×
hace 1 mes
[Coahuila]

Terror en la Estación Castaños

Por ese lugar, desde los años 70 también escuchan a 'La Llorona'

Imprimir
Terror en la Estación Castaños
Se aparece la llorona cada vez que llueve y en las vías del ferrocarril se escucha el llanto de la mujer que se suicidó.
Castaños, Coah.- En temporada de lluvia, los habitantes son testigos de los alaridos de la “llorona” y de su avistamiento en la carretera 57, La Nogalera y las vías del ferrocarril a partir de las 23:00 horas, señaló Lupita Romero, testigo.

En los años 70, doña Lupita era una adolescente y fue testigo de la aparición de la llorona, junto a su mamá y a sus hermanas escucharon el llanto en la noche y asomaron su cabeza por la ventana y observaron a una mujer vestida de blanco, alta, delgada con cabello largo negro, levitando, sus pies no tocaban el piso y lloraba muy fuerte: “Ayy mis hijos”.

En la Zona Centro antes pasaba un arroyo en la calle Abasolo con Allende y cuando llovía pasaba mucha agua y sólo cuando había mucha corriente se escuchaban los gritos a media noche.

“Nosotros corríamos a ver qué se escuchaba, quién gritaba y nos asomábamos por la ventana y la veíamos pasar a la mujer de blanco que flotaba y no tocaba el piso, decía mi madre: le llora a sus hijos, porque ella misma los ahogó”, relató.

Antes en La Nogalera había una charca muy grande y siempre se escuchaba el alarido y hace poco atrás del Cobac también se escuchó el llanto y cada vez que llueve se escucha la llorona.

“Hasta se me puso la piel chinita al recordar a la llorona, yo y mis hermanas la vimos y no soy la única persona que la ha visto, hace un mes unos trabajadores de Takata se bajaron del camión por el restaurante Como Inn y la vieron pasar, cada temporada de lluvia se aparece o donde hay una charca grande”, mencionó la ama de casa.

Hace 3 años una tragedia conmovió a los castañenses, una mujer se arrojó a las vías del tren y todos los días se escucha su llanto a la altura de La Estación.

Doña Guadalupe y su familia escucharon que alguien lloraba en las vías del ferrocarril, salieron de su casa y se percataron que se escuchaba un llanto de una mujer, pero no vieron a nadie y recordaron que hace tres años una señora se suicidó en ese lugar.

Sólo recuerdan que era una mujer que estuvo detenida por mal orden, al momento de salir se arrojó a las vías del tren, dejando en orfandad a sus dos hijos.

La mujer acababa de perder a su madre, no tenía trabajo y se encontraba deprimida porque su familia le quería quitar su casa de Infonavit y al sentirse presionada optó por la vía más difícil, arrojarse a las vías del tren.

De acuerdo al único testigo que se encontraba en ese lugar, era un voceador de un periódico quien acudió a la Presidencia a solicitar la ayuda, para que una patrulla la detuviera y no se suicidara.

La mujer lloraba desconsoladamente, caminaba en medio de las vías del tren, iba y venía llorando, cubriéndose su rostro, se acercó al voceador y le preguntó la hora en que pasaba el tren.

El voceador le dijo que a las 00 horas, al ver que la mujer lloraba y que caminaba en medio, decidió pedir ayuda, pero cuando llegó la patrulla, el tren iba avanzando y arrolló a la mujer, mutilándola en dos partes.

Desde hace tres años, todos los días a las 00 horas se escucha el llanto de la mujer en las vías del ferrocarril a la altura de la antigua Estación y vecinos han sido testigos.



Imprimir
te puede interesar
similares