×
hace 5 meses
[Espectáculos]

Netflix denuncia el robo de un ‘cuerpo’ en Madrid

La plataforma hizo pública la desaparición de uno de los carteles de la serie Altered Carbon en emplazamiento publicitario

Imprimir
Netflix denuncia el robo de un ‘cuerpo’ en Madrid
La Vanguardia | Madrid.- Se ha convertido en la apuesta más fuerte para Netflix en este comienzo de 2018. El estreno de Altered Carbon , una serie de ciencia ficción donde desde el trailer ya se ve la importancia presupuestaria que hay detrás, ha impactado sobremanera a la audiencia de esta plataforma televisiva. Al fin y al cabo, retratar un proceso tan futurista como la inmortalidad no es fácil.

Y si no que se lo digan a su protagonista principal, Joel Kinnaman en el papel de Elias, que ha tenido que trabajar a conciencia su cuerpo hasta dejarlo completamente esculpido. De hecho, en los últimos días hemos visto como las principales ciudades españolas (como Madrid o Barcelona) han sido empapeladas con gigantescos carteles con la desnuda figura del actor. Sin embargo, la fiebre de Altered Carbon ha llegado a tal punto que algún amigo de lo ajeno ha decidido perpetrar un robo y desvalijar un emplazamiento publicitario. Una noticia que Netflix ha tomado con humor y que ha denunciado a la policía a través de Twitter.

Desde hace varias semanas, la capital madrileña se ha llenado de pósters del actor Joel Kinnaman en su personaje de Takeshi Kovacs de Altered Carbon. La fotografía del soldado de élite condenado a una eternidad con su conciencia presa y sin poder vivir ya que la inmortalidad ya es posible en ese futuro, está recorriendo marquesinas de autobuses y emplazamientos publicitarios en nuestras aceras.

Ésta es una de las acciones que Netflix está llevando a cabo para promocionar el reciente estreno de esta serie de ficción. Parece ser que la fotografía del cuerpo desnudo del actor tal y como aparece en el primer capítulo, es decir, envasado, ha llamado tanto la atención que alguien ha decidido llevársela a su casa.

“Ey @policia, nos han robado un cuerpo en Madrid. ¿Tenéis algún teléfono para Fundas Perdidas?”, denunciaba Netflix desde su cuenta de Twitter en clave de humor. El término de “fundas” se refería a la forma en la que la serie ‘envasa’ a los cuerpos de sus protagonistas. Y es que “robar un cuerpo con 366 años de antelación es ir con ansia viva... o ser muy previsor”, bromeaba la plataforma de pago.

A falta de conocer quién fue el autor del robo, este incidente ha servido para que la serie siga trayendo cola y sus seguidores comiencen a especular con los próximos capítulos. Aunque hay quien asegura que el robo es una acción publicitaria más.







Imprimir
te puede interesar
similares