ruta de los Exploradores, La Grande, llegaron al entronque de la carretera a Nuevo Laredo con la de Saltillo, donde fueron recibidos por cientos de jinetes que llegaron procedentes de otras poblaciones del estado, en medio de un ambiente de fiesta, donde las autoridades del municipio se unieron al contingente de cerca de 350 jinetes, para entrar a la ciudad por la avenida Eliseo Mendoza Berrueto, cruzaron Villa de Fuente, a las 11 con 20 minutos cruzaron frente a la iglesia del Sagrado Corazón de Jesús, aquí, según uno de los cabalgantes, recibieron “el saludo de la hermana república de Villa de Fuente”, la gente salía de sus hogares para aclamarles y distinguir los cabalgantes “limpios” de los “tostados” por el sol coahuilense, se escuchaban el toque de claxon de los automóviles y hasta pétalos de rosa que les arrojaron a los jinetes por parte de algunas osadas damas, una leve llovizna que se dejó sentir un poco después de las 11 de la mañana, no impidió la gran fiesta de bienvenida.

Recorrieron en su totalidad las avenidas Lázaro Cárdenas y Emilio Carranza, en algunos sitios, se tuvo que detener al contingente de varios kilómetros de longitud, para permitir descongestionar algunas de las principales calles que habían acumulado cientos de vehículos. El gran grupo siguió por la calle de Allende hasta la de Zaragoza, para llegar al Santuario de Nuestra Señora de Guadalupe, en donde recibieron la bendición de parte del sacerdote Juan Manuel Riojas, aproximadamente a la una de la tarde. Posteriormente se dirigieron a la presidencia municipal, en donde el arquitecto José María Guajardo Pérez entregó el estandarte de la ciudad a las autoridades, que había recibido el 4 de junio en Saltillo al momento de iniciar la travesía, diciendo: “Estamos aquí regresándole la bandera que nos encomendó, la que supimos honrar y poner en alto con cariño y respeto; le traemos a la ciudad de Piedras Negras y sus habitantes un afectuoso saludo de los pobladores de los lugares que atravesamos, ¡Cumplimos señor, cumplimos!”.

Después, el grupo se movió a la entonces explanada de la calle de San José, donde ahora esta el área de patinaje, a un costado de la presidencia, en donde el presidente municipal y la reina de los festejos del 150 aniversario, entregaron reconocimientos a los 35 cabalgantes que recorrieron la totalidad de la travesía, entre ellos una mujer, la señora Herlinda Quintero, además de una hebilla dorada, un prendedor con el escudo de Piedras Negras y un gran tarro de pomada de “La Campana”, esta última, muy bien recibida. Al término de esta sencilla ceremonia, los cansados cabalgantes se dirigieron a sus domicilios, recogiendo sus cabalgaduras. Finalizando así, la cabalgata más larga efectuada en Coahuila en los tiempos modernos, que recorrió más de 500 kilómetros en 15 días, soportando altísimas temperaturas y el polvo sofocante del semi-desierto coahuilense. Esta formidable travesía no se ha repetido hasta este momento.

16 Junio 2017 04:00:00
LA CABALGATA RUTA DE LOS EXPLORADORES -parte I-
Como parte de los festejos para celebrar el 150 aniversario de la fundación de Piedras Negras, el arquitecto José María Guajardo Pérez organizó con un grupo de cabalgantes la gran travesía, la más larga en los tiempos modernos que tuvo un recorrido desde Saltillo hasta Piedras Negras. La cabalgata denominada Ruta de los Exploradores, La Grande, partió el 4 de junio del 2000 frente a la Catedral de Santiago de la ciudad capital. Más de 200 cabalgantes salieron tras el banderazo de partida dado por el gobernador del estado, Enrique Martínez y Martínez, quien en punto de las 8:00 de la mañana partió junto con ellos para completar la primera etapa en el entronque de las carreteras Monterrey-Saltillo con Monclova, de 21 kilómetros de longitud.

La gran mayoría de los cabalgantes solo la cubrieron parcialmente y el recorrido de cada etapa se efectuó en un día. El día 5 arrancó la segunda etapa que terminó en la población de Gamuza, en el municipio de Ramos Arizpe, tras recorrer 40 kilómetros. La tercera etapa se inició muy temprano y finalizó en el ejido La Paloma, del municipio anterior. La cuarta etapa de 40 kilómetros abarcó desde La Paloma hasta el ejido Santa Teresa, en el municipio de Castaños, tras cruzar la famosa serranía de La Muralla; la quinta etapa partió del ejido antes mencionado y finalizó en la hoy ciudad de Castaños, tras recorrer 40 kilómetros.

La sexta etapa partió de Castaños y después de arduos 40 kilómetros los cabalgantes pernoctaron en Las Adjuntas, municipio de Abasolo. La séptima etapa partió de Las Adjuntas hasta el ejido San Alberto, municipio de Progreso, cuyo recorrido fue de 40 kilómetros. Desde aquí partió la octava jornada y tras recorrer 39 kilómetros, los cabalgantes se detienen en la población de La Escondida, municipio de Múzquiz. La novena etapa recorrió solamente 23 kilómetros para detenerse en la ciudad de Sabinas, donde de alguna manera sirvió para que los cabalgantes se repusieran.

La décima etapa abarcó una longitud de 33 kilómetros, desde Sabinas hasta el rancho Las Pilas. Desde este sitio arrancó la undécima jornada que terminó en Las Corrientes, municipio de Morelos y abarcar un gran tramo de 42 kilómetros.

Al día siguiente se inició la duodécima jornada, una de las dos más largas tras recorrer 43 kilómetros, para pernoctar en la ciudad de Nava. La décima tercera jornada, también muy extenuante de 43 kilómetros de longitud, abarcó desde Nava hasta la villa de Guerrero, siguiendo aquí parte del viejo camino real utilizado en el pasado.

La decimocuarta etapa arrancó en la antigua villa de Guerrero y tras excesivo sol se detienen en las instalaciones de la Unión Ganadera Regional, ubicadas en el municipio de Nava y el día 18 de junio, arranca la décimo quinta jornada y última de la gran travesía, para recorrer los últimos 15 kilómetros para llegar a Piedras Negras. Así se realizó la gran cabalgata Ruta de los Exploradores, La Grande, cabalgata que hasta el momento no ha sido superada en Coahuila.
15 Junio 2017 04:00:00
PIEDRAS NEGRAS –II parte-
Continuando con la historia de Piedras Negras, Francisco I. Madero, decidió iniciar la Revolución Mexicana en Ciudad Porfirio Díaz el 20 de noviembre de 1910, movimiento que se inició en algunas partes del país y Madero no lo pudo hacer por nuestra ciudad por la falta de hombres y armamento. Pero cuando la revolución maderista triunfó, inició su recorrido triunfal hasta la Ciudad de México desde Ciudad Porfirio Díaz, el 3 de junio de 1911. Venustiano Carranza, gobernador del estado decretó el 14 de diciembre de 1911, que la población vuelva a su nombre original, decretó que entró en vigor desde el día 18.

Muerto Madero, Carranza instala su cuartel general en Piedras Negras, desde abril de 1913 hasta el 15 de julio de ese año, aquí se construyeron los cañones con que vencieron al ejército espurio de Victoriano Huerta. Otros sucesos han dado infortunio a la ciudad, algunos de ellos fueron los desmanes que se recibieron de norteamericanos en los primeros años, en que incendiaron la población y la balacearon en varias ocasiones.

Las cinco grandes inundaciones que dieron pobreza a sus habitantes, la del 10 de septiembre de 1890, la del 2 de septiembre de 1932, la del 28 de junio de 1954, que originó los mayores sufrimientos y pérdidas materiales y de vidas, la del 4 de abril de 2004, con los resultados que todos conocemos y la inundación atípica del 15 de junio de 2013, provocada por la precipitación de 17 pulgadas de lluvia en 24 horas. El tornado del 24 de abril del 2007, que nuevamente atacó Villa de Fuente, principalmente.

El general Plutarco Elías Calles se llevó el taller de máquinas de ferrocarriles para Aguascalientes y otros sucesos de antaño que quedaron impresos en la historia de la ciudad. La ciudad no presume de bella, pero sí de la gran calidad de su gente, que hoy, es su máxima riqueza; de 31,665 que sobrevivieron a la inundación de 1954, esa cifra palidece al agregarse un dígito más, que nos acerca a los 200 mil, ahora con nuevos conglomerados, mejores comunicaciones, modernidad en todos los sentidos, al igual que su fama de ciudad limpia, galardón que mantuvo durante siete años consecutivos.

Y de aquel añejo vado sobre el río Bravo, en donde el águila se atreve a posarse, donde la mexicanidad es símbolo patrio por excelencia, donde la franca hospitalidad queda patentizada ante el visitante; aquí, donde el noble nigropetense o petenegrino, soporta estoicamente las extremas inclemencias del tiempo, que se enorgullece de su estirpe de valentía y heroísmo, constatado a lo largo de su cada vez más brillante historia, de la ciudad que se negó a morir en varias ocasiones víctima del infortunio, por las terribles inundaciones de 1890, de 1932, de 1954 que casi nos elimina del mapa, la del 2004 que nos dejó una secuela traumática y mucho dolor que se niega a cicatrizar y la de 2013, cuyos resultados todos conocemos; aquí donde enarbolamos el pabellón con el águila y el carbón con donaire, un pabellón que sostenemos orgullosos, los que aquí hemos nacido y los que escogieron a Piedras Negras para asentar sus raíces.

14 Junio 2017 04:00:00
PIEDRAS NEGRAS –Su fundación–
Piedras Negras fue fundada el 15 de junio de 1850, cerca de un vado al que denominaban Paso de Piedras Negras, por las piedras de carbón que se encontraban a flor de tierra en nuestra región. Paso esporádicamente utilizado durante la guerra con Texas. En 1849 el Fuerte Duncan, en lo que hoy es Eagle Pass y la presencia de soldados en este fuerte y por los visitantes al lugar, inició un florecimiento comercial en la región al margen de la legalidad, ya que la aduana oficial estaba a más de 20 kilómetros del fuerte.

En abril de 1850, se establecieron en el Paso de Piedras Negras un grupo de vecinos por su cuenta y riesgo. En un inicio, los sucesos violentos, desmanes y problemas causados por rijosos era el pan de cada día y se pidió a las autoridades del departamento de Río Grande, que estableciera el orden.

Encabezaron la comisión: Andrés Zapata, Gaspar Salazar y Antonio Ramírez y pidieron al jefe político subalterno, coronel Juan Manuel Maldonado, para que se hiciese cargo de la villa y se eligiese alcalde para los asuntos gubernativos y jurídicos y un síndico personero que ayudara en la economía.

Los nombramientos fueron para don Luciano de la Cerda como alcalde y como síndico, para don Antonio Arredondo, estableciéndolo en un acta levantada el 15 de junio de 1850, donde se denominaba además a la villa como la Nueva Villa de Herrera. Sus fundadores fueron: Andrés Zapata, Hilario Vara, Gaspar Salazar, Matías Salazar, E. Smothrurik, Jesús Ramón, José Ma. Rodríguez 1º, Antonio Ramírez, José Ma. Rodríguez 2º, José Ma. Flores, Pedro Herrera, Eduardo More, Pedro Faunes, Juan Bautista de Upaí, David Faunes, Nazario González, Dionisio González, Timoteo González, Marcelino López, Samuel Amador, Manuel (a) El Herrero, Antonio Arredondo, Francisco Martínez 1º, Juan Jiménez, Francisco Jiménez, José González, Victoriano Fuentes, Manuel Fuentes, Pablo Fuentes, Juan Flores, Lorenzo Patiño, Juan Barrera y Juan Valdés.

Un total de 34 ciudadanos. Hubo otros sucesos importantes: el 14 de agosto de ese mismo año, la comandancia general de las colonias militares de oriente, establecieron en ese lugar la Colonia Militar de Guerrero en Piedras Negras.

Pronto, la villa de Herrera y la colonia se fusionaron y crearon en 1855, la villa de Piedras Negras. En 1856, el gobernador de Nuevo León, Santiago Vidaurri, instaló la aduana, que en 1884, se convirtió en una de las primeras del país.

Un grupo de vecinos pidió autorización para que la villa se erigiese en ciudad con el nombre de Ciudad Porfirio Díaz, lo que autorizó en entonces presidente de la república y se realizan una serie de obras para que el día de su erección luzca sus mejores galas, se instaló el ferrocarril y el 1 de diciembre de 1888, se erigió en ciudad. En marzo de 1902, la ciudad recibió la primera visita presidencial de su historia, en que el general Porfirio Díaz vino a conocer la población que llevaba su nombre. Mañana la continuación de esta historia.

13 Junio 2017 04:00:00
EL ÁGUILA DE LOS FUNDADORES–II parte-
Continuando con la historia del monumento del águila de los fundadores, el 23 de noviembre de 1987, el gobernador del estado, Lic. José de las Fuentes Rodríguez, develó una nueva placa, inaugurando la reubicación de este bellísimo monumento en la Macroplaza del mismo nombre, que por cierto se interpretaba como un regalo del entonces gobernador, porque la nueva placa decía: “Siendo gobernador constitucional del estado, el Lic. José de las Fuentes Rodríguez, se entregó al pueblo de Piedras Negras este Monumento a los Fundadores, Piedras Negras, Coah. Noviembre de 1987”.

Una placa colocada posteriormente, aclara con justicia el hecho, que dice: “Este monumento fue construido por el Ayuntamiento Constitucional 1979-81 y transferido de su sitio original en noviembre de 1987”. Aunque la placa original que inexplicablemente se extravió, nunca fue colocada en el nuevo sitio.

Posteriormente, el 23 de noviembre de 1996, durante la administración municipal, del Lic. Ernesto Vela del Campo, se inauguró la remodelación de la Macroplaza de los Fundadores, donde el Águila sufrió una gran metamorfosis, forrando el pedestal con piedra y colocando en su alrededor una fuente ornamental, diseñada por una empresa regiomontana, con la finalidad de tratar de evitar el acceso de la gente al monumento, que en celebraciones especiales se trepaban sobre él, causando su prematuro deterioro.

Con motivo de las celebración de las fiestas del 150 aniversario de la fundación de la ciudad, se pintaron de negro las piedras del pedestal, para darle representación del carbón, se reparó la bomba que impulsa el agua de la fuente, se instaló una iluminación adecuada para su lucimiento nocturno y se colocó en una pequeña base de concreto en el frente, una réplica en miniatura de las cuatro páginas del acta de fundación en una placa, tan pequeña, que apenas se podía leer. Cada 15 de junio, este hermoso monumento ha sido testigo en la gran mayoría de las ocasiones, de la celebración del aniversario de la fundación de nuestra ciudad.

A través de los años, la belleza del Águila atrae la atención de turistas extranjeros y nacionales, de artistas y fotógrafos. Hoy en día, El Águila de los Fundadores es el ícono con el que el municipio más se identifica, su imagen adorna portada de libros y logotipos, la página web del ayuntamiento permite que lo conozcan desde cualquier parte del mundo, convirtiéndose en una de las marcas de la ciudad. Los jóvenes aún se reúnen frente al Águila para celebrar los grandes acontecimientos deportivos locales y nacionales, aunque ya no se trepan en ella.

Ojalá que la ciudadanía valore este monumento que es orgullo de la población por su magnificencia, belleza, tamaño y significado y participe activamente en su conservación.
12 Junio 2017 04:00:00
El águila de los fundadores -I parte-
Este bellísimo monumento, cuyo autor es el escultor regiomontano Cuauhtémoc Zamudio, que lo realizó a invitación del entonces presidente municipal, Humberto Acosta Orozco, creado para homenajear a los fundadores de la nueva Villa de Herrera, fue financiado por el patronato pro-monumento encabezado por el Sr. Humberto Saldívar, con fondos del estado y del municipio, con apoyo del entonces gobernador, Oscar Flores Tapia. El Águila mide 2.20 metros de alto, se muestra con las alas extendidas posada sobre un promontorio de carbón y sosteniendo en su pico a una serpiente, esta forjada en bronce, con un peso aproximado de dos toneladas y media, es hueca, hecha bajo la técnica de cera perdida.

Inicialmente se pensó en colocarla en el entronque de la carretera federal 57 con la carretera ribereña a Nuevo Laredo, pero la Secretaría de Comunicaciones y Transportes antepuso una serie de trabas que no pudieron ser superadas y se canceló el proyecto de colocarla sobre una gran rotonda y debido a la premura de instalarle y al no tenerle un sitio adecuado en donde lucirla, se optó por ponerla de manera provisional, en el extremo derecho de la fachada principal, del entonces recién terminado de construir, auditorio municipal Santiago V. González.

Ambos, el auditorio y el Águila de los Fundadores, fueron inaugurados el 22 de noviembre de 1981, durante la administración del gobernador sustituto, Francisco J. Madero, que recién acababa de sustituir tras la renuncia de Oscar Flores Tapia, gran promotor de la magna obra y en lugar del presidente municipal, Humberto Acosta Orozco, que había solicitado y obtenido permiso para ausentarse del cargo y tomar posesión como tesorero general del estado en la siguiente administración estatal, estuvo el primer regidor, José Luis Camarillo de la Rosa.

La placa conmemorativa original que fue develada en la doble ceremonia decía: “Monumento a los Fundadores. En homenaje a quienes escribieron una brillante gesta en la historia e hicieron posible que en este lugar se erigiera orgullosa la tierra de nuestros hijos”. El 29 de octubre de 1987, cinco años y once meses después de permanecer casi escondida, fue removida a la Macroplaza de los Fundadores, por iniciativa del entonces presidente municipal, Lic. Carlos Juaristi Septién y el monumento fue transportado con extremo cuidado, trabajos supervisados por el autor de la escultura.

A las 13 horas en punto, una potente grúa la colocó en una plataforma, escoltada por dos patrullas, recorrieron lentamente los 7.650 kilómetros, durante 47 minutos, por la carretera 57, libramiento Manuel Pérez Treviño, avenida 16 de Septiembre hasta el sitio final, un pedestal de concreto de 3.45 metros de altura, en donde esperaba el alcalde, con miembros del cabildo y el escultor, quienes supervisaron la colocación del Águila en su nuevo sitio. Mañana, la conclusión de esta semblanza.
11 Junio 2017 04:00:00
JUNIO EN LA HISTORIA DE PIEDRAS NEGRAS
El 11 de junio de 2000 la cabalgata denominada “Ruta de los Exploradores, La Grande” llega a La Escondida, municipio de Múzquiz; el día 12 a Sabinas; el 13, al rancho Las Pilas; el 14, hasta Las Corrientes, municipio de Morelos; el 15 a Nava; el 16 a la Villa de Guerrero y el 17 a la Unión Ganadera Regional de Coahuila.

El 12 de junio de 2000 el Cabildo acuerda colocar el escudo de armas de la ciudad en el exterior de la Presidencia Municipal y en la sala de Cabildo; el 13 de junio de 1965 el periodista Francisco Juaristi Juaristi, en compañía de sus hijos Carlos y Francisco, fundó el periódico “Zócalo”.

Su primer tiraje fue de 2,000 ejemplares y su costo de 40 centavos.

El 13 de junio de 2016, el general secretario de la Defensa Nacional, Salvador Cienfuegos Zepeda, y el gobernador del estado, Rubén Moreira Valdez y ante la presencia del almirante secretario de Marina, Vidal Francisco Soberón Sanz, inauguran en la Gran Plaza la exposición militar “Fuerzas Armadas, Pasión por Servir a México”. El 14 de junio de 2002, la Lotería Nacional para la Asistencia Pública efectuó un sorteo, edición especial No. 37, en la Macroplaza de Los Fundadores, donde el número premiado resultó el 29104, con 30 millones de pesos.

El 15 de junio de 1850 se funda Piedras Negras en el paso de Piedras Negras, con el nombre de Nueva Villa de Herrera. El 15 de junio de 1984 se celebra por primera vez la fundación de Piedras Negras, a iniciativa de un grupo de maestros de apoyo cultural, encabezados por el profesor Otto Schober Gutiérrez y apoyados por el cronista de la ciudad, Julio Santoscoy Cobo. El 15 de junio de 2000 el gobernador del estado, Enrique Martínez y Martínez, encabezó la sesión solemne para celebrar el 150 aniversario de la fundación de Piedras Negras, ahí se entregó la presea “Piedras Negras” al escritor Armando Jiménez García, al locutor Pedro Ferriz Santa Cruz, al doctor Lázaro Benavides Vázquez, a la profesora María Ortega Castro, al periodista Francisco Juaristi Septién, al doctor José Santos Treviño, al doctor Norberto de Luna Chavarría, al sacerdote Carlos Aguilera, al benefactor social Francisco Borrego Salinas, al sacerdote Sabino Gámez, al historiador Julio Santoscoy Cobo, al deportista Víctor Manuel Ruiz Limones, al cineasta Raúl Fernández Fernández, al ganadero Guillermo Finan Thompson y Antonio González Jiménez.

El 15 de junio de 2001, en sesión solemne, el Cabildo entregó la presea Piedras Negras a los ex presidentes municipales: Humberto Acosta Orozco, Elías Sergio Treviño Earnshaw, Rito Valdés Salinas, Ernesto Vela del Campo y Claudio Mario Bres Garza.

El 15 de junio de 2011 el presidente municipal Oscar Fernando López Elizondo toma la protesta al Consejo de Investigación, Conservación y Promoción de la Cultura, la Historia y Tradiciones de Piedras Negras; a María Luisa Montemayor de Clamont, Rodolfo Briseño Hermosillo, Ramón Carrillo González, Carlos Flores Revuelta, Otto Schober Gutiérrez, Herminia Martínez de la Fuente y Francisco Javier González.

El 15 de junio de 2013, Piedras Negras sufre su 5ª gran inundación a consecuencia de una lluvia torrencial que registró 17 pulgadas en menos de 24 horas que afectó a 63 colonias, dejando miles de damnificados y una
víctima.
10 Junio 2017 04:00:00
MONUMENTO ECUESTrE DE VENUSTIANO CARRANZA
El monumento ecuestre de Venustiano Carranza fue construido a iniciativa del gobernador del estado, Lic. Enrique Martínez y Martínez, con motivo de la puesta en circulación del libramiento Sur, bautizado como Venustiano Carranza, nombre seleccionado en un concurso, cuya propuesta ganadora fue la del Dr. Adalberto Peña de los Santos. El gobernador fue quien costeó el total de la obra, pidió al escultor sabinense Armando Luna Mejía, para que elaborara un modelo original que fuera único en la entidad y como ya existía uno de este tipo en el municipio de Cuatro Ciénegas de 5.5 metros de altura, el nuevo sería medio metro más alto que el primero, elaborado en bronce con la técnica de la cera perdida, cuya fabricación llevó un tiempo de 10 meses de arduo trabajo, cuyo peso es de aproximadamente 4 toneladas.

Después de un profundo estudio del escultor, que fue auxiliado por el historiador Ramiro Flores Morales. Su propuesta presentó a Venustiano Carranza montado en un brioso corcel, ya que fue típico del barón de Cuatro Ciénegas cabalgar en caballos cuidadosamente escogidos para cubrir las largas travesías que realizaba, con su equipo habitual, sus alforjas, su montura, su cantimplora colgada del hombro, sus altas botas y su uniforme inconfundible del ejército constitucionalista, todo el conjunto, en actitud de emprender la campaña para combatir al espurio gobierno de Victoriano Huerta, dado que Piedras Negras fue la sede de su ejército durante tres meses del año de 1913 y de aquí partió en su campaña militar hasta lograr la victoria total en la ciudad de México, por lo que la estatua de don Venustiano mantiene su brazo derecho apuntando hacia el sur, como una señal del objetivo que perseguía.

El monumento de bronce, que mide 5.51 metros, fue colocado en una glorieta de 20.30 metros de diámetro, con un talud de césped de 6.30 metros de ancho, que posee dos escalinatas en las partes norte y sur, situada en la unión del libramiento Fausto Z. Martínez con el nacimiento del libramiento Venustiano Carranza. La base que soporta la escultura es de forma rectangular, que mide 3 por 8.20 metros y tiene una altura de 4 metros. El exterior de la base fue recubierta con piedra laja apilada en los muros y las molduras tienen un acabado floteado. La escultura fue elaborada en el taller del escultor en Nueva Rosita y colocada sobre su base la noche del 10 de junio de 2005; el 16 de junio del mismo año, en punto de las 11 de la mañana, el presidente de la República, Vicente Fox Quesada, develó la placa inaugural y junto con el gobernador del estado, Lic. Enrique Martínez y Martínez, realizaron una guardia de honor frente al monumento.

Desde entonces, la escultura ecuestre de Venustiano Carranza, hace guardia en la parte sur de la ciudad, aunque sin la placa original, que pasó a ser patrimonio de la delincuencia. En mayo de 2014, la administración municipal de Fernando Purón colocó una nueva placa para distinguir este lugar, donde solo se aprecia: Carranza.
09 Junio 2017 04:00:00
TRAVESÍA POR EL BRAVO
El tramo más común para navegar el Bravo en la antigüedad, era del desaparecido puerto de Bagdad hasta Roma, Texas, cerca de Ciudad Mier, Tamaulipas. En el archivo del Instituto estatal de documentación, informática y estadística, existen documentos que dan fe de estas travesías.

Una de ellas, fue reportada al inspector general de las provincias de oriente, por el subinspector, coronel Juan Manuel Maldonado, ya que el 18 de abril de 1850, una de las partidas a su mando, que vigilaban los pasos del río Bravo, avisó haber visto un pequeño barco rio abajo, a tres leguas aproximadamente de la villa de Guerrero, trasladándose el coronel al día siguiente al sitio en cuestión y encontró a la tripulación de la nave que se encontraba en la orilla opuesta, eran 16 norteamericanos que estaban empeñados en rescatar el barco de un banco de arena para continuar su viaje, como el ruido del agua no permitía la conversación, el coronel se hizo entender que dejaría una partida de 4 hombres para entrevistar al capitán, una vez finalizada la maniobra.

Cuando se logró el rescate, al capitán informó a la partida que viajaba desde Matamoros con rumbo al Paso del Norte, enviado por el gobierno de Estados Unidos, que habían demorado su marcha debido a los muchos obstáculos que habían encontrado en el río, sobre todo en el paraje conocido como El Pan (Hidalgo), donde se encontraron por la noche con un campamento de indios que huyeron al intentar contactarlos, al igual que otro grupo de ellos que encontraron en la otra orilla.

El coronel Maldonado señala que aún no llegaba el barco al paso pacuache, punto que señaló el capitán de la nave, para bajar a saludar al coronel. Dejando el subinspector la partida de 4 soldados, para ayudar a la tripulación del pequeño barco.

El día 20 por la noche, se presentó el capitán de la nave, Enrique Love, en compañía de dos marineros norteamericanos y un joven mexicano oriundo de Matamoros, reportó al coronel Maldonado haber dejado su nave en el paso Pacuache, manifestó que el año pasado hizo un viaje al Paso del Águila y ahora se proponía llegar al Paso del Norte, que a su regreso le compartiría sus observaciones del viaje, que intentaba conocer la realidad del río Bravo y la posibilidad de abrir un canal que permita la importación y exportación del comercio en vapores.

Al día siguiente por la tarde, el coronel acompañó al capitán Love a su buque de 35 toneladas, tripulado por 12 marineros. No se tiene noticia del éxito del viaje ni del regreso de la nave.
08 Junio 2017 04:00:00
CUANDO EL RíO BRAVO ERA NAVEGABLE
El río Bravo fue navegable en un tramo de aproximadamente 420 kilómetros, desde el antiguo puerto de Bagdad hasta Roma, Texas, cerca de Ciudad Mier, Tamaulipas.

El río Bravo fue navegable entre los años 1846 hasta 1917, aproximadamente, sus aguas soportaban el desplazamiento de barcos de madera utilizando calderas de vapor, con capacidad para transportar hasta 200 toneladas de carga, incluyendo a la tripulación, que normalmente estaba conformada por un capitán, un piloto, un ingeniero, cocinero y ayudantes y fogoneros, estos últimos se turnaban para alimentar las calderas con troncos de mezquite, propios del área.

Las embarcaciones provenientes de Europa y Estados Unidos se concentraban en Bagdad, que al constituirse en municipio llegaron a vivir 12 mil habitantes.

Durante la guerra civil llegaron a atracar frente a la barra de Bagdad hasta 200 embarcaciones.

Las naves fluviales partían de Bagdad hasta Matamoros/Brownsville, luego continuaban hasta Reynosa, Río Grande y finalmente Roma. A pesar de que el río Bravo no ofrecía una buena navegación, Richard King y Mifflin Kennedy, fundaron una empresa naviera para transportar mercancías río arriba, sorteando infinidad de peligros, como los frecuentes bancos de arena que dejaban a las embarcaciones inmóviles hasta que el caudal aumentaba, las gavillas de salteadores que aparecían en ambos lados y a las hordas de indios que aparecían en busca de armas, dinero y alcohol.

De Matamoros a Bagdad se transportaba el algodón confederado, para luego seguir su viaje a Europa vía La Habana. Los botes de vapor tardaban un promedio de 15 días en cubrir la ruta hasta Roma, si no tenían incidentes, llegando a pequeñas poblaciones para vender sus mercancías, como: White, Palmito, Las Rusias, Galveston Robb, Santa María, Relámpago, El Rosario, Santa Ana, La Lomita, Penitas, La Joya, Los Ébanos, Las Cuevas, La Grulla, Río Grande y Roma. Ciudad Mier, Tamaulipas, también se benefició de este comercio, las mercancías que llegaban por el río eran transportadas en carretas a las poblaciones vecinas del estado de Nuevo León.

Bagdad sufrió el embate de varios ciclones durante 44 años, el de 1889 la sepultó entre la arena, cerrando definitivamente el puerto a las grandes naves mercantes y sólo se aventuraban pequeñas embarcaciones río arriba, dejando el Bravo de ser navegable.
07 Junio 2017 04:00:00
DÍA DE LA LIBERTAD DE EXPRESIÓN
El 3 de mayo pasado, se conmemoró a nivel mundial el Día de la Libertad de Prensa, establecido en 1993, por la Asamblea General de la Organización de Naciones Unidas y tuvo su origen en la conferencia general que en 1991, concluyó que una prensa libre, pluralista e independiente era componente esencial de toda sociedad democrática. Se escogió el 3 de mayo, aunque en México la celebración oficial es el 7 de junio, en conmemoración de la llamada declaración de Windhoek sobre la promoción de una prensa africana independiente y pluralista.

Como se sabe, una de las más recientes luchas contra el racismo y por lo derechos humanos se dio precisamente en Namibia. El día de la libertad de expresión, ha servido de marco para homenajear y reconocer al gremio de los periodistas, los profesionales de la información, al ser humano que ejerce el privilegio de expresar lo que piensa a través de la prensa escrita, el periodismo radiofónico o televisivo.

Una libertad de expresión que en épocas recientes ha sido atropellada con el asesinato de periodistas prestigiados, solo porque mencionaron la verdad, una verdad que resultó dolorosa para terceros que se creyeron afectados, pero verdad al fin. La libertad de expresión ha ido creciendo a medida que se extiende la manera de difundirlas, teniendo a la fecha una gran penetración, gran fuerza e influencia, una influencia que se ejerce con derecho y con respeto; con honestidad y eficiencia, con el único y simple objetivo de informar con veracidad, orientando a los lectores, oyentes o espectadores, contribuyendo a formar la opinión pública.

En la actualidad, la libertad de expresión ha llegado a niveles inimaginables, donde destaca que la figura presidencial puede ser tocada, criticada y señalada sin que se tome como falta de respeto hacia el Poder Ejecutivo, llegando a extremos insospechados, llegando al extremo de hacerle protagonista de un sinnúmero de parodias que causan hilaridad del ciudadano común.

Y esto, tenemos que reconocerlo, no existe ningún antecedente de hacer ver hasta el ridículo, la reproducción de hechos políticos de la vida nacional, donde tiene importante papel el Presidente de la República anterior y actual. A nivel nacional destaca de entre los homenajes y reconocimientos al periodista, el premio nacional de periodismo, que consiste en un cheque importante, su diploma y una medalla para cada uno de los galardonados.

En Coahuila también se reconoce la labor del periodista con la entrega del Premio Estatal de Periodismo, entregado por el gobernador del estado, distinguiendo a quienes sobresalieron en las categorías de prensa, de radio y de televisión. Un aniversario más de la libertad de expresión, donde algo se ha avanzado, aunque predomina aún lo negativo.
06 Junio 2017 04:00:00
SÍMBOLOS DEL TECNOLÓGICO DE PN
El Instituto Tecnológico de Piedras Negras, que brinda educación superior a la región desde agosto de 1976 a la fecha, ha creado sus símbolos de identidad, que datan desde el mes de octubre de 1977, como resultado de convocatorias previas.

El escudo de la institución, es creación del entonces alumno de la carrera de Administración de Empresas, Ricardo Carreón Bustos, cuyo diseño original presenta el contorno del estado de Coahuila, en donde destaca en su parte superior derecha, un punto que representa la ubicación de Piedras Negras.

Además, en su parte central se ubican cuatro órbitas generadas por el movimiento circular de los electrones que rodean al núcleo de un átomo y que en su conjunto hacen alusión a la electrónica, especialidad de Ingeniería Industrial, una de las dos carreras que se impartieron inicialmente en el Instituto. También aparece como elemento representativo a la segunda carrera, la Licenciatura en Administración de Empresas, la silueta de dos hombres, el de la derecha sostiene en sus manos un libro y el de la izquierda un martillo, combinación que representa el esquema de la aplicación que el profesional de esta área realiza de la teoría a la práctica.

Entre la silueta de los dos hombres aparece el monumento que se ubica en la entrada principal de la institución, integrado por cuatro elementos cúbicos de diferentes elevaciones, los que por analogía representan los niveles educativos que un estudiante tiene que cursar para obtener el título de Licenciatura: El básico, el medio, medio superior y superior. Al fondo se distingue la silueta de una gran industria que marca la contribución del quehacer educativo del Tecnológico como proveedor de recursos humanos capacitados, que participan ampliamente en los procesos productivos y en los del entorno social.

En el extremo izquierdo hacia la parte media derecha del contorno del estado, la leyenda Piedras Negras, para hacer referencia de su ubicación. En 1983 se le hicieron algunas adecuaciones: Se incorporan círculos, el nombre completo Instituto Tecnológico de Piedras Negras, año de creación y el lema, retirando la leyenda de Piedras Negras. El autor del lema es el Ing. Roberto de la Torre Sánchez, coordinador del área de Ingeniería Electrónica en ese año y es: Técnica y Humanismo para Realizar el Espíritu.

La mascota fue propuesta por el Lic. Alfredo Cruz González, al sugerir un ejemplar de la rica fauna de esta región de Coahuila: El oso negro mexicano, cuyo hábitat es la Sierra del Burro, a 80 kilómetros al noroeste de Piedras Negras. Quien también propuso los colores representativos de la institución: Azul y amarillo. El azul representa la confianza, la fe y la verdad, elementos que predominaron ante la incertidumbre de la creación del instituto junto con el ánimo de quienes lucharon por tenerlo, demostrando: Inteligencia, lealtad y sabiduría.

El amarillo es la manifestación de luz, que provoca alegría y estimula la actividad mental y es un reclamo a la atención, implicando oportunidades.
05 Junio 2017 04:00:00
Día mundial del medio ambiente
En nuestro país se reconocen los problemas que ocasiona la grave contaminación y la degradación del medio ambiente, situación que nos impone una gran carga moral, los gobiernos de los países del mundo deben aceptar la cruda realidad y actuar responsablemente en la búsqueda de la seguridad de nuestro planeta, antes que autorizar altos presupuestos para mantener su máquina de guerra, utilizarlos en mecanismos y estrategias que perseveren los ecosistemas y el medio ambiente, porque la preocupación de un medio ambiente sano, debe ser una preocupación primordial de todo habitante del planeta.

El 5 de junio, día mundial del medio ambiente, es el escenario para que los grupos conservacionistas den a conocer sus declaraciones sobre el conflicto que enfrentamos los humanos, sobre la amenaza más grave que tiene el mundo: el propio hombre. El término ecología se ha difundido a lo largo y ancho del territorio nacional; se han formado infinidad de clubes ecológicos que tienen como objetivo primordial la conservación de nuestras grandes riquezas y la conservación sana y limpia del ambiente en que vivimos al lado de nuestras familias.

La propaganda difundida en los medios de comunicación de cobertura nacional y regional, al menos ya se nota y se aprecia. Se ha exhortado a todas las personas, sin distinción de credo, de filiación política, de estrato social, del color de piel o de país en que resida y que tenga que ver con algo que nos es propio; como lo es el medio ambiente. Lamentablemente el principal enemigo del medio ambiente es el hombre, quien se ha enfrascado en una sórdida lucha por la aniquilación con una amplia gama de herramientas, métodos y diversas y peligrosísimas armas, provocando erosión, la saturación de deshechos tóxicos en el lecho de los océanos, la creciente acumulación de todo tipo de basura en todos los sitios del planeta, la desertificación que hemos logrado al desbastar la gran riqueza que nos representan los bosques, la pérdida del ozono en la atmósfera que ya presenta grandes agujeros, los innumerables productos químicos que se vuelcan sobre nosotros como lluvia ácida, acabamos con la fauna en los ríos y mares con diferentes y variados productos químicos, continuamos vertiendo los deshechos fecales con la mayor naturalidad e irresponsabilidad en nuestros ríos, lagos y lagunas, seguimos permitiendo que el humo de las chimeneas industriales forme parte imprescindible del aire que respiramos.

Todo este desorden ha sido provocado por la irresponsabilidad y ambición del hombre, contribuyendo así, al grado máximo de destrucción del planeta y que a pesar de las diferentes campañas realizadas para preservarlo, es casi imposible quitarnos esa mentalidad destructiva de que hacemos gala, que piensa primero en cuánto será la ganancia que recibirá, sin importar el daño causado a los demás.
04 Junio 2017 04:00:00
JUNIO EN LA HISTORIA DE PIEDRAS NEGRAS
El 4 de junio de 2000, arranca frente a la Catedral de Saltillo la cabalgata que conmemoró los 150 años de fundación de Piedras Negras, denominada Ruta de los Exploradores, La Grande, que recorrió 530 kilómetros hasta Piedras Negras.

La 1ª etapa terminó en el entronque de la carretera Saltillo-Monterrey con Monclova; la 2ª llegó hasta Gamuza, municipio de Ramos Arizpe el día 5; el día 6 se cumplió la 3ª etapa hasta el ejido La Paloma, municipio de Ramos Arizpe; el día 7 llegan hasta el ejido Santa Teresa, municipio de Castaños; el 8 de junio llegan a Castaños; el 9 de junio hasta Las Adjuntas, municipio de Abasolo; y el día 10 de junio llegan al ejido San Alberto, municipio de Progreso.

El 6 de junio de 2000, la Srita. Verónica Vanessa Schober Maldonado, representante del CBTIS 34, es elegida por un jurado de siete personas de entre 13 participantes, reina de los festejos del 150 aniversario de la fundación de la ciudad.

El 7 de junio de 1913, Venustiano Carranza exhorta a las fuerzas constitucionalistas evitar disponer de cualquiera clase de bienes que pertenezcan a extranjeros y dispone en Piedras Negras, que los agentes comerciales nombrados por su cuartel general en las poblaciones fronterizas del país, queden habilitados como agentes consulares para que requisiten facturas y demás documentos comerciales, con las facultades que las leyes y reglamentos les concedan a los de su clase.

El 7 de junio de 1949, el Cabildo aprueba entregar a la federación el edificio de la escuela primaria Emilio Carranza, para que funcione como la escuela primaria federal Ignacio M. Altamirano que operaba en la colonia González.

El 7 de junio de 1962, el Ayuntamiento aprueba la construcción de una nueva cárcel municipal en la colonia Bravo.

El 7 de junio de 1991, se cambia el nombre de lo que era carretera federal 57, al tramo desde Villa de Fuente hasta el entronque con la carretera ribereña a Nuevo Laredo, por el de bulevar Eliseo Mendoza Berrueto.

El 9 de junio de 1950, el Congreso del Estado aprueba el diseño y descripción del Escudo de Armas de Piedras Negras, diseñado por el historiador Ing. Vito Alessio Robles y ejecutado por su hijo menor.

El 9 de junio de 1995, el Cabildo acuerda cambiar de nombre la calle de Sabinas, desde la avenida Román Cepeda al oriente, por calle Club de Leones, cede un terreno para la construcción de la Esc. Sec. Técnica No. 84, y otro a la Universidad Autónoma de Coahuila para la construcción de la Escuela de Bachilleres Luis Donaldo Colosio.

El 10 de junio de 1991, por acuerdo del Cabildo y a iniciativa del Profr. Otto Schober Gutiérrez y del cronista de la ciudad, Julio Santoscoy Cobo, la Macroplaza es bautizada como Macroplaza de los Fundadores”.

El 10 de junio de 1994, El Ing. Álvaro Villarreal González y María Guadalupe Hernández de Villarreal, donan un predio en el fraccionamiento Tecnológico para construir la capilla de Mártires de Cristo Rey, hoy Catedral de Piedras Negras.

El 10 de junio de 2000, La Srita. Verónica Vanessa Schober Maldonado es coronada como reina de los festejos del 150 aniversario de la fundación de la ciudad, con el nombre de Verónica I.
03 Junio 2017 04:00:00
EL REGRESO TRIUNFAL DE MADERO A Pn
Francisco Y. Madero (Así, con Y, como aparece en su acta de bautismo), decidió iniciar personalmente el movimiento armado a que convocó y que debería iniciarse el 20 de noviembre de 1910 en Ciudad Porfirio Díaz, nombre que tenía nuestra ciudad en aquella época, donde pernoctó en El Indio, Texas, que lamentablemente fracasó por falta de respuesta a su convocatoria. Madero se internó en los Estados Unidos, llegó a Ciudad Juárez, donde el movimiento armado tomó mayor fuerza desembocando en una gran victoria armada, que provocó que Porfirio Díaz renunciara en mayo de 1911. Madero decidió regresar a la Ciudad de México, pero no por Ciudad Juárez, sino por Ciudad Porfirio Díaz, a donde se trasladó por territorio norteamericano el primer día de junio de 1911.

El día 3, Venustiano Carranza esperaba en la guardarraya del puente
internacional de Ciudad Porfirio Díaz al líder triunfante y a su comitiva. La ciudadanía de nuestra población le dio un recibimiento de héroe, donde casi toda la población le acompañó desde el puente internacional hasta la estación del ferrocarril. A su paso por las calles, la ciudadanía le aclamó, mientras él cruzaba la ciudad sobre un automóvil, teniendo a su lado a Venustiano Carranza.

El ingeniero Salvador Toscano Barragán realizó probablemente las primeras tomas cinematográficas en la ciudad y captó con su lente la llegada y recorrido por la ciudad de Madero, escenas que enriquecen la película Memorias de un Mexicano, que se estrenó en 1950, del que no pudo ser testigo, ya que su muerte, en 1947 se lo impidió, producida y editada por su hija Carmen Toscano, narrada por Manuel Bernal, que reúne escenas que captó en color sepia desde 1897 hasta después de 1920, donde se pueden apreciar en todo su realismo a los personajes de la época.

Ese mismo día, Madero sale de Ciudad Porfirio Díaz en ferrocarril con rumbo a Monclova, con destino final la Ciudad de México. El 3 de junio de 2009, nuestro querido y extrañado cronista de la ciudad, Julio Santoscoy Cobo presentó, en una ceremonia promovida por la quincuagésima octava legislatura, una breve reseña sobre esa importante fecha en la historia de Piedras Negras, recordando cómo el 3 de junio de 1911, el entonces gobernador del estado, Venustiano Carranza, recibió en las inmediaciones del puente internacional al entonces líder de la revolución triunfante, Francisco Y. Madero.

Con los constantes cambios que esta importante área de la ciudad está presentando, con motivo de la construcción de la Gran Plaza, donde se removieron monumentos importantes, también se afectó el sitio en donde se colocó una placa conmemorativa a la llegada de Madero a Piedras Negras, para recordar que ese importante evento que representó para la ciudad, el ingreso al país con la revolución triunfante de don Francisco Y. Madero y del inicio de su gira triunfal desde nuestra población, que finalizó en la Ciudad de México. Desde 2009, el municipio de Piedras Negras y sus historiadores recuerdan este acontecimiento, que el día de hoy, a 106 años de este histórico evento, volvemos a rememorar en esta columna.

02 Junio 2017 04:00:00
INSTITUTO TECNOLÓGICO DE PN –II parte-
Al término del recorrido inaugural del CECyT No. 173, el presidente Echeverría pregunta la hora, después de ser presionado por la Profra. Norma Alicia Garza, le dicen que son las 11:46 y anuncia: “Tomen nota señores, de que a esta hora del 30 de noviembre de 1975 pasa a ser un momento histórico para mis amigos de Piedras Negras, porque el Presidente del país decreta que el próximo 2 de septiembre de 1976, se inicie académicamente el Instituto Tecnológico Regional de Piedras Negras, para tal efecto, dispongo que en forma provisional se utilicen estas instalaciones que hoy he inaugurado”.

El inicio de la construcción se demoró y las señoras encabezadas por la Profra.

Norma Alicia Garza llamaron al secretario de educación, Víctor Bravo Ahuja cada semana para insistir en la obra prometida. La maestra Garza, en compañía de otras señoras viajaron a la Ciudad de México para entrevistarse con el Presidente, el 21 de febrero de 1976 y en el salón Carranza se acuerda que el municipio aporte 15 hectáreas de terreno y un millón quinientos mil viejos pesos y el Gobierno federal la mano de obra, puertas y ventanas para los primeros edificios, además del material necesario.

De vuelta en la ciudad, se formó el patronato encabezado por Santiago Elías Castro como presidente, Manuel Peña Rodríguez como tesorero, Abraham González Dovalina como pro-tesorero, Héctor de Luna Fuentes como secretario, Héctor Galindo Julián como asesor y Norma Alicia Garza Fernández como coordinadora general, además del Arq. Germán Robles Gil como asesor constructor. Los hermanos Álvaro, Fidel y María Yolanda Villarreal González, ceden las 15 hectáreas donde el 2 de junio de 1976, la Profra. Norma Alicia Garza Fernández, dio el primer zapapicazo que dio inicio a la construcción del Instituto Tecnológico.

El 2 de septiembre de ese año por la noche, se inauguró el inicio académico del Tecnológico en el CECyT No. 173, hoy CBTIS 34, al día siguiente a las 14 horas, se inauguraron los cursos escolarizados con el Ing. Lindolfo Sicairos Valdés como primer director, con las carreras de Licenciatura en Administración de Empresas e Ingeniería Industrial en Electrónica. El 7 de octubre de ese año, a las 16 horas, se trasladaron las oficinas administrativas a las nuevas instalaciones sin terminar y el 24 de octubre de 1976, los estudiantes y maestros fundadores abandonan las instalaciones del CECyT para ocupar las aulas definitivas del nuevo edificio.

Así nació el Instituto Tecnológico de Piedras Negras, que este año se cumplieron 41 años de haberse iniciado la construcción de su edificio.
31 Mayo 2017 04:00:00
Los puentes internacionales de Coahuila
Coahuila dispone actualmente de tres puentes urbanos internacionales, el más antiguo, es el puente conocido ahora como Piedras Negras-Eagle Pass o Eagle Pass-Piedras Negras, o “Puente Uno”, que es propiedad de la ciudad de Eagle Pass desde el 17 de marzo de 1947, fecha en que se lo compró a Francisco Pascual Estrada por 320 mil dólares y la parte mexicana desde su inicio es propiedad del Gobierno federal de nuestro país y operada por Caminos y Puentes Federales de Ingresos y servicios conexos, conocida como Capufe. Fue construido originalmente en 1927, reconstruido en 1954 después de la inundación del 28 de junio y rehabilitado en 1985, con el aspecto que actualmente luce.

El puente tiene sólo dos carriles y de longitud total mide 565.4 metros. La estación fronteriza norteamericana es propiedad de la administración de servicios generales y fue terminada en 1960 y ampliada en 1991. El tráfico comercial se trasladó al puente Coahuila 2000-Camino Real en 1999. El puente urbano internacional Ciudad Acuña-Del Río o Del Río-Ciudad Acuña, es el segundo en antigüedad, tiene cuatro carriles y una longitud total de 620.3 metros.

Es propiedad de la ciudad de Del Río, Texas y del Gobierno mexicano. Fue construido originalmente en 1930 y reconstruido en 1987. La estación fronteriza norteamericana fue construida en 1967, el edificio y los carriles fueron ampliados en 1990, año en que fue construida su área de importaciones y en el 2008 se ampliaron aún más sus instalaciones. Por el lado mexicano se construyó en tres etapas. El puente más reciente es el Coahuila 2000-Camino Real, fue abierto al público el 24 de septiembre de 1999, y se localiza a 965.6 metros al sur del puente internacional Piedras Negras - Eagle Pass y al norte del puente internacional de ferrocarril Charles Frisby.

El lado norteamericano es propiedad de la ciudad de Eagle Pass y el mexicano del Gobierno federal. La estructura del puente mide 421.8 metros de longitud, con 114 metros en el lado mexicano y 307.8 metros al lado norteamericano. La estación fronteriza para las instalaciones del puerto de entrada dispone de 18.62 hectáreas. De ancho mide 25.6 metros, tiene seis carriles (tres en cada dirección) e incluye dos banquetas de 1.80 metros de ancho para los peatones. La estación fronteriza en Eagle Pass se construyó en dos etapas y la nuestra se empezó a construir en julio de 1998 y se completó en agosto de 1999.

" Comentar Imprimir
columnistas

top-add