×
hace 5 días
[Internacional]

Cerca de 400 empresas han abandonado Cataluña

La salida de grandes empresas de Cataluña durante los últimos días en busca de una mayor seguridad jurídica

Imprimir
Cerca de 400 empresas han abandonado Cataluña
Cataluña.- La salida de grandes empresas de Cataluña durante los últimos días en busca de una mayor seguridad jurídica ha supuesto un baño de realidad frente al edén económico con que el Govern trataba de apuntalar el andamiaje independentista. Como en los procesos de duelo, la fuga empresarial fue recibida inicialmente desde el Gobierno catalán con una muestra de desdén y negación: «No va a haber una huida de empresas de Cataluña», dijo el consejero de Economía y vicepresidente de la Generalitat, Oriol Junqueras, horas antes de que comenzara la riada de cambios de sede de multinacionales (Sabadell, Caixabank, Gas Natural, Abertis, Agbar, Colonial, entre las firmas con mayor raigambre). Después, llegó la actitud de resignación. No había que preocuparse, argumentaba el portavoz del Ejecutivo catalán, Jordi Turull, porque Cataluña es un país de «pymes».

La marcha de pequeñas y medianas empresas suele ser una tendencia más difícil de detectar, por su menor visibilidad. Pero, según los datos de los registros mercantiles facilitados a ABC, se trata de un movimiento generalizado que se ha acentuado fuertemente desde el pasado lunes, en vísperas de la sesión en el Parlament en la que se esperaba que Carles Puigdemont declarara unilateralmente la independencia. En concreto, 396 compañías han abandonado Cataluña desde el 1-O. La salida de las firmas se incrementó de manera exponencial durante los días 9 y 10 de octubre, cuando 212 y 177 empresas solicitaron, respectivamente, el traslado de su sede social, según dicha estadística registral.

Barcelona se presenta, sin lugar a dudas, como la provincia más afectada (algo que resulta lógico si se tiene en cuenta que es la que disfruta de una mayor actividad económica de la comunidad). Así, en estos apenas diez días ha visto cómo han partido a otras comunidades autónomas 367 firmas. En el caso de Tarragona (12), Lérida (10) y Gerona (7), las cifras resultan bastante inferiores, pero también evidencian un repunte de la incertidumbre a partir del pasado lunes, cuando se produjeron la mayor parte de los cambios de domicilio social.

Contrasta de manera nítida este éxodo corporativo con la recepción de empresas en Cataluña durante las dos últimas semanas. La que tradicionalmente ha sido una de las regiones del país con mayor ritmo de crecimiento empresarial cuantificó desde la celebración del referéndum ilegal, únicamente, la constitución de 22 sociedades procedentes de otras zonas de España.

Esta tendencia de destrucción de tejido empresarial se podría elevar en los próximos días si empresas como Freixenet o Codorníu, que ya se han mostrado dispuestas a dar este paso, y multinacionales como SEAT, Lidl y Nissan finalmente determinan modificar su sede.

En total, ya son seis de las siete compañías catalanas del Ibex (excepto Grifols) las que se han llevado sus sedes sociales a otras regiones: Sabadell, Gas Natural, Caixabank, Abertis, Cellnex y Colonial. Al mismo tiempo, otras seis empresas del mercado continuo se han ido de Cataluña: Applus, Catalana Occidente, Dogi, eDreams, Oryzon y Service Point.

Dos días, un año

Uno de los datos más elocuentes entre las cifras que han recopilado los registros mercantiles es el que pone de relieve que la fuga de empresas durante el día 9 y 10 (últimos datos facilitados por los registradores) resulta similar al número total de empresas que han abandonado Cataluña durante el resto de 2017. Durante los primeros nueve meses de este año 471 empresas han trasladado su sede social procedentes de esta comunidad, frente a la entrada de 443. Junio fue el mes en el que hubo una mayor salida, con 80 traslados, seguido por marzo, con 74, y mayo, con 65.

Menor creación empresarial

La fuga empresarial se ha producido de manera simultánea a la menor capacidad para crear empresas, un ritmo descendente que se aprecia en toda España, pero que resulta más marcado en Cataluña. Durante el tercer trimestre del año, se constituyeron 3.844 sociedades en esta comunidad autónoma, un 26,8% menos que durante el mismo periodo de 2016. Este porcentaje de retroceso duplica al de la media nacional (-11,6%) y dista de regiones comparables, las que disponen de una mayor capacidad de creación de empresas. Así, difiere de Madrid (donde se elevó un 14%) y la Comunidad Valenciana (en la que se redujo un 2,8%). Se aproxima, no obstante, a Andalucía (-19,3%).

De cualquier modo, el fenómeno de la marcha de empresas a otras comunidades no es nuevo en Cataluña. El aumento de la presión fiscal y la incertidumbre política han dado lugar a que, según datos del Registro Mercantil recopilados por la consultora Axesor para ABC, 7.956 empresas hayan trasladado su sede social entre enero de 2008 y agosto de este año. En este mismo periodo, 5.332 firmas decidieron radicarse en esta comunidad, por lo que se calcula que el tejido empresarial ha caído en casi una década en 2.624 empresas. De hacerse efectiva, la independencia conllevaría además el cambio de sede fiscal, lo que reduciría los ingresos de Cataluña en cerca de 1.900 millones de euros.


Imprimir
te puede interesar
[Tiro con Arco]
hace 21 horas
[Coahuila]
hace cerca de 19 horas
[Nacional]
hace cerca de 12 horas
[Comunidad LGBTTTI]
hace cerca de 28 minutos
[Viral]
hace cerca de 20 horas
similares